"Cañas y barro". La puesta en valor de Blasco Ibáñez a través de la televisión

  • Dirigida por Rafael Romero Marchent, supuso la recuperación televisiva de un autor relegado durante el franquismo
  • Convertida en un símbolo de la tele de la Transición,  contó con un presupuesto de más de 70 millones de pesetas

RTVE.es 

El 26 de marzo de 1978 se emitió por primera vez en televisión "Cañas y barro", la serie que, basada en la novela homónima de Blasco Ibáñez , supuso una nueva puesta en valor del escritor valenciano gracias a la televisión.  "Blasco había vivido su edad de oro en la gran pantalla gracias a las adaptaciones cinematográficas de varias de sus obras, primero en los años 20 y posteriormente en los 50 y 60. En plena transición a la democracia, la televisión le regaló una segunda juventud", tal y como analiza con detalle la periodista Montse Fayos en un artículo de la revista Arte y Libertad.

La adaptación de la novela al lenguaje audiovisual corrió por cuenta del escritor, guionista y cineasta Antonio Mur Oti, que convirtió el bestseller de Blasco en una serie de 6 capítulos de 55 minutos.

La serie se rodó en El Palmar y la Albufera valenciana, contó con un presupuesto de más de 70 millones de pesetas y un elenco de lujo encabezado por Alfredo Mayo, Manuel Tejada, José Bódalo, Luis Suárez y una entonces jovencísima Victoria Vera.

En pleno rodaje de la serie, el productor Eduardo Manzano dejaba clara su decisión de no regatear esfuerzos: "Se trata de llevar con la mayor dignidad al cine a un autor que, por motivos de todos conocidos, ha permanecido durante muchos años relegado de la publicidad y del reconocimiento como autor universal".

El éxito televisivo de "Cañas y barro" animó a Televisión Española a probar suerte con otra obra del escritor, "La Barraca", prácticamente con el mismo equipo y un resultado semejante.

Espacio reservado para promoción
cid:31190