Enlaces accesibilidad

Irán y las potencias acercan posturas tras retomar las negociaciones sobre el programa nuclear

  • Ashton dice que Teherán ha presentado un plan "más detallado que nunca"
  • Ha puesto sobre la mesa el retorno de las inspecciones sorpresa del OEIA
  • Al mismo tiempo, Teherán y Reino Unido acuerdan mejorar sus relaciones

Por
Las potencias e Irán ultiman la hoja de ruta sobre el programa nuclear

Irán ha presentado un plan "más detallado que nunca" para alcanzar un acuerdo con las potencias mundiales sobre su programa nuclear y las partes han cordado una nueva ronda de conversaciones los próximos 7 y 8 de noviembre.

Las conversaciones empezaron este martes con esperanzas renovadas tras el reciente cambio de presidente en Irán. Al término de dos días de reuniones en Ginebra, la jefa de la diplomacia europea, Catherine Ashton, ha dicho que el plan presentado por Irán para hacer más transparentes las intenciones de su programa nuclear "ha sido el más detallado que jamás se ha recibido".

Por su parte, el ministro de Asuntos Exteriores de Irán,  Mohamed Yavad Zarif, ha dicho que espera que este encuentro haya supuesto "el inicio de una nueva fase de nuestras relaciones".

"Es un nuevo equipo, hemos tenido la oportunidad de entrar en muchos más detalles que nunca antes", ha dicho Ashton este miércoles en una breve declaración en nombre de los países del G5+1 (Estados Unidos, China, Reino Unido, Francia y Rusia más Alemania).

Sanciones por inspecciones

Ashton ha confirmado que las negociaciones políticas continuarán en Ginebra el próximo 7 y 8 de noviembre, pero que antes habrá reuniones de científicos nucleares y expertos en sanciones económicas de ambas partes.

"Van a abordar las diferencias existentes y proponer medidas prácticas" para garantizar que el programa nuclear iraní es pacífico y que Estados Unidos y la Unión Europea están dispuestos a aliviar las sanciones económicas que pesan sobre Irán desde hace algunos años. 

El martes, el ministro de Exteriores de Irán, Mohammad Javad Zarif, presentó el martes a sus interlocutores una especie de hoja de ruta para convencer de las intenciones pacíficas de su programa nuclear. La primera fase de ese plan pasaría por restablecer la confianza entre las partes, y después, progresivamente, avanzar en la transparencia.

Aunque no se hizo pública esta propuesta, este miércoles el negociador jefe de los iraníes ha negado una información previa según la cual en ninguna de ellas se preveía la adhesión total de Irán a las normas internacionales. Abbas Araghchi ha dicho que la aplicación del llamado Protocolo Adicional, que permite las visitas sorpresa de los inspectores de la Organización Internacional de la Energía Atómioca, sí está incluida en las fases finales del plan.

Irán, firmante del Tratado de No Proliferación nuclear, aplicó de manera voluntario este protoco entre 2003 y 2005 y abandonó esa transparencia cuando el programa iraní fue llevado al Consejo de Seguridad de la ONU.

Impulso de la diplomacia

Al margen de esta negociación, se han producido reuniones bilaterales entre Irán y los representantes de EE.UU, Rusia y Reino Unido, además de con Suiza, anfitrión de los encuentros. En la cita entre los delegados iraníes y británicos se ha acordado el nombramiento de los respectivos encargados de negocios, un paso para retomar sus relaciones diplomáticas.

A la conclusión de todos esos encuentros, Yavad Zarif ha dicho: "Hemos tenido dos días de consultas extensas y útiles que esperamos sean el inicio de una nueva fase en nuestras relaciones para cerrar una crisis innecesaria y abrir nuevos horizontes".

Por su parte, el Gobierno israeli asiste con muchos recelos a estas conversaciones y ha expresado su temor de que Teherán esté engañando a las potencias. A última hora de la tarde, el primer ministro, Benjamin Netanyahu, ha anunciado que planea entrevistarse la próxima semana con el secretario de Estado estadounidense John Kerry sobre este asunto y sobre las negociaciones de paz con los palestinos.

Noticias

anterior siguiente