Anterior La Guardia Costera italiana rescata a cerca de 1.800 inmigrantes y cinco cadáveres frente a la costa libia Siguiente Mueren ahogadas cuatro personas subsaharianas mientras trataban de llegar a nado a Ceuta Arriba
Julie Delpy llega como directora a San Sebastián

Julie Delpy logra un divertidísimo milagro coral en "Le Skylab"

  • La actriz y directora compite con su cuarta película

  • "Le skylab" está inspirada en la familia e infancia de Delpy

|

Dos visiones de la familia bajo el prisma de la infancia iluminan hoy el día en San Sebastián. Un día de vacaciones en la costa de Bretaña extraído de la memoria de la actriz y directora Julie Delpy, y el relato de Hirokazu Kore-eda acerca dos hermanos japoneses separados tras el divorcio de sus padres, han elevado la calidad del festival en su sección oficial. Desde la comedia (Le Skylab) y una delicada poesía (I wish), cada una a su ritmo, las dos películas se presentan como candidatas a casi todo.

 

"Sí, para mí la familia es importantísima pero no sé por qué, no soy capaz de explicarlo", dice Julie Delpy. Su cuarta película es un relato coral de una reunión familiar para celebrar el cumpleaños de una abuela, ambientada en 1979 e inspirada en la familia de la propia directora. "El objetivo era hacerla de modo que no hubiera barreras entre la pantalla y el público. Para mí el cine es intentar que las personas olviden la realidad exterior".

 

Delpy interpreta un papel basado en su  madre, fallecida un año y media antes del rodaje: un personaje con la liberación sexual de Mayo del 1968 que idealiza la llegada al poder de los socialistas. "Los personajes están inspirados en mis padres, que eran ultraliberales y anarquistas. Me educaron como un animal salvaje".

 

Delpy se muestra inteligente, lúcida y vital. De mentalidad liberal, pero amante de la compañía, asume sus contradicciones: "La familia no me gusta nada, a veces la odio, pero también me encanta que esté reunida. Es tan importante, en cierto sentido…".  Y su mirada se queda colgada sin acabar frase alguna.

Un milagro coral

La comedia no engaña: si hay risa, es buena. Le Skylab es, por definición, buena. Pero es más que una comedia. Es la entrada a vivir un momento, a experimentarlo. Y especialmente sobresaliente en la representación del universo infantil.

 

En la mejor tradición coral francesa, la película de Delpy tiene momentos milagrosos en la descripción de la familia latina. Le skylab va embriagando al mismo ritmo que sus personajes beben vino alrededor de la mesa del jardín. La ligereza del relato no puede ocultar la dificultad de planificar las secuencias y conseguir un movimiento tan real.

 

Se puede decir que Le Skylab no tiene argumento, es pura exposición. No hay sátira ni maltrato de los personajes para conseguir las carcajadas. Delpy ha conseguido crear un espacio en el que todos sus actores deambulan con naturalidad total. “Lo importante es que todos los actores estaban dedicados a sus personajes, aunque estuvieran en segundo plano. A veces se les ve de perfil pero siguen siendo sus personajes”, explica la actriz.

 

Tradicionalmente castigada en los festivales, la comedia (vital) tiene esta semana una gran oportunidad de ajustar cuentas.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente