Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

En la Audiencia Nacional ha arrancado el primer juicio contra José Manuel Villarejo. El comisario jubilado se sienta en el banquillo acusado de tres presuntos casos de espionaje, dentro del llamado caso 'Tándem' y la fiscalía pide más de 100 años de prisión.

En declaraciones a los medios antes de acceder a la sede judicial situada en San Fernando de Henares, Villarejo ha mostrado su confianza en la independencia de los jueces y fiscales "pese a las presiones" que, según le "consta", han recibido.

Además, preguntado sobre un hipotético acuerdo, Villarejo ha sido tajante: "Jamás. ¿Por qué? Somos inocentes", ha señalado, denunciando que nunca se la haya "tratado como un presunto delincuente, sino como a un enemigo al que hay que aniquilar".

Foto: OSCAR DEL POZO / AFP.

El excomisario Villarejo se sienta por primera vez en el banquillo por el caso Tándem. La Audiencia Nacional le juzga por sus actividades paralelas mientras era policía: supuestos encargos de espionaje para extorsionar a los enemigos de sus clientes. A su llegada, ha defendido su inocencia y ha asegurado que su obligación era denunciar las irregularidades de las que tenía conocimiento.

FOTO: EFE/ Fernando Villar

Este miércoles ha comenzado en la Audiencia Nacional el primer juicio al ex comisario José Manuel Villarejo. Una primera parte de la llamada operación Tándem que tendrá que esclarecer el presunto espionaje a un despacho de abogados y a varios empresarios. Se trata de tres investigaciones menores, pero lo que se decida puede marcar el camino que seguirá el resto de la macrocausa. Podría suponer la vuelta de Villarejo a prisión.

Informa Araceli Sánchez.

La Audiencia Nacional celebra este miércoles el primer juicio al comisario jubilado José Manuel Villarejo por tres supuestos encargos de espionaje investigados en la macrocausa conocida como Tándem, por los que se enfrenta a una petición total de la Fiscalía de casi 110 años de cárcel. Casi cuatro años después de ser detenido y tras más de tres en prisión provisional, Villarejo será juzgado junto a más de treinta acusados (entre personas físicas y jurídicas) por tres de las treinta líneas de investigación que configuran esta causa. La sección cuarta de lo Penal ha programado para esta semana dos jornadas de juicio (miércoles y jueves), centradas en las cuestiones previas, de modo que habrá que esperar hasta noviembre para escuchar los interrogatorios de los acusados.

El presidente del PP, Pablo Casado, sobre el caso Kitchen: "No tengo nada que ver, ni nada que temer con Villarejo". Añade que el que puede tener "algo que temer o algo que esconder" es el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y recuerda que ya se lo preguntó en sede parlamentaria. Insiste en que "el juez ha dicho que la secretaria general del partido, María Dolores de Cospedal, no tiene ninguna responsabilidad" y "es inocente". Subraya que "esta direccìón es honesta, es transparente y ha erradicado cualquier falta de ejemplaridad", mientras que Sánchez mantiene a "ministros de los EREs y sigue manteniendo acusaciones en un caso que tanto él como la fiscal general de estado tienen mucho que callar. Eso es lo que nos diferencia también".

TVE ha tenido acceso a los audios de la declaración de María Dolores de Cospedal ante el juez que investiga la 'operación Kitchen'. La exsecretaria general del PP reconoce que pidió al excomisario Villarejo información de las filtraciones que podían afectar a su partido, pero asegura que no le hizo ningún encargo. Este martes, Villarejo ha asegurado que sus reuniones con Cospedal eran de carácter profesional y ha vuelto a insistir en que se comunicaba por teléfono con Mariano Rajoy.

RNE ha tenido acceso a la declaración de la ex secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, ante el juez del ‘Caso Kitchen’. Niega haberle hecho ningún encargo a Villarejo, reconoce que su relación con él empieza cuando se lo presenta su marido en 2009 y reconoce sus encuentros en persona con el ex comisario. Añade que nunca supo que existía un acuerdo con el ex chofer de Bárcenas, Sergio Ríos. Villarejo ha dicho hoy, también en la Audiencia, que nunca cobró del PP. Informa Araceli Sánchez.

El excomisario José Villarejo, que ha declarado este viernes como imputado en la Audiencia Nacional por la 'operación Kitchen', ha ratificado su versión ante el juez Manuel García Castellón. A su salida, ha dicho ante los medios que el expresidente del Gobierno Mariano Rajoy tenía un "interés personal" en la presunta operación parapolicial y ha asegurado que le mantenía informado de la misma a través de mensajes de móvil.

También ha justificado que entraba en secreto por el garaje a la sede del PP a reunirse "ni se sabe" cuántas veces con la exsecretaria general del partido María Dolores de Cospedal porque "el trabajo de inteligencia tiene estas cosas".

Y ha asegurado que la entonces vicepresidenta del Ejecutivo, Soraya Sáenz de Santamaría, "estaba informada al igual que el presidente del Gobierno", ya que era "responsable máxima del CNI" (en la época de Rajoy, el Centro Nacional de Inteligencia dependía de Defensa y de la Vicepresidencia). Dice que tanto es así, que le acompañó al despacho de Rajoy en el Congreso para revisar si había o no algún micrófono para escucharle.

El excomisario José Villarejo, ha ratificado este viernes su versión ante el juez del caso Kitchen. A su salida de la Audiencia Nacional, ha dicho ante los medios que el expresidente del Gobierno, Mariano Rajoy, tenía un "interés personal" en la presunta operación parapolicial de espionaje al extesorero del PP, Luis Bárcenas, y que le informaba a través de mensajes. Villarejo estaba citado a las 09.30 de la mañana este viernes para dar al juez su versión sobre los presuntos contactos que mantuvo con Rajoy y la ex secretaria general del PP María Dolores de Cospedal en relación a la operación que se habría montado en 2013 para sustraer a Bárcenas documentación comprometedora para el partido.

Foto: El excomisario José Villarejo atiende a los medios al salir de la Audiencia Nacional en una imagen de archivo. Emilio Naranjo /EFE.

La ex secretaria general del PP María Dolores de Cospedal se ha desvinculado este martes ante el juez Manuel García-Castellón del conocido como caso 'Kitchen' y de las anotaciones del excomisario José Manuel Villarejo que la involucran en el presunto espionaje al extesorero del partido Luis Bárcenas, si bien ha reconocido que se reunió con él varias veces a solas en la sede del PP en la calle Génova con la intención de que le contara lo que sabía sobre filtraciones a la prensa relacionadas con el PP y con ella. Foto: EFE/Chema Moya