Enlaces accesibilidad

Irán y las potencias no logran cumplir el plazo acordado pero siguen hablando

  • El ministro de exteriores ruso ha anunciado un principio de acuerdo
  • EE.UU. ha accedido a prolongar el plazo aunque no descarta la vía militar
  • Francia ha abandonado la reunión pero volverá si lo considera útil
  • El plazo autoimpuesto entre el G5+1 y Teherán ha finalizado este martes
  • Las sanciones y qué hacer con el uranio enriquecido son los puntos clave

Por
Irán y las potencias no logran cumplir el plazo acordado pero siguen hablando

Noventa minutos después de la medianoche, momento en el que ha cumplido el plazo acordado para llegar a un acuerdo, el ministro de Exteriores iraní, Mohamed Yavad Zarif, ha confirmado que no se ha alcanzado todavía un acuerdo pero que las partes han decidido seguir negociando el miércoles por la mañana.

Zarif ha declarado que las negociaciones "avanzaron bastante" y ha expresado su esperanza de poder empezar a redactar el texto este miércoles, o sea, un día después del plazo pactado.

"Hemos trabajado desde las siete de la mañana (del martes), fue un día muy ocupado para todas las delegaciones. Hemos logrado bastante pero la gente necesitaba descansar", ha explicado el ministro ante los periodistas en el hotel Beau Rivage Palace donde se celebran estas negociaciones.

Las seis potencias del Grupo 5+1 (China, EEUU, Francia, Reino y Rusia más Alemania) se han mostrado favorables a ampliar el plazo para cerrar un acuerdo hasta las 24 horas de este miércoles en la ciudad suiza de Lausana.

Rusia anuncia un acuerdo de principios

Pocos minutos antes, el ministro de Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, ha ofrecido una versión diferente diciendo que ya se ha logrado un acuerdo de principios en los puntos clave de un eventual pacto.

"Ahora se puede anunciar con suficiente confianza que los ministros alcanzaron un acuerdo en los principales temas", ha maniferstado Lavrov en declaraciones a la prensa rusa.

Según el ministro ruso, la responsable de política exterior de la UE, Federica Mogherini, que coordina el grupo internacional de negociación, anunciará junto con Zarif lo acordado.

En caso de ser un tratado aceptable para todas las partes, los detalles técnicos y legales del mismo deberán ser negociados en los próximos tres meses, para firmar el pacto final y definitivo de aquí al 30 de junio próximo.

EE.UU. accede a alargar las negociaciones

Nada se ha escuchado, en cambio, al final de la jornada de forma oficial de la delegación de Estados Unidos, liderada por el secretario de Estado, John Kerry, quien ha estado en Lausana desde el pasado jueves, en un intento de impulsar las negociaciones con los iraníes.

El Departamento de Estado se ha limitado a anunciar que el presidente, Barack Obabama, ha sido informado por el equipo de Kerry vía vídeo-conferencia sobre lo sucedido en el último día de la cumbre.

Sin embargo, la Casa Blanca se ha mostrado este martes partidaria de ampliar un día más el plazo para alcanzar un acuerdo marco con Irán sobre su programa nuclear, pero ha pedido "serios compromisos" y no ha cerrado la puerta a dar por muertas las conversaciones.

En su rueda de prensa diaria, el portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, ha señalado que, tras un año de negociaciones y el cambio de los plazos en dos ocasiones, "si Irán no toma una postura de mostrar compromisos serios, estamos preparados para considerar otras alternativas", informa Efe.

Último día para que triunfe el acuerdo nuclear iraní

Washington no descarta la vía miliar

Entre ellas, Earnest ha recordado que Washington no ha descartado nunca la vía militar, aunque ha confiado en que, tras los progresos registrados se pueda alcanzar un acuerdo político que servir como marco para negociaciones técnicas. Estados Unidos "no va a esperar hasta el 30 de junio para retirarse", ha sentenciado.

Earnest ha recordado que Estados Unidos busca garantías de que Irán cierra toda vía para obtener un arma nuclear y se aviene a inspecciones estrictas. "Si (los iraníes) no están dispuestos a compromisos que nos den ese tipo de garantías, entonces tendremos que abandonar la mesa negociadora y considerar otras opciones disponibles", ha añadido el portavoz.

Grafismo TVE.

Uno de los puntos clave de la negociación es el número de centrifugadoras para enriquecer uranio que Irán podría mantener tras la firma de un acuerdo. El uranio enriquecido es la materia prima para combustible nuclear que se utiliza en centrales atómicas, aunque también tiene posibles usos militares, en función de su pureza.

Viaje del ministro francés

Por su parte, Francia, el país que en las últimas semanas se ha presentado con la posición más dura frente a Irán, ha anunciado poco después de la última final de la reunión plenaria que su ministro de Exteriores, Laurent Fabius, había abandonado Lausana rumbo a París.

Sin embargo, una fuente de la delegación gala ha explicado a la prensa que el ministro iba a volver a Suiza en caso de ser de utilidad.

Horas antes, Fabius ha reconocido que las negociaciones "avanzan" aunque son "complicadas".

Según varias fuentes, el principal escollo es cómo levantar las sanciones de la ONU contra Irán y establecer la duración de un acuerdo, que debería tener una vigencia mínima de una década o incluso más, según las potencias occidentales.

El objetivo de un pacto nuclear con Irán es ponerle fin a una década larga de conflicto en torno al controvertido programa nuclear iraní, del que la comunidad internacional teme que tenga intenciones militares, algo los iraníes rechazan.

Las partes intensificaron las negociaciones el lunes y han continuado durante toda la madrugada del martes con encuentros bilaterales, multilaterales y plenarias con y sin la presencia de Irán.

Noticias

anterior siguiente