Enlaces accesibilidad

'Brexit'

May sobrevive a la moción de censura: "Vamos a seguir trabajando por el 'Brexit'"

  • La primera ministra ha obtenido la confianza de los Comunes con el apoyo de conservadores y norirlandeses y un independiente
  • May llama a dialogar a todos los partidos, pero la oposición rechaza la oferta y deberá replantearse su estrategia para el Brexit

Por
May sobrevive a la moción de censura: "Vamos a seguir trabajando por el 'Brexit'"

La primera ministra británica, Theresa May, ha superado la moción de censura planteada por la oposición laborista por 325 votos a favor de su Gobierno y 306 en contra. El apoyo de 314 de los 317 diputados conservadores, los diez de su socio de gobierno, el DUP, y un voto independiente, han sido imprescindibles para sortear una nueva batalla política en Westminster. May ha conseguido salir indemne de un nuevo intento por derrocarla una vez más, pero el problema en torno al Brexit persiste, sobre todo con un Parlamento muy en contra: la mayoría de diputados del Partido Laborista, el escocés SNP, el Partido Liberal Demócrata, el Plaid Cymru y los Verdes han votado a favor de derrocar el Gobierno conservador.

Seguiremos trabajando por la promesa que hicimos al pueblo, entregar el Brexit

Conseguida la confianza de la Cámara, la líder conservadora ha insistido en que seguirá trabajando para "entregar la promesa que hicimos al pueblo para ejecutar su voluntad", es decir, para sacar adelante el Brexit, para lo que ha invitado a todos los líderes de los partidos a una ronda de contactos para resolver el bloqueo político.

Corbyn ha impuesto como condición que descarte de inmediato la opción de un no acuerdo, cuestión a lo que May ha evitado responder. Sí lo ha hecho su portavoz, que asegura que el Gobierno no va a quitar de la mesa un divorcio sin acuerdo, por lo que los laboristas han decidido rechazar por ahora la invitación y las negociaciones se mantienen estacandas.

El líder laborista había amenazado durante semanas con presentar una moción de censura si el acuerdo del Brexit fracasaba en el Parlamento, pero su plan pasaba por esperar al mejor momento para que prosperase. A pesar de pedir el voto contra un "Gobierno zombie incapaz de obtener el apoyo de la Cámara", el laborista ha fracasado, en parte, porque muchos diputados consideran que no su visión del Brexit es demasiado ambigua. De hecho, varios diputados laboristas han votado en contra porque no creen que Corbyn esté preparado para dirigir el país. 

El 'Brexit' y el tiempo, las encrucijadas de May

May ofrece reuniones a todos los partidos

El resultado del debate solicitado por el líder de la oposición, Jeremy Corbyn, era de esperar, como también lo era la voluntad de gran parte de la Cámara para sustituir a la primera ministra y tratar de cambiar el rumbo del Brexit, que tiene un acuerdo que tampoco gusta entre el ala más euroescéptica del Partido Conservador.

En apenas un mes, May ha sobrevivido a una cuestión de confianza en su partido, que puso de manifiesto la división de un tercio de diputados partidarios de un Brexit más duro, que han decidido permanecer unidos este miércoles con tal de no perder el poder. Sin embargo, nada de esto allana el camino para sacar su acuerdo adelante.

La crisis política abierta tras la abrumadora derrota parlamentaria del acuerdo del Brexit de May ha agravado la profunda división en la clase política de Reino Unido con respecto a la salida de la Unión Europea, por lo que la primera ministra se ha dicho preparada para volver a trabajar "con un espíritu constructivo", a pesar de que muchos diputados le han reprochado en el debate que "no ha querido escuchar" en dos años. Así las cosas, el lunes deberá presentar un plan alternativo en el Parlamento que contente al Parlamento. Salvo alguna aclaración, no está claro qué puede ofrecer, ya que Bruselas ha vuelto a advertir este miércoles de que el acuerdo no se puede volver a negociar

Las mañanas de RNE con Íñigo Alfonso - Charles Tannock, eurodiputado británico: "¿Dónde vamos ahora? Nadie sabe"

El laborismo tendrá que replantearse sus opciones

Durante meses, la política del Partido Laborista ha sido tratar de forzar unas elecciones para desencallar el Brexit, pero agotada esta bala perdida, la oposición deberá replantearse qué estrategia deciden seguir. Hasta ahora, la política para el Brexit de la formación pasa porque el Reino Unido mantenga una relación más estrecha con la unión aduanera.

Una de las opciones sería hacer campaña a favor de un segundo referéndum, aunque no está claro si Corbyn, de quien se especula que está en contra, acabará cediendo, si bien se desconce qué pregunta se plantearía a los británicos. Pero la presión crece por momentos a 72 días para el divorcio: el líder del Partido Liberal Demócrata, Vince Cable, le ha pedido esta misma tarde que "deje de procrastinar" y apoye una nueva votación, también el SNP, los Verdes, e incluso el alcalde de Londres, Sadiq Khan. 

En cualquier caso, esta opción pasaría por solicitar la extensión del artículo 50 del Tratado de Lisboa para poder celebrar la votación. Según el diario The Times, la Unión Europea está estudiando los mecanismos legales para aplazar  el Brexit a 2020, más allá de los tres meses iniciales con los que se había especulado en los últimos días. 

Noticias

anterior siguiente