Enlaces accesibilidad

Sudán del Sur año 1

Por
Una de las estudiantes de la primera promoción de universitarios de Sudán del Sur Roberto Domingo / Pueblo de Dios

Sudán del Sur es el país más joven del mundo. El 9 de julio de 2011 se proclamó la independencia de este país que hace el 193 de la comunidad internacional y el 54 de África. El camino para llegar hasta ese día no fue fácil. Tuvieron que pasar dos guerras civiles -casi 40 años de contienda-, un acuerdo de paz y un referéndum cuya celebración peligró muchas veces.  Al final, la voluntad del pueblo se respetó y las urnas hablaron con una mayoría abrumadora a favor del sí.

En Sudán del Sur una parte significativa de la población es cristiana y la Iglesia ha tenido y tiene un papel muy activo en el nuevo país. Edward Hiiboro, Obispo de Tombora-Yambio nos cuenta que "durante la guerra, el Gobierno estaba demasiado ocupado en luchar. Todos, rebeldes y soldados, estaban luchando. Las organizaciones internacionales que venían a ayudar, cuando había algún problema salían corriendo. Y la Iglesia permaneció. Encontramos una Iglesia que aguantó, que siempre estuvo pie a tierra con la gente y que ahora responde a sus necesidades en la educación, la salud, la construcción de la paz y de la reconciliación, emergencias alimentarias, niños y enfermos de sida."

Con los misioneros combonianos

Pocas congregaciones misioneras tienen una relación tan profunda con una tierra como en el caso de los combonianos con Sudán. Una relación que se remonta a mediados del siglo XIX, cuando su fundador, Daniel Comboni, llegó aquí por primera vez. Durante mucho tiempo en Sudán sólo hubo combonianos y combonianas. Ellos pusieron los cimientos de la presencia de la Iglesia en este rincón de África. Cientos de hombres y  mujeres dejaron lo mejor de sus vidas en el empeño y ahora hay un buen número de misiones repartidas por el país.En nuestro viaje por la ruta comboniana de Sudán del Sur hemos visitado varias misiones: Yirol, Leer, Talí y la propia capital, Yuba.

En Yuba visitamos Radio Bakhita, la primera emisora de la red de radios católicas en el país, donde Alberto Lamana, un misionero zaragozano tuvo mucho que ver en su puesta en marcha. También hemos estado en la Escuela Secundaria Comboni y, por último, fuimos testigos de un acotencimiento histórico: el acto de graduación de la primera promoción de universitarios de Sudán del Sur. En el recinto del arzobispado de Yuba se celebró el acontecimiento que reunió a los jóvenes, sus familias y varios responsables políticos de la región. El jesuita norteamericano Michael Schultheis, contra viento y marea, ha conseguido levantar la Universidad Católica de Sudán del Sur.

Televisión

anterior siguiente