Enlaces accesibilidad

El juez Ruz embarga bienes a Bárcenas tras no pagar la fianza civil de 43,2 millones

  • Ha finalizado el plazo para que depositara la fianza civil que le impuso
  • Embarga su domicilio madrileño de Príncipe de Vergara y otras propiedades
  • La AN confirma la imputación de Bárcenas por simular una venta ficticia

Por

El juez Pablo Ruz ha decretado el embargo de las cuentas bancarias en España y de propiedades inmobiliarias del extesorero del PP Luis Bárcenas al transcurrir el plazo para que depositara la fianza civil de 43,2 millones de euros que le impuso y para que él designara los bienes susceptibles de embargo.

En concreto, el juez decreta en un auto el embargo preventivo de su domicilio madrileño en la calle de Príncipe de Vergara, de una vivienda en el barrio de Peñagrande, de una vivienda unifamiliar en en el municipio leridano de Naut Aran, cercano a la estación de esquí de Baqueira Beret, y de dos plazas de garaje en esa localidad, propiedad de Bárcenas al 50 p% y de su esposa Rosalía Iglesias al otro 50 %.

Además le embarga sus cuentas bancarias en España en la entidad Bankia, en las que acumula 700.000 euros, así como las que tiene en Caixbank, "pendientes de valoración final", sin perjuicio de las restantes medidas de bloqueo sobre las diferentes cuentas bancarias ya acordadas.

Tras otorgarle díez días para depositar la fianza civil de 43.250.000 euros, una vez vencido ese plazo, Ruz le dio otros tres días para que entregara una lista de sus bienes susceptibles de ser embargados, lo que Bárcenas tampoco ha cumplimentado, por lo que los bienes que se embargan los ha escogido el juez.

En un proceso como este lo primero que se procura para atender la fianza civil es conseguir dinero en efectivo de los imputados, y en una segunda fase se recurre al embargo de sus bienes.

Esta fianza, cuya cuantía casi duplica los 28,1 millones de euros que pedía la Fiscalía al aumentar Hacienda la cantidad defraudada, responde a las responsabilidades pecuniarias a las que tendría que hacer frente el extesorero si finalmente es condenado y es independiente de la situación procesal de Bárcenas, que permanece en prisión incondicional desde el 27 de junio.

Al extesorero se le imputan delitos fiscales, de blanqueo de capitales, cohecho, falsedad documental y estafa procesal en grado de tentativa.

Más de 32 millones de responsabilidades pecunarias

Además, Ruz ha cuantificado que las responsabilidades pecuniarias por todos esos conceptos ascienden a 32.405.119 euros, a los que añade el tercio legal para el cálculo de la fianza civil.

El cálculo se ha hecho teniendo en cuenta los últimos informes aportados por la Agencia Tributaria al juez y que llegaron días después de que la Fiscalía Anticorrupción reclamara una fianza de 28,1 millones el pasado 27 de junio, el mismo día que Bárcenas ingresó en prisión.

Hacienda aumentó en esos informes el dinero supuestamente defraudado por Bárcenas tanto en su declaración de IRPF como de Patrimonio en 2002, 2003, 2006 y 2007, tras el hallazgo de una nueva cuenta en Suiza en la entidad Lombard Odier, en la que llegó a acumular 26 millones de euros -lo que elevó su fortuna a 48,2 millones-, y a ello se añaden los intereses de demora.

La AN confirma su imputación por simular una venta ficticia

Por su parte, la Sección Cuarta de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional ha confirmado la decisión de Ruz tras la declaración prestada por la falsa marchante Isabel Mackinlay, que aseguró que simuló la venta ficticia de cuatro cuadros con los que el matrimonio blanqueó casi medio millón de euros.

El juez señalaba que el supuesto contrato de mediación para la venta de los cuadros, "no reflejaría operaciones reales" sino que se habrían elaborado para "inducir a  error a los órganos jurisdiccionales y obtener el archivo de la causa respecto al delito fiscal" que se imputaba a su mujer.

Además, especifica que de los datos que obran en la causa se deduce "que los aludidos contratos no respondían a ninguna realidad, pareciendo responder a la idea de haber sido enteramente simulados, lo que unido a otros detalles como la inveracidad de fecha y lugar, impediría su pretensión de atipicidad".

Noticias

anterior siguiente