Enlaces accesibilidad

Ratko Mladic, el "carnicero de Srebrenica"

       
  • Está acusado de genocio por la matanza de 10.000 personas en Srebrenica
  •    
  • Devoto de la causa nacionalista serbia, dirigió el asedio a Sarajevo en 1992
  •    
  • En busca y captura desde 1995, llevaba en paredero desconocido desde 2001

Por
Foto de archivo de 1995 del exlíder militar serbobosnio Ratko Mladic
Foto de archivo del 15 de noviembre de 1995 del exlíder militar serbobosnio Ratko Mladic EFE EFE

El exjefe militar de los serbios de Bosnia, Ratko Mladic, ha dejado de ser el criminal de guerra más buscado en Europa, 15 años después de la orden de busca y captura contra él por 13 delitos de crímenes de guerra, genocidio y violación de las leyes de Guerra establecidas en la Convención de Ginebra de 1949.

En paradero desconocido desde 2001, Mladic se ganó a pulso el sobrenombre de "el carnicero de Srebenica" por la matanza indiscriminada de más de 10.000  hombres y niños de esa ciudad serbia entre 1992 y 1995.

Ratko Mladic se convierte en el más buscado de Europa

La captura de Mladic era, tras la extradición del otro criminal serbio Radovan Karadzi, la principal reclamación de la Unión Europea para acelerar un acercamiento a Serbia.

Militar de carrera, Mladic nació en 1943 en una aldea en el sureste de Bosnia y su infancia estuvo marcada por la ausencia de su padre, un partisano comunista miembro del ejército comunista del mariscal Tito, que murió a manos de los ustachis, las milicias croatas aliadas de los nazis.

Casado con Bosa Mladic -sobre la que hay abierto un proceso judicial por posesión ilegal de armas- tuvo dos hijos, Darko, que fue sospechoso de darle refugio, y Ana, que se suicidó durante la guerra civil bosnia.

En 1965 se licenció en una academia militar cercana a Belgrado como el primero de su promoción y fue el oficial más joven de su época con el rango de segundo teniente. Tras su paso por Macedonia, Kosovo y Croacia se convirtió de convencido comunista y yugoslavo en un nacionalista serbio.

El asedio a Sarajevo y la masacre de Srebrenica

Su verdadera carrera militar, que le coloca bajo los focos de la atención mundial, comenzó en mayo de 1992 cuando fue nombrado comandante del Ejército de la República Serbia (de Bosnia), proclamada a comienzos de enero del mismo año.

Bajo su mando, el Ejército Serbio de Bosnia, comenzó una guerra de conquistas en pleno conflicto civil. En poco tiempo ocuparon un 70% del territorio de Bosnia-Herzegovina, cuando los serbios eran una minoría, un 30% de la población.

Se le atribuye el asedio a Sarajevo donde murieron más de 10.000 personas, entre ellas 1.500 niños a causa de los bombardeos y los francotiradores.

En 1995 comenzó la masacre a la ciudad de Srebrenica, siguiendo las directrices ordenadas por Radovan Karadzic. El 11 de julio de ese año ejecutaron a 8.000 hombres y niños bosnios y enterrados en una fosa común, el mayor genocidio cometido en Europa desde la II Guerra Mundial.

Una vida de caza y huida

Existen grabaciones, que podrían utilizarse como pruebas, en las que decía cosas como: "Ha llegado el momento de vengarnos de los "turcos" (nombre despectivo para los musulmanes bosnios) en esta región".

La firma de los acuerdos de paz de Dayton, EE.UU, en noviembre de 1995, supuso el final del conflicto en Bosnia.

Desde entonces el TPIY ha dictado tres órdenes de búsqueda y captura contra Mladic por los crímenes cometidos en Bosnia Herzegovina y, en particular, en Srebrenica.

En el año 2002 el Parlamento de Yugoslavia aprobó la ley de cooperación con el TPIY. La normativa permitirá llevar a cabo las extradiciones de todos los presuntos criminales de guerra inculpados por el Tribunal Penal Internacional, TPI.

En junio de 2005 el jefe de los servicios secretos militares de Serbia y Montenegro, Svetko Kovak, confirmó que el general vivió hasta el año 2001 en su casa en el barrio de Banovo Brdo, de Belgrado, donde vivió sin esconderse con el apoyo del expresidente Milosevic. De hecho, se alojó en algunas instalaciones del Ejército para no ser descubierto.

Cuando Milosevic cayó en desgracia y fue arrestado, Mladic tuvo que huir y permaneció oculto. El año pasado, su familia inició un proceso judicial para declararlo muerto porque no había sido visto con vida desde hace años. Ya no podrán cobrar su pensión de viudedad.

Noticias

anterior siguiente