Enlaces accesibilidad

TINTAS

Cecilio G.: "Una persona cuerda no se tatúa"

Por
Tintas - Capítulo 3 - Cecilio G

Juan Cecilia Ruiz, más conocido en el mundo de la música como Cecilio G., es una de las figuras nacionales más relevantes en el panorama del trap. El barcelonés de Bogatell se sincera sobre sus cientos de tatuajes y explica el significado de algunos de ellos en el tercer programa de ‘Tintas’.

El Ceci, tal y como le llama toda persona que haya bailado alguna vez su ‘Pikete espacial’, es un artista polifacético que no solo ha realizado música trap, sino que también ha hecho punk y ha interpretado un personaje fusión entre George W. Bush y Carles Puigdemont en la webserie ‘Da suisa’, de Venga Monjas.

Tengo demasiados tatuajes

Así es como empieza Cecilio G., quien se hizo su primer tatuaje (un búho) justo encima del pecho derecho a los 15 años y de borrachera. Y a pesar de que sería uno de los pocos tatuajes que más de una vez ha pensado en tacharse, la realidad es que jamás lo hará.

Además, por haber estado viajando continuamente para pintar grafitis por el mundo, Cecilio G. tiene distintos dibujos pertenecientes muchas veces al mismo artista. De hecho, cuando comenzó a tatuarse con sus amigos en Madrid, reconoce que lo hacían de una forma muy ‘underground’.

Otro de los ‘tattoos’ que Cecilio G.se hizo tras una de esas fiestas de las que apenas te acuerdas al día siguiente es un enorme Gyarados sin acabar en su abdomen: “Venía de un cuelgue después de un ‘after’ y no conseguía aguantar. Al final se ha quedado así sin acabar”, explica.

Los ‘tattoos’ pierden sentido con los años

¿Alguna vez has pensado qué te tatuarías y por qué? Cecilio G. tiene muy claro el por qué de la tinta en su dermis: “Es mejor hacerlo por estética o por humor. Al final la mente cambia con los años y por eso los tatuajes pierden sentido con el paso del tiempo”.

Por eso mismo, Cecilio G. decidió darle el significado propio a cada dibujo que quería que formase parte de él para siempre. De esta forma, el trapero optó por muchos diseños relacionados con la cultura popular o iconos de la generación milenial, como la pantera rosa, el científico de dibujos animados Dexter, un bote de Licor del Polo o la típica cara sin rostro que se dibuja al decir “un seis y un cuatro, la cara de tu retrato”.

Sin embargo, Cecilio asegura que hay bastante diferencia a la hora de realizarse un tatuaje con la máquina eléctrica o con aguja de forma manual: “Con el segundo método se cura mucho mejor”. Algunos de los tatuajes que el artista catalán no ha querido explciar son la cruz en su frente o la hoz y el martillo en su brazo, ambos símbolos representativos de algunas de las creencias más históricas de la humanidad.

PLAYZ

anterior siguiente