Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

El 6 de octubre del año pasado la sección de Pedro Águeda terminaba con José Joaquín Sánchez Frutos, ‘El Jaro’, quien inspiró la cinta Navajeros, en el suelo, agonizando con 16 años del disparo que un vecino de El Viso había realizado contra el grupo de jóvenes a los que había visto desde su casa asaltar a un viandante.

El periodista Jesús Duva, reportero de primera línea en aquel Madrid de la Transición, se preguntó un día “¿Quién mató al Jaro?” y si había respondido por ello. Las respuestas fueron publicadas recientemente en la prensa. Pero, ¿quiénes eran el Jaro y su banda y cómo se hicieron tan populares? Te lo contamos en esta sección del 24 horas de RNE.

En Nápoles están retirando varios altares y murales de homenaje a la Camorra. El último en desmantelar ha sido el dedicado al fallecido Emanuele Sibillo, el jefe de la llamada "banda de los niños", líder de un grupo de despiadados menores sicarios. Su legado sigue hoy muy presente. En especial en su barrio, porque Sibillo sigue siendo visto como una leyenda, como un héroe, especialmente por adolescentes y familias jóvenes de Nápoles. Iban a rendirle tributo en un altar de un patio del edificio en el que vivía. Sus padres lo habían ocupado y cerrado con llave, y habían puesto sus cenizas y un busto con su imagen.

Los sucesores del joven mafioso llevaban allí a comerciantes locales para extorsionales. Los carabinieros los desmontaron con la ayuda de los bomberos y ante los gritos de los padres. En la operación detuvieron además a una veintena de miembros del clan. Las autoridades han emprendido toda una cruzada contra los símbolos mafiosos de la ciudad, sean altares o murales, para impedir que otros jóvenes sigan sus pasos. A los 17 años tomó el control de la ciudad, aprovechando la desaparición de los tradicionales de La Camorra, pero a los 19 murió disparado por la espalda por un clan rival.

Hace quince años que los notarios participan en la lucha contra el fraude y el blanqueo de capitales. Esta mañana hemos analizado su trabajo con Pedro Galindo, director del Órgano Centralizado de Prevención en materia de Blanqueo de Capitales del Consejo General del Notariado (OCP) de España. En esta década y media, los notarios han detectado más de 7.300 operaciones fraudulentas. Galindo nos ha explicado cómo es el proceso que les lleva a detectarlas. “La operación sospechosa es perfecta desde el punto de vista jurídico e inusual desde el económico. Una persona que se pone frente a un notario para constituir seis sociedades en una mañana se enfrenta a una serie de preguntas por parte del notario, que denuncia si ve algo raro”. Ahora el entorno digital lo ha complicado todo más y ha hecho que tengan que formarse y perfeccionar sus mecanismos para ser efectivos. También se dedican a detectar operaciones de financiación de terrorismo, 7 en los últimos años, y del crimen organizado. “El crimen organizado tiene una estructura que sabe profesionalmente como mover ese dinero. España es un país turístico, que atrae inversión y que es un país atractivo para lavar dinero”, ha dicho Galindo. Cree que hay países del entorno Europeo como Luxemburgo o Malta que son un problema “porque los defraudadores saben que lavar activos allí es algo muy sencillo. Eso sí, cuando llegan a España se tienen que enfrentar al notario, que no aprobará nada que no vea claro”. Galindo defiende que el intercambio de información en este sector es básico y que debe quedar claro que en nuestro país no hay impunidad. “Quien la hace la paga y el ámbito notarial es un ejemplo”, ha concluido

El Gobierno mexicano ofrece becas pero lo que faltan, aswguran las ONG, son programas de desmovilización. Unos 300.000 niños y niñas en todo el mundo ejercen como combatientes en algún conflicto armado. Son los niños soldado el 12 de febrero es el Día Internacional que denuncia esta realidad. Algunos están en primera línea de fuego y otros son obligados a servir como cocineros, mensajeros o esclavas sexuales. Otros, son utilizados en ataques suicidas. La experiencia de la guerra deja en ellos un trauma emocional que les acompaña el resto de su vida. Foto: Getty Images

  • En #FluzoPrimerasVeces, Javier Traité inauguró los "ReFluzos" llevando a las redes la batalla de Qadesh.
  • El equipo de “El Condensador de Fluzo” compartió en Twitter los crímenes en la prehistoria, la antigua Roma o el arte.

  • Ya puedes ver #FluzoCrímenes en RTVE A La Carta.

     

Italia ha empezado este miércoles a juzgar a más de trescientas personas acusadas de pertenecer o colaborar con la potente mafia calabresa, la 'Ndrangheta, toda una multinacional de la droga y del delito que se sienta ahora en el banquillo del mayor proceso contra la criminalidad organizada en más de tres décadas. Entre los acusados se encuentran policías, políticos locales y hasta algún antiguo diputado del partido de Berlusconi.

El juicio tiene lugar en un búnker construido a contrarreloj en un polígono industrial de la localidad calabresa de Lamezia Terme (sur) por motivos de seguridad y también para poder acoger a los 355 acusados, a sus respectivas defensas y a los más de 900 testigos. 

