arriba Ir arriba

Al menos 36 personas han muerto y otras 65 han resultado heridas en tres atentados suicidas ocurridos este lunes en Afganistán. Los dos primeros han ocurrido en la capital del país, Kabul, en un doble ataque contra las fuerzas de seguridad afganas y los medios de comunicación, y han sido reivindicados por el grupo terrorista Estado Islámico. El tercer ataque ha sucedido en Kandahar, cuando un kamikaze ha detonado los explosivos junto a una patrulla de la OTAN rodeada de niños. Han muerto al menos once menores.

El portavoz del gobernador provincial de Kandahar, Said Aziz Ahmad Azizi, ha confirmado la muerte de al menos 11 niños que estaban arremolinados alrededor de un convoy rumano de las fuerzas de la OTAN que patrullaba cerca del aeropuerto de esa ciudad del sur de Afganistán. Otras 16 personas han resultado heridas en el atentado suicida, entre ellos cinco soldados rumanos y dos policías afganos.

Poco antes, en Kabul, otras 25 personas han muerto en un doble atentado suicida perpetrado en plena hora punta de la capital. Un suicida en una moto se inmoló en el área de Shashdarak sobre las 8:00 de la mañana (hora local) y causó cuatro muertos. Se trata de un área céntrica de la ciudad donde tienen su sede la principal agencia de inteligencia afgana, el Directorio Nacional de Seguridad (NDS, en inglés), la OTAN y varias ONGs internacionales.

El segundo kamikaze iba camuflado como un cámara y ha hecho estallar su carga explosiva 20 minutos después, cuando un grupo de reporteros había llegado al lugar del primer atentado para cubrir la noticia, según ha informado la cadena de noticias Tolo News. Por este motivo, entre los fallecidos hay seis periodistas, cifra que Reporteros Sin Fronteras eleva hasta nueve.

Al menos 24 personas han muerto y otras 16 han resultado heridas en el ataque lanzado el sábado contra el lujoso Hotel Intercontinental de Kabul, la capital de Afganistán, y reivindicado por los talibanes. En el atentado, que ha durado más de 12 horas, han fallecido 18 civiles -cuatro de ellos afganos y 14 de otras nacionalidades-, así como los seis terroristas que entraron en edificio.

Los restos mortales de la cooperante española asesinada en Afganistán, llegarán este martes a Kabul para su posterior repatriación a España. Exteriores desconoce por el momento, el movil del crimen. En las sedes de Cruz Roja se ha guardado un minuto de silencio en las sedes de Cruz Roja por su compañera Lorena Enebral, asesinada en ese país. Algunos trabajadores sostenían carteles con el lema no soy un objetivo.