Enlaces accesibilidad

Guerra en Siria

Siria reconquista Deir el Zor, la última gran ciudad del país en manos del Estado Islámico

  • Tras caer Raqqa, el grupo terrorista pierde el control de otra importante población
  • Las fuerzas sirias avanzan a lo largo del Éufrates, hacia la frontera con Irak
  • Los yihadistas mantienen un bastión justo antes, la ciudad de Abu Kamal
  • El Ejército iraquí avanza por el otro lado para tomar su último reducto, Al Qaim

Por
Un tanque sirio dispara contra la ciudad en la ofensiva para reconquistar Deir el Zor
Un tanque sirio dispara contra la ciudad en la ofensiva para reconquistar Deir el Zor. AFP

Las autoridades de Siria han proclamado este viernes la reconquista total de la ciudad de Deir el Zor de manos del grupo terrorista Estado Islámico, que pierde así la última gran población que mantenía bajo su control en territorio sirio, si bien conserva algunos reductos a uno y otro lado de la frontera con Irak.

Deir el Zor, situada en la orilla occidental del río Éufrates, es la ciudad más grande y más importante del este de Siria, además del principal centro de producción de petróleo del país. Su pérdida, apenas tres semanas después de la caída de Raqqa, la capital del autoproclamado califato, representa un nuevo golpe para los yihadistas, que ven como se esfuman las conquistas que lograron en 2014.

"La Fuerzas Armadas, en cooperación con las fuerzas aliadas, han liberado por completo la ciudad de Deir el Zor del yugo de la organización terrorista Dáesh [acrónimo despectivo árabe del Estado islámico]", ha confirmado a Reuters una fuente militar este viernes.

En esta ofensiva, iniciada en septiembre pasado, las fuerzas gubernamentales han estado comandadas por el general Suheil Hasan, alias el Tigre, que dirigió a finales del año pasado la campaña militar en la localidad de Alepo, la mayor del norte de Siria. Además, han contado con el respaldo de la aviación rusa, encargada de bombardear a los yihadistas, y de las milicias chiíes que patrocina Irán.

Un soldado sirio celebra la victoria contra los yihadistas en Deir el Zor

Un soldado sirio celebra la victoria contra los yihadistas en Deir el Zor. AFP

Limpieza de minas y explosivos

A última hora del jueves, el Observatorio Sirio de Derechos Humanos, una organización no gubernamental con sede en Londres que monitoriza el conflicto de Siria, ya anunció que las fuerzas leales al presidente Bachar al Asad controlaban la ciudad.

Sin embargo, no ha sido hasta la mañana del viernes que las autoridades sirias han proclamado su victoria a través de la televisión oficial, que ha anunciado, citando fuentes militares, que las Fuerzas Amadas habían logrado "liberar" Deir el Zor tras matar a un gran número de extremistas y destruir sus armas y equipamiento.

La cadena ha explicado, además, que los soldados están limpiando de minas y artefactos explosivos dejados atrás por los yihadistas, que controlaban la ciudad desde julio de 2014, si bien algunos distritos y el aeropuerto militar se mantuvieron en poder de las autoridades sirias.

Es el corredor principal entre el desierto de Damasco y el de Yazira, y desde allí Irak

Después, la Comandancia Suprema de las Fuerzas Armadas Sirias ha destacado la relevancia de la victoria en Deir al Zor: "La importancia del retorno de la seguridad y la estabilidad en la ciudad viene por su posición estratégica, ya que es un nudo de comunicaciones que conecta la zona este con la norte y la central, y es el corredor principal entre el desierto de Damasco y el de Yazira, y desde allí Irak", señala en un comunicado.

Vista de Deir el Zor desde las posiciones sirias

Vista de Deir el Zor desde las posiciones sirias AFP AFP

Presión a ambos lados de la frontera

La nota recuerda también la importancia económica de la provincia de Deir al Zor como zona agrícola y como la mayor reserva de gas y de petróleo del país. Y recalca que, tras este triunfo, las Fuerzas Armadas continuarán "la lucha contra lo que queda del Dáesh hasta el retorno de la seguridad y la estabilidad en todas las zonas de la República Árabe de Siria".

Porque, pese a la expulsión de los yihadistas de Deir el Zor y de Raqqa, todavía queda presencia del Estado Islámico en áreas del sur y el este de la provincia fronteriza con Irak. Sin embargo, la coalición kurdo-árabe a la que apoya Estados Unidos y que liberó Raqqa hace unas semanas está presionando a los yihadistas al este del río Éufrates.

Asimismo, las fuerzas sirias y rusas siguen avanzando hacia el sur, con la vista puesta en el último bastión del Estado Islámico, la ciudad de Abu Kamal, situada poco antes de la frontera con Irak. También al otro lado de la raya fronteriza aumenta la presión, ya que las fuerzas iraquíes han lanzado una ofensiva contra su último reducto en suelo iraquí, Al Qaim, donde ya controlan varios barrios.

De hecho, las tropas iraquíes han anunciado este mismo viernes la toma del paso fronterizo con Siria que comunica Al Qaim con Abu Kamal: según ha señalado el subcomandante de las Operaciones Conjuntas, Abdelamir Rashid Yarala, en un comunicado del Centro de Información de Guerra del Ejército, el Ejército iraquí controla ya el paso de Hasiba.

Israel, dispuesto a defender un pueblo druso de Siria contra Daésh

Pese a que el inmenso dominio territorial que el grupo terrorista alcanzó en 2014 está disminuyendo a ojos vista, la presencia del Estado Islámico sigue siendo amplia en diversas zonas de Siria, algunas incluso muy cercanas a Damasco.

Esa presencia ha llevado este viernes a un movimiento extremadamente inusual por parte de Israel, cuyo Ejército ha anunciado en un comunicado que está dispuesto a defender la localidad de Halder, un pueblo de mayoría drusa situado junto a los Altos del Golan y en manos de las fuerzas gubernamentales sirias, de la amenaza de los yihadistas.

"Las Fuerzas de defensa de Israel están preparadas y dispuestas para ayudar a los residentes del pueblo y prevenir daños o la captura de la localidad de Hader por su compromiso con la población drusa", reza la nota.

Aunque la minoría drusa ha sido tradicionalmente aliada de los israelíes, la propuesta es inusual por cuanto Israel es enemigo del régimen de Bachar al Asad y mantiene un conflicto abierto con él por el control de los Altos del Golan, ahora ocupados por el Ejército israelí.

Noticias

anterior siguiente