arriba Ir arriba

Periodistas de distintos medios de comunicación de toda España se han concentrado frente a la sede del Tribunal Supremo en Madrid tras lo ocurrido el pasado martes cuando la Policía, por orden de un juzgado, entró en las redacciones de Europa Press y el Diario de Mallorca en Baleares y se incautó de los móviles personales de dos informadores tras una exclusiva periodística sobre un caso de corrupción. En RTVE los trabajadores de esta casa también nos unimos a la protesta concentrándonos ante las puertas de todos los centros territoriales. Hablamos con Javier García Vila, director de Europa Press y el periodista José María Brunet, con quienes está nuestra compañera Verónica Muñoz. 

Hablamos del “Informe Anual de la Profesión Periodística” que presenta la Asociación de la Prensa de Madrid y que dirige Luis Palacio, periodista especializado en el análisis de los medios. El informe destaca el fenómeno de la desinformación, se fija por primera vez en la brecha de género y la situación de los más jóvenes. Dice su autor que la precaridad de los periodistas afecta a su independencia y que los informadores sobrevaloramos la influencia de las redes en el público. 

El resultado de Vox no ha pasado desapercibido para la prensa internacional. "La extrema derecha entra en el Parlamento regional", señalan los medios alemanes, que recuerda que en las últimas décadas los partidos de extrema derecha apenas habían jugado un papel político en España. La mayoría, como la británica BBC, vinculan este resultado al auge de formaciones populistas de ultraderecha en otras partes de Europa. "La excepción ha terminado", señala el diario francés Le Monde, tras destacar que "España era uno de los pocos países que hasta ahora había permanecido impermeable a los discursos xenófobos y euroescépticos". 

Entre los pocos líderes europeos que se han pronunciado, la ultraderechista francesa, Marine Le Pen, que fue de los primeros en felicitar a Vox por su resultado. Otros, como el del grupo liberal europeo, Guy Verhofstat, advierten tras felicitar a Ciudadanos: "El éxito de la extrema derecha nos debe preocupar a todos".

El Tribunal Constitucional ha señalado en varias sentencias que el derecho a libertad de expresión y de información sobre hechos veraces es una de las bases de nuestra democracia. Un derecho que la Constitución española recoge en su artículo 20.

Pero en estos 40 años los usos han cambiado, sobre todo con la aparición de internet y las redes sociales, lo que obliga a replantear los límites de estos derechos.

Un reportaje de Verónica Muñoz.

El artículo 20 de la Constitución reconoce la libertad de expresión, creación literaria y artística, de cátedra y a comunicar y recibir libremente información veraz, con el único límite el derecho a la intimidad y a la propia imagen. 

Francisco Bastida, catedrático de Derecho Constitucional de la Universidad de Oviedo y experto en Derecho a la Información, analiza su contenido para RNE.

La Constitución estaba pensada para los medios institucionales de información: radio, prensa y televisión. Pero las nuevas tecnologías cambian el ámbito de la libertad de expresión, para bien y para mal.

El diario digital La Marea ha impulsado un proyecto periodístico para investigar qué fue de los 55 asesinatos por violencia de género registrados en el año 2014, un tiempo suficiente para comprobar qué fue del entorno de las víctimas y las consecuencias judiciales del crimen, además del comportamiento de las instituciones. Este proyecto, financiado con una campaña de 'crowdfunding' y en el que participan un extenso grupo de periodistas e investigadoras, pretende concienciar a los profesionales de los medios de comunicación para que no pasen página una vez conocido el asesinato.