arriba Ir arriba

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, asistiriá este viernes a la ceremonia de inauguración de los Juegos Mediterráneos en Tarragona, a la que también acudirán el rey y el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, pero ha anunciado que rompe toda relación con Felipe VI y no se hará "una foto con los que avalan la persecución de ideas". En una declaración institucional este viernes al mediodía desde el salón Torres García del Palau de la Generalitat, Torras, que ha mantenido la incógnita sobre su asistencia hasta el final, ha explicado que acudirá a la ceremonia porque los Juegos se celebran en Cataluña, y no va a quedarse al margen de actos que se celebren en su "casa" y porque los "ha pagado en gran parte la Generalitat". Además, ha asegurado que la presencia de Felipe VI "no condicionará" al Govern y que "en Cataluña mandan los catalanes".

El rey Juan Carlos ha recibido este martes el alta médica, tres días después de su intervención quirúrgica para sustituir la prótesis de su rodilla derecha a la que se ha sometido en el Hospital Universitario Sanitas La Moraleja. El rey ha bromeado con los periodistas al salir del hospital: "Los 100 metros no sé si los correré, pero andaré mucho mejor", y ha asegurado estar "muy contento" con el resultado". El rey emérito continuará su recuperación en el Palacio de la Zarzuela bajo supervisión del equipo médico de la Casa Real.

El rey Juan Carlos I evoluciona favorablemente de la operación de rodilla a la que fue sometido esta sábado y ha pasado a una habitación de planta del Hospital Universitario Sanitas La Moraleja, tras permanecer 24 horas en observación en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI). Don Juan Carlos abandonó la UCI a las once de la mañana para pasar a una habitación de la clínica, donde poco después ha recibido la visita de su hija mayor, la Infanta Elena. Poco después, ha recibido la visita de sus nietas -la princesa Leonor y la infanta Sofía- acompañadas de sus padres, los reyes Felipe y Letizia, y de su abuela la reina Sofía.

El rey Juan Carlos I evoluciona favorablemente de la operación de rodilla a la que fue sometido esta sábado y ha pasado a una habitación de planta del Hospital Universitario Sanitas La Moraleja, tras permanecer 24 horas en observación en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI). Don Juan Carlos ha recibido la visita de su hija, la infanta Elena, y de sus nietas -la princesa Leonor y la infanta Sofía- acompañadas de sus padres, los reyes Felipe y Letizia, y de su abuela la reina Sofía. La reina Sofía ha cogido de la mano a sus dos nietas, ha dado unos pasos junto a ellas y han posado para fotógrafos y camarógrafos a las puertas del hospital, acompañados de los reyes Felipe y Letizia. El rey Felipe VI ha zanjado con un "todo está bien" la pregunta que una reportera le ha hecho sobre la "imagen de unidad" ofrecida por la Familia Real, una semana después de la polémica causada por las imágenes de la salida de la Catedral de Palma.

El rey Juan Carlos ha sido operado con éxito este sábado para sustituirle la prótesis artificial que le fue implantada en la rodilla derecha hace siete años, según ha informado el Hospital Universitario La Moraleja, donde ha sido intervenido. Por la tarde, don Felipe, doña Letizia y doña Sofía han llegado al hospital a bordo de un coche que conducía el jefe del Estado.

La infanta Cristina ha coincidido este martes en público con los reyes por primera vez desde hace casi un año, en una misa por don Juan de Borbón que ha reunido a gran parte de su familia y ha rendido tributo al conde de Barcelona como artífice de la reconciliación entre españoles. Felipe VI y la Reina Letizia, acompañados por los Reyes Juan Carlos y Sofía, han presidido en la basílica del monasterio de San Lorenzo de El Escorial la solemne eucaristía conmemorativa del 25 aniversario del fallecimiento del conde de Barcelona, a la que han acudido unos 250 asistentes, entre ellos representantes de distintas ramas familiares y personas vinculadas a distintas etapas de su vida.

La expectación de los medios informativos estaba centrada sobre todo en la infanta Cristina (por primera vez en un acto público con los reyes desde el 11 de mayo del año pasado, cuando acudió al funeral por Alicia de Borbón-Parma en la capilla del Palacio Real) que este martes ha entrado sonriente en la basílica junto a su prima la princesa Alexia de Grecia, poco antes que su hermana doña Elena.
 

El rey Felipe VI ha entregado este martes el Collar de la Insigne Orden del Toisón de Oro a la heredera de la Corona, la princesa de Asturias, subrayando ante ella las "exigencias" y responsabilidades que implica su condición: "Te guiarás permanentemente por la Constitución, cumpliéndola y observándola; servirás a España con humildad y consciente de tu posición institucional; y harás tuyas todas las preocupaciones y las alegrías, todos los anhelos y los sentimientos de los españoles". El rey ha explicado que ha decidido celebrar así el día "especial" de su 50 cumpleaños" para poner de relieve, con la mayor solemnidad y simbolismo", su "compromiso personal e institucional con España".

Felipe VI ha rendido homenaje a Juan Carlos I, al que ha felicitado con motivo de su 80 cumpleaños y le agradecido "tantos años de servicio leal a España" y su "ejemplo vistiendo con honor el uniforme" de militar. El rey ha dedicado unas palabras a su padre al comienzo de su discurso en la ceremonia de la Pascua Militar celebrada en el Palacio Real con la presencia de doña Letizia y doña Sofía, a la que también ha felicitado, puesto que cumplirá 80 años en noviembre.

El rey Juan Carlos ha cumplido este viernes 80 años y lo ha celebrado con la familia, aunque de forma privada. A la comida han asistido 70 comensales, entre los que figuran el rey Felipe y doña Letizia junto a sus hijas, la infanta Elena y sus hijos y las hermanas de Juan Carlos, además de otros miembros, como primas del rey emérito y de la rama de los Borbón-Dos Sicilias. La ausencia más sonada ha sido la de la infanta Cristina, sus hijos e Iñaki Urdangarin. Este sábado, el rey Juan Carlos recibirá un homenaje por su aniversario con motivo de la ceremonia de la Pascua Militar, que presidirá Felipe VI en el Palacio Real.