arriba Ir arriba

La alcaldesa de París, Anne Hidalgo, y el ministro francés de Interior, Bruno Le Roux, participaron este jueves en ceremonias conmemorativas del segundo aniversario de los atentados yihadistas de París de enero de 2015 en los que murieron 17 personas. El homenaje comenzó en el exterior del edificio de la redacción del semanario satírico "Charlie Hebdo", donde tres de los periodistas pusieron una corona junto a la placa en la que se recuerda a las 11 personas que fueron asesinadas allí. Luego se trasladaron a unas decenas de metros de allí, en el mismo distrito XI de la capital francesa, donde los hermanos Said y Cherif Kouachi que cometieron la matanza de "Charlie Hebdo" el 7 de enero de 2015 acribillaron en su huida a un policía que les salió al paso. En uno y otro sitio, los asistentes siguieron el mismo ceremonial con varios minutos de silencio. Eso se volvió a repetir en el exterior del supermercado judío Hyper Cacher de la Puerta de Vincennes, en el extremo este de París, donde otro yihadista, Amedy Coulibaly, secuestró el 9 de enero de ese mismo año a los clientes y mató a tres de ellos, así como a un empleado, antes de ser abatido. Un día antes, Coulibaly había acribillado a una policía municipal en Montrouge, una ciudad limítrofe con París.

De ficción, documentales, o animación. Son los diez mejores cortos de dos mil dieciséis, que en el diecisiete irán a Clermont-Ferrand, en Francia: el más importante de los festivales de cortometrajes en Europa. Los ha seleccionado el Instituto de Cinematografía y Artes Audiovisuales, entre otros. Aledo cuenta la agonía de dos periodistas de guerra secuestrados. David Muñoz también eligió el extranjero: Líbano y un campo de refugiados sirio, con un enfoque distinto: convirtiendo al equipo de rodaje en personajes improvisados. Un formato con quince minutos para conectar abordando, sin presiones comerciales, una de las noticias del año.

La justicia francesa ha declarado culpable a la directora gerente del FMI, Christine Lagarde, quien cometió "negligencia" en la gestión de fondos públicos en la indemnización al empresario Bernard Tapie -próximo al expresidente de Francia Nicolas Sarkozy- cuando ella era ministra de Finanzas en este país. Sin embargo, la Corte de Justicia de la República (CJR), en atención a su "personalidad" y "reputación internacional", no ha impuesto ninguna pena a Lagarde y ha estimado que la condena no figure en su ficha de antecedentes judiciales.