Enlaces accesibilidad

Los refugiados sirios en países vecinos superan ya los 4 millones

  • En menos de 10 meses, la cifra de refugiados ha aumentado en casi un millón
  • El número de desplazados, dentro del país, es de 7,6 millones
  • La mitad de la población siria ha tenido que abandonar sus hogares
  • ACNUR pide a los países más ayuda para que se pueden cubrir necesidades básicas

Por
Los refugiados sirios en países vecinos superan ya los 4 millones

Ya son cuatro millones de sirios los que han tenido que huir de su país después de cuatro años y medio de guerra. En menos de 10 meses, la cifra de refugiados ha aumentado en casi un millón de personas. El número de desplazados, dentro del país, es de 7,6 millones, en situación muy precaria porque muchos viven en zonas de difícil acceso para las organizaciones humanitarias. Se trata de la mayor crisis de desplazados a nivel mundial desde la Segunda Guerra Mundial, según ACNUR.

"Esta es la mayor población de refugiados de un solo conflicto en una generación. Es una población que requiere apoyo del mundo, pero en lugar de eso viven en condiciones penosas y hundiéndose más y más en la pobreza", ha declarado el alto comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), Antonio Guterres.

Turquía, que comparte frontera con Siria, se ha convertido en el país del mundo que más refugiados acoge. 1,8 millones de sirios han buscado allí refugio. Pero solo 278.000 residen en 25 campamentos establecidos en la zona fronteriza. Las autoridades turcas están construyendo un nuevo campamento en la localidad de Kilis, cerca de la frontera siria, para acoger a cerca de 55.000 refugiados. La Autoridad de Gestión de Desastres y Emergencias del país (AFAD) ha confirmado que este campamento se levantará ante el recrudecimiento de los combates en el norte del país.

Turquía, el país del mundo que más refugiados acoge

El presidente del organismo, Fuat Oktay, ha señalado que las autoridades no son proclives a anunciar la construcción de campamentos para que no se considere como una incitación a que los sirios abandonen sus viviendas sin que haya necesidad. Además, ha añadido que en Kilis hay en la actualidad 123.000 refugiados sirios, lo que supera a los 108.000 residentes de la ciudad. "La AFAD está trabajando para la armonización y cohabitación de sirios y turcos", ha resaltado.

 Mapa de la dispersión de los refugiados sirios en los países vecinos.

Mapa de la dispersión de los refugiados sirios en los países vecinos.

Según ACNUR, 1.172.753 sirios viven en Líbano, 249.726 ya están en Irak, 629.128 en Jordania, 132.375 en Egipto y unos 24.000 se han ubicados en otras zonas al norte de África. Pero la vida de estos sirios en el exilio cada vez es más dificil. Muchos de ellos viven fuera de los campamentos de refugiados y sin papeles que les impide encontrar trabajo. Por lo que la mayoría vive por debajo del umbral de la pobreza. No tienen acceso a agua, vivienda o sanidad. Y la peor parte, como casi siempre en los conflictos, se la llevan los niños que tampoco pueden ser escolarizados. Los menores se han convertido para muchas familias refugiadas en el único recurso para conseguir algún dinero, a través de la mendicidad o de matrimonios forzados para las niñas.

"El empeoramiento de las condiciones está empujando a un número cada vez mayor de refugiados hacia Europa y más allá, aunque la gran mayoría permanece en la región", ha añadido Guterres. "No podemos dejar que los refugiados y las comunidades que les acogen se hundan cada vez más en la desesperación".

La mitad de la población ha abandonado sus hogares

ACNUR había estimado que se necesitarían 5.500 millones de dólares para ayuda humanitaria y de desarrollo en 2015. Gran parte de ese dinero debería ir a los países de la región que acogen a estos refugiados para evitar que se desborden y que reine la inestabilidad. Sin embargo, a finales de junio solo se había recibido una cuarta parte de esa cantidad. La Agencia de la ONU para los Refugiados asegura que los duros recortes supondrán que los refugiados no recibirán ayuda alimentaria, que tendrán dificultades para acceder a los servicios de urgencias y que no podrán enviar a sus hijos al colegio.

De los 22 millones de personas que vivían en Siria antes de que estallara el conflicto, la mitad ha tenido que abandonar sus hogares.

Noticias

anterior siguiente