Enlaces accesibilidad

El padre de la joven sevillana desaparecida dice que la Policía "trabaja mucho" pero está "perdida"

       
  • Cree que la policía no tiene "nada fiable"
  •    
  • Considera que los agentes son "profesionales" pero cree que no tiene pistas
  •    
  • Lamenta que la familia reciba llamadas malignas a cualquier hora

Por

El padre de Marta del Castillo Casanueva, la joven sevillana de 17 años desaparecida desde el sábado 24 de enero, ha manifestado este miércoles que la Policía "trabaja mucho" para localizar a su hija, si bien considera que los investigadores "están perdidos".

En una rueda de prensa convocada en el portal de su vivienda de la calle Argantonio, donde la menor fue vista por última vez, Antonio del Castillo ha indicado que "está pasando el tiempo" y su hija "sigue perdida", algo que le lleva a pensar que "la Policía no tiene nada fiable".

Al hilo de ello, Del Castillo ha explicado que en el día de ayer estuvo declarando nuevamente en dependencias policiales, donde "repetí lo mismo" y las preguntas "eran las mismas". 

"Me preguntaron los nombres de las amistades, si faltaba alguna prenda de casa o qué llevaba puesto Marta el sábado", ha precisado el padre de la joven, quien ha dicho que ante esas preguntas se puede "sacar en claro que no saben por dónde van", aunque ha insistido en destacar que los agentes son "muy buenos profesionales". "Alguna pista tendrá que haber", ha manifestado.

La familia recibe llamadas malignas

De la misma manera, Antonio del Castillo ha lamentado que la familia recibe "muchas llamadas malignas a cualquier hora", sin embargo todavía no ha recibido llamada alguna que ofrezca alguna pista fiable sobre el paradero de la mayor de las tres hermanas Del Castillo Casanueva.

Sobre el amigo que dejó a su hija en las inmediaciones de su  vivienda en torno a las 21,30 horas del 24 de enero, Antonio del Castillo ha manifestado que aquella tarde su hija le dijo a su madre, Eva Casanueva, a quien no le gustaba ese chico, que había quedado con Miguel "para arreglar un asunto". Según el padre, Marta pasó toda la tarde con esta amistad suya y ya no volvieron a ver a su hija.

"Con mi hija teníamos una relación perfecta. No habíamos tenido  ninguna pelea", agregó Antonio a la vez que recordó su teoría: "Mi  hija no se fue voluntariamente. Estoy cansado de repetir lo mismo". 

Noticias

anterior siguiente