Anterior El drama, protagonista de la próxima semana Siguiente Por qué no te puedes perder el estreno de OT. Te damos 10 razones Arriba Ir arriba

Vincent, el niño de dos años que arrasa con su versión de "Euphoria"

  • Vincent es la nueva estrella de las redes sociales con su interpretación de "Euphoria"

  • La cadena sueca SVT utiliza ahora su vídeo para promocionar el Melodifestivalen 2013

|

El pasado año, Loreen saboreó las mieles del éxito con "Euphoria", canción con la que consiguió el triunfo en Eurovisión 2012 y que se ha convertido en uno de los hits más vendidos en Europa en los últimos meses. La canción tiene algo especial, envolvente e hipnótico y prueba de ello es que no solo ha conquistado a los eurofans de medio mundo, sino también a los niños más pequeños, como Vincent.

Vincent es un niño sueco de tan solo dos años y medio que, a pesar de que apenas sabe hablar, es capaz de cantar y bailar "Euphoria" del tirón y con un outfit similar al de Loreen. Su representación es cuanto menos sorprendente para un niño de su edad y, por ello, sus padres colgaron hace unas semanas en Facebook y YouTube un vídeo del pequeño Vincent actuando delante del espejo de la casa familiar.

de ahí, al estrellato: el vídeo ha recibido medio millón de visitas en poco más de un mes y la televisión sueca SVT se ha hecho con los derechos del vídeo, que ya utiliza como promoción de la próxima edición del Melodifestivalen (festival de música en el que cada año se elige al representante de Suecia para Eurovisión).

Loreen: "Vincent irradia una energía limpia"

Por supuesto, Loreen es una de esas miles de personas que ya han visto el vídeo de moda en el norte de Europa. "Vincent irradia una energía limpia, y ese es el efecto que busco. Los mayores tenemos mucho que aprenden de los niños, deberíamos ser libres y entusiastas como ellos", explicó la cantante el pasado mes de diciembre en una entrevista concedida al diario Expressen.

¿Es Vincent un genio? Su madre, Emma Gustavsson, le quita importancia al asunto y asegura que todo se debe a que en el último año, su hijo le pedía cada día ver vídeos de Loreen cantando "Euphoria". Y, de tanto verlo, ha acabado por interiorizar cada uno de los movimientos de la famosa coreografía de la cantante sueca.