Enlaces accesibilidad

El Messi de la agricultura : el ingeniero navarro Marcos Esteve revoluciona el mundo rural

  • Este ingeniero de 24 años ha incrementado de manera espectacular el rendimiento de los cultivos de cereal que su familia explota en la Valdorba
  • La tecnoagricultura, también conocida como agricultura de precisión, combina el oficio tradicional con las nuevas tecnologías

Por
Agricultura de precisión

¿Se imagina a un agricultor sentado cómodamente en su casa,  ante un ordenador y manejando el tractor que siembra una finca ? ¿No? Pues cada vez estamos más cerca de verlo de manera habitual. Y llegará de la mano de jóvenes como Marcos Esteve, que a sus veinticuatro años ha revolucionado La Valdorba, uno de los graneros tradicionales de la Comunidad Foral de Navarra . Marcos ha creado un programa informático que ya empezó a diseñar con 17 años, cuando su madre, una abogada catalana, decidió dedicarse a la agricultura. Es ya conocido como el Messi de la agricultura de precisión.

El tractor va solo, levanta el apero, gira, vuelve

Con el programa informático de Marcos mejora en primer lugar el uso de la maquinaria, a la que se le saca un rendimiento extraordinario al marcarle la ruta al milímetro, y evitar pasar dos veces por el mismo surco o repetir la siembre en determinados tramos de la finca. Y esta precisión trae consigo también una importante reducción en los costes, no sólo de combustible, sino de todos los abonosos y fitosanitarios que necesita el cultivo. Marcos esunl incentivo para aquellos jóvenes que, cada día con más frecuencia, deciden abandonar el campo y la agricultura. La aplicación de las nuevas tecnologías puede ser un reto para mantenerse en el medio rural.

Parecido a la Fórmula1

Puedes acceder a todos los datos, igual que en la F1

Este programa de Marcos es muy parecido al que se utiliza en la Fórmula 1, en la que se controlan todos los parámetros del coche y todas las reacciones del piloto. Las aplicaciones de este joven ingeniero prácticamente ha duplicado la producción de las fincas de la familia y ha reducido en un 85% los gastos que conlleva. Pero , y tan importante o más, con este sistema de trabajo se ha generado tres toneladas menos de CO2. No es de extrañar que su madre diga que su hijo le ha cambiado la vida.

El futuro

Está al alcance de su mano en un campo en el que la tecnología ha llegado de forma más lenta pero para quedarse, siempre , eso sí, que se mejoren  sustancialmente las conexiones y la banda ancha en zonas de escasa población, como es el caso de Sansomain. Marcos dice que están ya al alcance de la mano los regadíos autónomos o los drones pulverizadores , que sustituyan a  esas faenas eternas con el tractor dando una vuelta tras otra a la finca. Para ello hay que olvidar los límites, y también la burocracia que los atosiga en su trabajo.

Noticias

anterior siguiente