Cárcel de Tarragona, madrugada del 2 de marzo de 1974. El verdugo, José Moreno, ha acudido a practicar la que será su primera y última ejecución. No sabe ni cómo se utiliza el garrote vil. La muerte de Heinz Chez resulta atroz y todo para quitar la vida a alguien que ni siquiera existe. El polaco Heinz Chez era en realidad el alemán del este George Mijael Welzel. No tenía 33 años sino 29. Y todo esto, el régimen franquista lo sabía, pero no le interesaba que trascendiera. George había matado al guardia civil Antonio Torralbo el 19 de diciembre de 1972.

Una historia de malas cabezas, un crimen de aficionados, de una crueldad innecesaria, un plan de esos que solo pueden salir mal. Es 1924, Viernes Santo. El Expreso de Andalucía contaba con un vagón de Correos que transportaba la correspondencia que llegaba de toda Europa y que luego era embarcada con rumbo al Norte de África y a Gibraltar. En sus sacas eran trasladadas las nóminas de las empresas coloniales y los fondos para sus gastos. Los viernes, como el 11 de abril de 1924, el dinero que viajaba en el Expreso de Andalucía crecía exponencialmente. Al llegar a la estación de Córdoba, el ordenanza accedió con la Guardia Civil al interior del vagón de Correos y encontraron a Santos Lozano y a Ángel Ors en un charco de sangre. La escena revelaba una gran violencia. Pedro Águeda, en 24 horas de RNE, relata un nuevo capítulo de la crónica negra española.

Con Pedro Águeda siempre recordamos algún crimen todos los martes. Sin embargo, hoy toca hablar de criminales. Estamos en los primeros años del siglo XX y cuando la noche se cierra en el centro de Madrid y Barcelona se adivinan siluetas de tipos vestidos al detalle.

Llevan gorra, pañuelo, chaqueta ceñida, camisa de seda de vivos colores, pantalón de pata de elefante y una cinta roja alrededor de la cintura. Están armados y son peligrosos. Son los apaches.

Un tribunal de Sicilia condenó a cadena perpetua en octubre, en ausencia, al hombre más buscado de Italia, el capo de la Cosa Nostra Matteo Messina Denaro. Participó en los atentados bomba de 1992 que acabaron con la vida de los jueces Giovanni Falcone y Paolo Borsellino.

Messina está desaparecido desde 1993, y se supone que sigue dirigiendo sus redes desde la clandestinidad. Nadie le ha delatado nunca y hay quien piensa que cuenta con apoyo dentro del Estado por los secretos que conoce.

Esta noche Alejandra Suárez Ogorodnikova, hija de uno de los más relevantes espías rusos durante la Guerra Fría, nos hablará de algunas particularidades de los servicios secretos de Vladimir Putin, herederos de la KGB y con un indiscutible poder y liderazgo internacional. Junto al analista de inteligencia, de larga trayectoria dentro de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, Santiago Montesinos nos adentraremos en el oscuro mundo del crimen organizado y algunas de sus consecuencias y ramificaciones.

Tras más de un año de investigaciones, la denominada operación Tortilla ha culminado con la detención de 64 personas acusadas de tráfico de drogas, blanqueo de capitales y pertenencia a organización criminal. El conocido como clan de los Pinchos operaba en las costas de Málaga y Cádiz, aunque el grueso de la organización se ubicaba en el Campo de Gibraltar. Allí, la Guardia Civil ha encontrado hasta un varadero para las narcolanchas en uno de los registros practicados en Palmones (Cádiz). Seis de estas embarcaciones han sido incautadas, además de 16 vehículos.

Durante el transcurso de una operación policial internacional contra el crimen organizado en Holanda se ha localizado una cámara de tortura, instalada dentro de un contenedor industrial. Además de este hallazgo se han encontrado armas, drogas y dinero, y hay más de 740 detenidos. El habitáculo, tal y como han informado las autoridades, estaba insonorizado y en su interior había todo tipo de materiales: esposas, bisturíes, una silla de dentista, etc.

La operación se ha llevado a cabo en más de cuatro localidades y tenía como origen buscar una red telefónica encriptada que las mafias usaban para comunicarse de forma segura, y que utilizaban 10.000 personas en varios países. Su localización ha llevado tres años de trabajo en el que han intervenido policía de Holanda, Francia y Reino Unido.

En México, la cuarentena no es obligatoria y los criminales han optado por no quedarse en casa. Con 99 asesinatos diarios, marzo fue el segundo mes más violento en décadas, abril pinta aún peor, ya que el lunes hubo 114 homicidios. La lucha entre cárteles se habría recrudecido en un contexto de fronteras cerradas y calles vacías que dañan tanto al mercado internacional como al local.

Agentes de la Policía Nacional, en colaboración con EUROPOL, han desmantelado una red criminal dedicada principalmente al tráfico de seres humanos y a la sustracción de menores de los centros de protección, con destino a Francia y Bélgica. Para ello utilizaban autobuses de empresas ubicadas en Marruecos, España y Francia cuyo punto de partida era el puerto de Almería; y la organización contaba con una red de captadores especializados por nacionalidades: marroquíes, argelinos, malienses y sirios. Durante esta operación se han detenido a 29 personas.

Doce registos en la provincia de Valencia han permitido a la Policía Nacional detener a diez personas e incautarse de 20 millones de dosis de medicamentos ilegales. Se ofrecían bajo trescientas presentaciones. Los detenidos están acusados de delitos contra la salud pública, pertenencia a organización crimiinal, blanqueo de capitales y tenencia ilícita de armas.