Anterior La caja negra Siguiente Cuéntame cómo pasó: Antonio y Carlos, al límite Arriba Ir arriba
Repor - Pasos prohibidos

Pasos prohibidos

  • En las zonas rurales, caminos por los que antes se transitaba libremente han sido cerrados al cambiar la propiedad

  • El primer paso para recuperar los caminos es que los ayuntamientos los tengan inventariados como suyos

  • En el Parque Natural Sierra de Grazalema el 70% son fincas privadas

|

Para los vecinos de la Sierra de Grazalema empieza a ser frecuente pasear por un camino público y encontrar una valla que les prohíbe continuar. Durante años para ir caminando de  Benamahoma a Zahara de la Sierra se tomaban diferentes caminos, que aunque atravesaban fincas privadas, eran públicos. Ahora se imposible hacerlo, porque los propietarios han decidido cerrar el paso.

Juan Clavero es vecino de la zona y miembro de ecologistas en Acción

Este fenómeno se ha ido acentuando últimamente, propiciado por el cambio de  propiedad y de usos de las fincas. Estas han pasado de dedicarse a la ganadería  a convertirse en grandes cotos de caza. Los ayuntamientos son los que tienen que pedir la obertura de los caminos, pero la burocracia hace que estos continúen cerrados. Los vecinos no se resignan a ello y la tensión es una constante.

Los guardas de la finca impiden el paso por la propiedad

No solo en la Sierra de Grazalema, en toda Andalucía, y en otras zonas de la Península hay un cierre de caminos y de vías pecuarias, pasos por donde tradicionalmente transitaba el ganado. Las marchas organizadas para reivindicar la obertura de los caminos son frecuentes. Muchas veces acaban con vecinos denunciados, porque la disyuntiva es siempre la misma: o dar marcha atrás o romper el candado.

Esta marcha la ha organizado la Federación Andaluza de Montañismo

Es un reportaje de Cristina Fernández, Robert Juárez y Manuel Trujillo
Edición: Antoni Tomàs
Sonorización: David Beltran
Ambientación Musical: Gerard Gual