arriba Ir arriba

Diecinueve muertos y 25 heridos tras un apuñalamiento en una residencia de discapacidados en una localidad a las afueras de Tokio en Japón. El presunto atancante, de 26 años y extrabajador del centro, se entregó a a la Policía tras cometer el crimen. Todo apunta, según las investigaciones, a que el atacante tendría algún tipo de desequilibrio.

Los ciudadanos y turistas de Múnich tratan de recuperar la normalidad tras el trágico tiroteo del viernes, en el que un joven de 18 años mató a nueve personas y luego se suicidó. "El amor es más fuerte que el odio", puede leerse en algunos de los mensajes depositados en diferentes puntos de la ciudad. Flores y velas en las calles reflejan una tragedia que será difícil de olvidar.

El autor de la matanza de cinco policías en Dallas (Texas), Micah Xavier Johnson, planeaba un ataque de mayores proporciones para "hacer pagar" a los agentes por la violencia contra las minorías, ha revelado este domingo el jefe de la Policía local, David Brown, en una entrevista con CNN. "Nuestro registro de la casa del sospechoso nos lleva a creer, basado en los materiales para la fabricación de bombas y el diario que encontramos, que había estado practicando detonaciones y que tenía material suficiente para haber provocado efectos devastadores en nuestra ciudad y nuestro área del norte de Texas", ha afirmado el jefe de Policía de Dallas.

En varias ciudades estadounidenses continúan las protestas a raíz de la matanza de Dallas, que se saldó con cinco agentes de policía asesinados por un francotirador. Los manifestantes eran tanto de raza negra como de raza blanca, y se manifestaban contra dicho asesinato, así como contra los abusos policiales contra las personas negras, con el lema "Las vidas negras importan". Ha habido algunos incidentes.

Micah Xavier Johnson, uno de los autores de la matanza este jueves en Dallas (Texas, EE.UU.), en la que murieron cinco policías y otras nueve personas resultaron heridas, estuvo en Afganistán con el Ejército de EE.UU. entre noviembre de 2013 y julio de 2014, según medios locales.

Johnson, de raza negra y 25 años, hasta ahora el único públicamente identificado y abatido tras ser acorralado por la policía, formó parte de la reserva del Ejército estadounidense entre marzo de 2009 y abril de 2015, ha informado la cadena NBC.

Según ha determinado la investigación, Joahnson no tiene antecedentes penales ni conexión alguna con organizaciones terroristas, "tanto dentro de Estados Unidos como en el resto del mundo", ha dicho este viernes a los periodistas Josh Earnest.

Es lo que dio a entender el francotirador que mantuvo fuego cruzado con los agentes durante horas y que finalmente ha muerto por una detonación controlada .El sospechoso también dijo que actuaba solo, aunque las investigaciones iniciales apuntaban a un trabajo en equipo, planeado, y hablan de emboscada, porque los atacantes estudiaron el recorrido de la manifestación y tomaron posiciones estratégicas desde las que disparar. Los organizadores de la marcha han negado cualquier implicación en los hechos, después de que, incluso, apareciera la imagen de algún manifestante como sospechoso. Era una pista falsa. La investigación se centran ahora en tres detenidos. Una mujer y dos hombres, que -de momento- no están colaborando en los interrogatorios. No descartan que haya más implicados, aun por localizar.

Víctor Joel S.C., el abogado peruano en cuyo despacho del distrito de Usera este miércoles fueron asesinadas tres personasdenunció en 2006 que una jueza peruana le pidió que manipulara un proceso judicial contra un narcotraficante de origen israelí.

A raíz de dicho proceso, fue apartada de la judicatura la jueza Ana Luzmila Espinoza, acusada de cambiar el tipo penal por el que se juzgaba al narcotraficante Zeev Chen para rebajar la pena impuesta, de modificar la sentencia para reducir la indemnización que debía pagar de 500.000 a 50.000 soles y de modificar la fecha de un recurso de nulidad para que entrase en plazo.

Es el momento en el que los buzos localizan, en el interior del río, los restos que podrían pertenecer a la víctima. Se encontraban ocultos entre la maleza, junto a una maceta y una sierra, que el presunto asesino habría utilizado para matar y descuartizar a la mujer. Él mismo lo confesó anoche. Se vino abajó ante una patrulla que acudió a su domicilio, después de que la Ertzaintza recibiera una llamada anónima alertando de los hechos.