Enlaces accesibilidad

Google+, ¿la red social para geeks?

  • Aunque no sea su objetivo reconocido, tiene que medirse con Facebook
  • El interés inicial despertado ha causado problemas de funcionamiento
  • Por ahora le falta una característica diferenciadora clara

Por

Al mencionar a Google inevitablemente pensamos en su buscador, sin duda alguna uno de los casos de éxito que ya forma parte de la historia de Internet.

Pero Google no se conforma sólo con el éxito de su buscador, arrollador por otra parte en numerosos mercados, sino que está probando nuevas cosas continuamente en los distintos segmentos de mercado que existen en Internet.

Y si hay uno en el que no se ha ido especialmente bien es en el de las redes sociales, lo que no ha sido óbice para que sigan insistiendo, en este caso con el lanzamiento en pruebas hace un par de días de Google+, su última gran apuesta en este campo, a la que por ahora sólo se puede acceder por invitación, aunque no es difícil conseguirlas.

Tratándose de redes sociales, es inevitable la comparación con Facebook, y aunque Google+ no sea Facebook, lo cierto es que la forma más fácil de describírselo a alguien que no lo haya probado es como un Facebook versión Google.

De hecho, existe ya un plug-in para Firefox que le pone a Google+ el mismo diseño que Facebook que la verdad es que en un primer vistazo podría engañar a más de uno.

Por ejemplo, Google+ tiene un apartado de "Novedades" que es muy parecido y funciona de forma muy parecida al muro de Facebook, permite también subir fotos y etiquetarlas y compartirlas, e incluye un chat grupal.

Incorpora también los llamados Intereses, divididos por temas y que podemos compartir con nuestros contactos, de forma muy parecida a cuando se comparte un enlace en Facebook.

Y de nuevo igual que Facebook, nos va haciendo sugerencias de contactos a los que nos puede interesar añadir y dispone de un sistema de notificaciones para mantenernos al tanto de lo qué pasa.

Pero no todo es igual en Google+ y en Facebook: una cosa que incorpora y que sin embargo no tiene Facebook son los chats de video en grupo de hasta diez personas; una cosa que no tiene, al menos por ahora, son aplicaciones como las de Facebook (FarmVille para entendernos).

La gran diferencia a favor de Google+ es que, tomando buena nota de las fortísimas críticas por la forma en la que trataba la privacidad de los usuarios Buzz, otra red social que lanzó Google a principios de 2010, en este caso hay un control muy estricto de quien puede ver cada una de las cosas que publicamos.

Esto es un cambio enorme respecto a Buzz, que por defecto dejaba a la vista las redes de contactos de sus usuarios, una decisión enormemente criticada en su momento, y que también le costó denuncias a Google, aunque luego este comportamiento por defecto fue modificado.

En Google+ se pueden agrupar los contactos en círculos, equivalentes a las listas de Facebook, y como decía, para cada cosa que publiquemos en Google+ se puede especificar para qué grupos lo estamos haciendo.

También se puede hacer que estas publicaciones luego no puedan ser compartidas por nuestros contactos, para evitar que a través de ellas las pueda ver alguien que no queremos sino ya alguien a quien tan siquiera tenemos agregado como contacto, aunque por ahora esta opción parece no estar colocada en el sitio más obvio y aún hay usuarios que no se han dado cuenta de que está ahí.

Este control de la privacidad, a la espera de futuros desarrollos y mejoras que Google pueda incorporar, es por ahora el argumento «de venta» más convincente de esta red social, pero tiene el problema de que a un enorme porcentaje de los usuarios de redes sociales, y de Facebook en particular, esto probablemente no les preocupe lo más mínimo y sí lo haga mucho más el no poder jugar a FarmVille en Google+, por ejemplo.

Con apenas tres días en funcionamiento, es complicado aventurarse en hacer predicciones, y obviamente aún hay margen para muchas mejoras, pero por ahora la impresión es que a Google+ le falta un argumento convincente si pretende atraer a usuarios de Facebook.

La pinta que tiene es que de seguir así las cosas Facebook va a seguir siendo el reino de los usuarios de perfil menos técnico, mientras que Google+ puede atraer a aquellos usuarios más avanzados a los que sí les preocupa la privacidad y que además ya son usuarios de varios productos y servicios de Google. Claro que cuando Apple sacó el iPod yo estaba convencido de que iba a ser un fracaso, así que que nadie se fíe mucho de mis predicciones.

Noticias

anterior siguiente