Enlaces accesibilidad

Más de un millón de personas tienen alguna deficiencia auditiva en España

  • Este sábado se celebra el Día Internacional de las Personas Sordas
  • Miles de personas han salido a la calle para reclamar respeto y más recursos
  • De ellas, más del 97% comunica en lengua oral, según datos del INE

Por
Aún son numerosas las barreras que encuentran las personas sordas

Miles de de personas han salido a la calle para conmemorar el Día Internacional de las Personas Sordas en España bajo el lema "que lo escuche todo el mundo" y han reclamado respeto y más recursos. El objetivo es dar a conocer las barreras a las que se enfrenta el millón de personas que en España tienen alguna deficiencia auditiva y pedir ayuda para que logren la mayor calidad de vida.

En España hay 1.064.000 personas, mayores de seis años, que tienen una discapacidad auditiva de distinto tipo y grado, representando el 8% de la población. De ellas, más del 97% comunica en lengua oral, según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE).

El Día Internacional de las Personas Sordas fue impulsado por la Federación Mundial de Personas Sordas (WFD) en la década de 1950, y se organiza, desde entonces, por las asociaciones de personas sordas de todo el mundo.

En España, Tanto la Confederación Estatal de Personas Sordas (CNSE) como la Confederación Española de Familias de Personas Sordas (Fiapas) trabajan en la defensa de las personas sordas y por su plena inclusión.

"La diferencia nos enriquece"

Por su parte, la CNSE ha reivindicado vivir en una sociedad en la que se respeten los derechos de las personas sordas. En un manifiesto, ha afirmado que "las personas sordas somos diversas, pero todas queremos vivir en una sociedad que nos respete".

Queremos vivir en una sociedad que nos respete

En este sentido, ha recordado que la diversidad, "lejos de ser una amenaza, es un factor de progreso. La diferencia no nos limita; nos enriquece. Porque en cuestión de personas sordas, todo es complementario. Todo suma".

Del mismo modo, ha subrayado que "si tenemos que elegir, elijamos combatir el desconocimiento, la falta de voluntad o los prejuicios sobre las personas sordas en general y sobre la lengua de signos y quienes las utilizamos. Elijamos el derecho a elegir todo aquello que favorezca el empoderamiento y la inclusión de cualquier persona sorda en la sociedad".

Asimismo, ha recordado reivindicaciones como el acceso a la información y a la comunicación mediante servicios de interpretación y videointerpretación gratuitos y de calidad; el derecho al empleo, a una formación sin barreras y a una educación bilingüe en lengua de signos y con las adaptaciones técnicas necesarias; o contar con servicios de emergencia, teleasistencia y atención sanitaria accesibles, entre otras.

Noticias

anterior siguiente