Enlaces accesibilidad

La lucha contra el cambio climático elevará el PIB de los países pobres

  • Un estudio internacional prevé que los esfuerzos globales de mitigación reducirán los precios del petróleo
  • Los países de bajos ingresos harán la transición más tarde, beneficiándose del abaratamiento del combustible

Por
Se espera que el cambio climático aumente la intensidad y la frecuencia de episodios como calor extremo, sequías e inundaciones, así como el poder destructivo de ciclones.
Se espera que el cambio climático aumente la intensidad y la frecuencia de episodios como calor extremo, sequías e inundaciones, así como el poder destructivo de ciclones. iSTOCK

Los esfuerzos globales para limitar sustancialmente las emisiones de gases de efecto invernadero en lucha contra el cambio climático probablemente impulsarán el crecimiento del PIB en los países más pobres en los próximos 30 años.

Así se desprende de una investigación realizada por ocho investigadores de instituciones de Estados Unidos y Finlandia, y publicada en la revista Climatic Change. Los investigadores examinaron el impacto que tendría la mitigación del cambio climático global en las economías de los países más pobres, especialmente en Malawi, Mozambique y Zambia.

La devastación causada recientemente por los ciclones 'Idai' y 'Kenneth' en Mozambique y Malawi demuestra las consecuencias que los fenómenos meteorológicos extremos pueden tener en esas economías. Se espera que el cambio climático aumente la intensidad y la frecuencia de episodios como calor extremo, sequías e inundaciones, así como el poder destructivo de ciclones debido a la subida del nivel del mar.

Abaratamiento del petróleo

El estudio muestra que, más allá de los beneficios a largo plazo de la reducción del clima extremo, los esfuerzos globales de mitigación del cambio climático también reducirían los precios del petróleo en las próximas décadas, lo que causaría un importante impulso económico para la mayoría de los países más pobres.

"Está bastante claro que muchos países de bajos ingresos serán los más afectados por los impactos del cambio climático a largo plazo y que los esfuerzos exitosos para controlar las emisiones disminuirán este golpe", apunta Channing Arndt, director de la División de Medio Ambiente y Tecnologías de Producción del Instituto Internacional de Investigación sobre Políticas Alimentarias (Ifpri). "Nuestra investigación ahora proporciona otra justificación para una acción climática robusta: los beneficios económicos de la mitigación llegan mucho antes de lo que se pensaba".

Doble fuente de beneficio económico

La reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero crea dos fuentes de beneficio económico para los países más pobres. Primero, las políticas de mitigación globales efectivas reducirían los cambios en los patrones climáticos locales y las probabilidades de daños de los episodios extremos, lo que permitiría un mayor crecimiento económico que si no se combatiera el cambio climático y el clima más extremo dañara la actividad económica.

Y segundo, las políticas de mitigación exitosas harían que los precios del petróleo bajaran porque se reduciría la demanda de este combustible fósil. Si las naciones más ricas toman la iniciativa de restringir su uso, los países de bajos ingresos podrán hacer la transición un poco más tarde mientras se benefician de precios mucho más bajos del petróleo durante el periodo de transición. Dado que casi todos los países de bajos ingresos son importadores netos de petróleo, esas caídas de precios representarían una ganancia económica significativa.

La investigación sugiere estas dos fuentes de beneficio económico juntas podrían aumentar el PIB promedio de Malawi, Mozambique y Zambia entre dos y seis puntos porcentuales en el año 2050, lo que no ocurriría si las emisiones de gases de efecto invernadero continuaran sin disminuir.

"Las investigaciones anteriores sobre los impactos económicos de la mitigación del clima global han tendido a agrupar a los exportadores de petróleo, como Nigeria y Angola, y a los importadores de petróleo, como Malawi y Zambia, en una sola región agregada que tanto exporta como importa petróleo", apunta Sergey Paltsev, director adjunto del Programa Conjunto sobre la Ciencia y la Política del Cambio Global del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT, por sus siglas en inglés).

Importadores de combustible

Paltsev indica que, sin embargo, cuando se observan los impactos por país, la mayoría de los países de bajos ingresos se benefician no sólo de tener un clima más estable sino también de menores precios de combustible porque son importadores netos de combustible y los volúmenes de importación son grandes en relación con el tamaño de sus economías.

Algunos modelos que evaluan las políticas de emisiones globales de gases de efecto invernadero apuntan que los países pobres harían la transición más lentamente porque sus contribuciones a las emisiones globales son relativamente bajas y ello permite que puedan beneficiarse de la experiencia acumulada en otros lugares.

Pero los investigadores advierten de que la mitigación del clima será efectiva si muchos países en desarrollo se quedan exentos de las reducciones de emisiones requeridas. "No es probable que el impacto del cambio climático se distribuya de manera equitativa en todo el planeta y tampoco hay costes asociados con la reducción de emisiones", recalca Arndt.

"Queremos limitar los efectos perjudiciales del cambio climático en el medio ambiente y en las personas, especialmente en las personas pobres, al tiempo que evitamos perjudicar las perspectivas de desarrollo en el proceso. Los beneficios de la mitigación efectiva que muestra esta investigación podrían ayudarnos a lograr este objetivo".

Noticias

anterior siguiente