Enlaces accesibilidad

Google evita la censura china desviando su buscador a Hong Kong

  • Google amenazaba con abandonar el país por la censura
  • De esta forma logra, de momento, romper el filtro que impone Pekín
  • La compañía advierte de que el buscador podría ser bloqueado en China

Enlaces relacionados

Por
Tras dos meses de conflicto con las autoridades chinas, Google ha decidido dejar de doblegarse a la censura gubernamental.
Tras dos meses de conflicto con las autoridades chinas, Google ha decidido dejar de doblegarse a la censura gubernamental. REUTERS REUTERS/Jason Lee

Google ha encontrado, de momento, una fórmula para esquivar la censura China sin tener que abandonar el país. Tras días de expectación ante la posible salida del gigante informático del país asiático, Google ha anunciado el desvío a su página en Hong Kong de todas las búsquedas que se hagan en China y así poder saltarse la censura que impone el régimen comunista.

Desde este lunes los internautas que visiten el buscador en su versión china, google.cn, son redirigidos a la de Hong Kong, google.hk, donde se ofrecen los resultados en chino simplificado sin pasar por el filtro del gobierno.

Tras la unificación de Hong Kong y China, la ex colonia del Reino Unido es una de las "dos regiones administrativas especiales" en China y mantiene más libertad y su propio sistema jurídico.

En el blog oficial de la compañía, David Drummond, jefe de la división legal de Google explica que los ciberataques denunciados en enero contra activistas pro derechos humanos "nos llevó a concluir que ya no podían seguir censurando nuestros resultados en Google.cn".

Drummond añade que debido a la sobrecarga que pueden sufrir los "servidores de Hong Kong y la complicada naturaleza de estos cambios" los usuarios pueden ver "ralentizado" el acceso "o encontrar productos temporalmente fuera de servicio".

En el blog, Google explica que ha sido "difícil" encontrar la manera de dejar de censurar los resultados en China pero también añade que son conscientes de las posibles medidas que pueda tomar el Gobierno chino ante esta 'jugada'.

"Tenemos muchas esperanzas de que el Gobierno chino respete nuestra decisión" aunque "somos conscientes de que podría bloquear el acceso en cualquier momento", explican.

Somos conscientes de que podrían bloquearnos en cualquier momento

Para seguir de cerca las más que posibles reacciones del gobierno chino, Google ha abierto una página web que se actualizará diariamente para mostrar qué servicios están disponibles en China.

La web que Google ha habilitado para seguir el estado del acceso a sus servicios en China


Google explica que mantiene por el momento sus operaciones de investigación en China y su departamento de ventas, aunque el tamaño de su plantilla dependerá de si el gobierno bloquea finalmente el acceso al buscador.

En su comunicado, la empresa estadounidense ha querido dejar fuera de este polémico movimiento a sus empleados chinos ante las posibles represalias de Pekín, afirmando que todas las decisiones han sido tomadas por directivos estadounidenses.

Un 'órdago' de dos meses

En enero, Google amenazó con irse del país tras denunciar un ciberataque de piratas informáticos chinos contra los correos privados alojados en sus servidores de disidentes pro derechos humanos, periodistas y empresarios.

La multinacional acusó entonces a Pekín de estar implicado en estos ataques y puso como condición para quedarse que el régimen comunista dejara de exigir la censura previa de contenidos online.

Sin embargo, el Gobierno chino no ha dado un paso atrás y el primer ministro Wen Jiabao recordaba que China da la bienvenida a las empresas extranjeras, siempre y cuando operen "respetando las leyes del país".

China es el país con el mayor número de internautas del mundo, 384 millones a finales de 2009, una cifra más que apetecible para los intereses foráneos. Además de Baidu, el buscador chino, Microsoft podría salir beneficiado si finalmente el gobierno corta el acceso a Google, ya que esta compañía estadounidense sí que ha aceptado censurar los resultados de su buscador Bing.

Tensiones diplomáticas entre EE.UU y China

El ciberataque ha causado tensiones diplomáticas entre EEUU y China, dado que Washington salió en defensa de Google y de la libertad de Internet, se reunió con funcionarios de la embajada de ese país para pedir explicaciones sobre el ciberataque.

Hillary Clinton reconoció que EEUU y China tienen "diferentes visiones" sobre este asunto.

La polémica se suma a la lista de tensiones que mantienen abiertas la primera y la tercera potencias económicas mundiales y que incluyen temas como los derechos humanos, la situación de Taiwán, donde entra en juego el plan de EE.UU. para venderles armas por valor de 6.400 millones de dólares, y los desencuentros sobre el Tíbet (agravados por la visita del Dalai Lama a la Casablanca).

Noticias

anterior siguiente