Enlaces accesibilidad

EE.UU. retrasa hasta el 15 de diciembre los aranceles a algunos productos chinos para no dañar la campaña navideña

  • El presidente de EE.UU. asegura que la medida se toma para que los consumidores no se vean afectados en Navidad
  • Entre los productos a los que no se les impone un arancel hasta diciembre, portátiles, videoconsolas y teléfonos móviles

Por
Un camión pasando por delante de unos contenedores en el puerto de Yangshan Deep Water en Shanghai, China. REUTERS/Aly Song/File PhotoReuters

La Administración Trump ha retrasado la introducción de aranceles del 10% sobre ciertos productos chinos electrónicos -como ordenadores portátiles, videoconsolas de juegos y teléfonos móviles, entre otros- desde el 1 de septiembre hasta el próximo 15 de diciembre. Esta decisión se hace pública justo el día en el se ha anunciado que el viceprimer ministro chino, Liu He, y el titular de Comercio, Zhong Shan, han hablado por teléfono con el representante comercial de EE.UU., Robert Lighthizer, y el secretario del Tesoro, Steven Mnuchin.

El movimiento sorpresa de Estados Unidos busca dos objetivos: relajar tensiones con China e intentar garantizar que no baja el gasto de las familias en la Navidad. De hecho, el presidente del país, Donald Trump, ha asegurado que el postergar los aranceles se ha hecho "de cara a la temporada navideña", para que los aranceles "no tengan un impacto en los consumidores estadounidenses".

Durante la conversación de este martes, Pekín ha emitido una "protesta solemne" contra los nuevos derechos de aduana -que prevén gravar con un 10% a bienes por valor de 300.000 millones de dólares- que entrarán en vigor el 1 de septiembre y que fueron anunciados hace dos semanas por el presidente del país, Donald Trump, que ha calificado la llamada de "muy productiva", según señala AFP.

El hecho de que los negociadores comerciales de China y EE.UU. hayan contactado por teléfono dos semanas después del anuncio de los nuevos aranceles refleja -asegura la agencia Efe- la creciente preocupación en el Ejecutivo del presidente Trump, sobre el impacto de la guerra comercial en la economía de su país. Funcionarios de ambos países han acordado volver a hablar en dos semanas, según el comunicado emitido por China.

Algunos productos no tendrán aranceles

"Se ha determinado que los aranceles deben retrasarse hasta el 15 de diciembre para ciertos artículos", ha señalado la Oficina del Representante de Comercio Exterior de Estados Unidos (USTR, en sus siglas en inglés), en un comunicado, en el que especifica que entre ellos están, además de varios productos electrónicos, otros como son ciertos juguetes y algunos artículos de calzado y ropa.

El listado incluye, según la agencia Reuters, monitores y cochecitos para bebés, microondas, cámaras de impresión instantánea, timbres, tronas, instrumentos musicales, dispensadores de salsa de tomate, pañales para bebés, fuegos artificiales, sacos de dormir y algunos productos alimenticios.

Mantienen los aranceles del 10% a 1 de septiembre otros productos como pueden ser los esquís, las pelotas de golf, las lentes de contacto, los motores de motocicletas, las baterías de iones de litio, los quitanieves, los animales vivos y los productos lácteos.

También habrá un grupo independiente de productos que estarán exentos por completo de aranceles, algo que se determinará "en función de la salud, la seguridad, la seguridad nacional y otros factores", añade el comunicado, que no especifica nada más. Sin embargo, para algunos bienes las tasas sí tendrán efecto a partir de 1 de septiembre, aunque el Gobierno estadounidense no ha dado más detalles.

Trump se queja de que China no compra productos agrícolas

Poco después de conocerse esta decisión, Trump -a través de su red social Twitter- ha criticado que China no haya comprado productos agrícolas, tal y como asegura que le prometió el presidente chino, Xi Jinping, en el G20.

"Como de costumbre, China dijo que iban a comprar a lo grande a nuestros grandes agricultores estadounidenses. Hasta ahora no han hecho lo que dijeron. ¡Quizás esta vez sea diferente!", ha apuntado. En los últimos días, Trump se ha mostrado muy crítico también con el Gobierno chino por devaluar su moneda frente al dólar.

Noticias

anterior siguiente