"Un chien andalou" de Luis Buñuel

  • Un Chien Andalou recrea los sueños de Buñuel y Dalí
  • La copia actual contiene siete minutos más que la original
  • Jean Claude Carrière guía a Juan Carlos en el descubrimiento de la película

"Un chien andalou"
Reportaje elaborado por: Rosa Masip, Gonzalo Bello, Josep Parés, Marta Vilanova, Pol Graell, Ramon Rull

'La mitad inviisble'  es el programa de La 2 que se emite los sábados a las 19.30horas

La mitad invisible - RTVE es 

Luis Buñuel y Salvador Dalí, amigos y compañeros en la Residencia de Estudiantes en el Madrid de los años 20, recrearon dos sueños que se fundirían en lo que se ha denominado: la primera película surrealista en la historia del cine. Su título es Un Chien Andalou  y en ella aparece el ojo cortado por la navaja, un icono universal a partir de entonces, y ópera prima de Luis Buñuel.

Un Chien Andalou, la primera película surrealista en la historia del cine

Juan Carlos Ortega mezclará su sueño o su vigilia con las imágenes que recrean Un Chien Andalou, una película muda, en blanco y negro, en la no aparecen ni perros ni andaluces. Su guía por este viaje del incosciente será un libro: Mi último suspiro, la biografía de Luis Buñuel, que redactó su amigo y guionista Jean Claude Carrière.

En busca de Carrière, La Mitad Invisible tropezará por París con Juan Luis Buñuel, hijo del director. Luego recorrerá los espacios donde se inventó la película, se rodó y se proyectó. Ayudarán a entender las claves de esta historia algunas reflexiones y análisis como también se descubrirá que la duración de la copia original, del año 1929, y la que hoy se proyecta tiene una diferencia de siete minutos añadidos. Y finalmente Juan Carlos Ortega encontrará a Jean Claude Carrière en su refugio del sur de Francia, donde el sueño dará paso a la realidad, aunque como se habla en esta Mitad Invisible, no se ha de pretender entenderla.

Luis Buñuel dirigió su primera película en París, quizá por ello la tituló Un Chien Andalou, donde no hay alusión alguna de perros o de andaluces. Fue un guión compartido con su amigo Salvador Dalí y a partir de los sueños de ambos. La obra, que se inscribe en el surrealismo y es de pequeño formato, pertenece al cine mudo. A posteriori, se sonorizó y en el centenario de su director se restauró y digitalizó.
Para nuestra sorpresa, la copia actual contiene casi siete minutos más sin haberle añadido ningún plano

 

Comentarios

Espacio reservado para promoción
cid:38630