Anterior "Las maldiciones", de la escritora argentina Claudia Piñeiro Siguiente Saúl Craviotto se convierte en el ganador de MasterChef Celebrity Arriba Ir arriba
Documentos TV - El machismo que no se ve

El machismo que no se ve

  • Las estadísticas oficiales dicen que un 12,5 por ciento de las mujeres mayores de 16 años sufre violencia física o sexual. Y que una de cada cuatro adolescentes padece violencia psicológica.

  • El documental trata de dar visibilidad al machismo que, aunque camuflado, está presente en nuestra cultura, en los medios de comunicación o en las relaciones familiares, laborales y sociales.

|

Documentos TV aborda el machismo cotidiano de la España de principios de siglo XXI, de la mano de un taller de teatro para estudiantes, de la universidad de Málaga y de la charla-taller, en un instituto de secundaria en El Prat de Llobregat. Un machismo, que según las personas expertas que participan en el documental sigue firmemente apoyado en los estereotipos sexistas, en la división sexual del trabajo o en el mito del amor romántico que se trasmite en los productos culturales de consumo masivo.

 DOCUMENTOS TV

Según Miguel Lorente, médico forense y autor de “Mi marido me pega lo normal”, el machismo de la España de hoy se ve cada día y en cada momento. “Lo que ocurre”, dice en el documental, “es que no lo identificamos como tal. Hemos aprendido a vivir, a convivir con él. Lo que hoy cuestionamos como conducta machista era completamente normal hace unos años.” Marc Blasco, un alumno de tercero de ESO, cuenta así su experiencia: “soy jugador de fútbol en mi ciudad y cuando te arbitra una chica, lo ves raro. Y tus compañeros lo ven todo raro. Y el público se mete con ella. Estás jugando, hay un fallo y vienen los insultos. Escuchas decir a los padres: ¡mujer tenías que ser! Los que tenemos un poco más de cabeza, que ya somos un poco más maduros, nos enfrentamos diciendo “oye, por favor, que estamos jugando, que está haciendo su trabajo”.

 DOCUMENTOS TV

En la charla-taller sobre estereotipos y prevención de la violencia de género en el instituto de secundaria Salvador Dalí (El Prat de Llobregat) un compañero de clase de Marc comparte lo que aprecia a su alrededor: “a un niño pequeño le dices: ¡ay, qué fuerte eres!. Pero a una niña le dices: ¡ay, qué guapa, pareces una princesa!. No se les dice lo mismo". Basta coger el catálogo de una juguetería: Juguetes para niñas y juguetes para niños. Los juguetes bélicos, pistolas, espadas, robots, monstruos… para los niños. Para la niñas, muñecas híper sexualizadas, cocinitas, todo rosa. Para ellos todo azul. Pero ¿esto qué es?, se pregunta la profesora de Filosofía Moral y Política de la Universidad Rey Juan Carlos.

 DOCUMENTOS TV

Francisco Abril, encargado de moderar el debate en el aula, pregunta: “¿Qué ocurre cuando alguien hace cosas que no encajan con “su vestido rosa o azul”, por ejemplo cuando una chica juega al fútbol? ¿La marginan o qué le dicen?” “Lesbiana, marimacho”, contesta el alumnado. Y continúa con la cuestión: Cuando yo tenía vuestra edad, hablar de sexo o tener muchas novias era como ser el rey de la fiesta. ¿Sigue siendo así? Un adolescente se anima a contestar: Lo que ocurre es que tú puedes estar con un montón de chicas y eres el rey pero si una chica está con muchos chicos es una puta. Y otro añade: Pero es un problema de las dos partes, porque también entre ellas se dicen cosas así.

 DOCUMENTOS TV

Para Ana María Herrera, estudiante de publicidad de la universidad de Málaga y participante del taller de teatro Los Buenos Tratos, las nuevas generaciones tendrían que cambiar todo esto y adquirir conciencia sobre los micromachismos del día a día, porque “son pautas de comportamiento tan normales, tan naturales, que no nos damos cuenta que son el inicio de algo más grave.” “Tengo varias escenas en las que interpreto el papel de hombre dominante, del hombre machista que no llega a agredir físicamente pero que exige la comida porque está agotadísimo del trabajo, justifica levantar el tono de voz en una discusión o mirar el móvil de su pareja para controlar a los amigos porque tiene celos” cuenta Fernando Serrano, estudiante de historia y compañero de escena. Con el debate que ha supuesto el trabajo de creación colectiva “me he dado cuenta de cuán asumido está el machismo, el dominio sobre la mujer, pero por parte de los dos, por parte del hombre y de la mujer.”

 DOCUMENTOS TV


 

Terminada la charla-taller en el aula, la adolescente Paula Molina cuenta su historia de acoso: “tuve una pareja que no me tenía mucho respeto y estuve tres años intentando alejarme de él pero siempre me buscaba. Y mi madre se enteró y me dijo: deja de ir con él. Pero yo no podía, porque le quería demasiado. Fui a psicólogos y me ayudaron. “Los celos dicen que son una prueba de amor pero los celos de dónde estás, con quién estás, por qué no te has venido conmigo, yo eso ya no lo veo de amor, eso lo veo de egoísta.” María José Díaz-Aguado, directora de estudios sobre adolescencia y de la macroencuesta de violencia contra las mujeres de 2015 reflexiona: ¿“Dónde acaba la influencia saludable, la influencia legítima en una relación de intimidad y dónde empieza la violencia de género? Es difícil de precisar. Sobre todo, porque hemos transmitido una idea del amor que se crea hace 200 años que es la idea del amor romántico.  Esta idea tiene algunos elementos maravillosos que podemos conservar, como por ejemplo que el amor es importante, que en el amor te tienes que fijar en aspectos profundos de la persona. Esas ideas son compatibles con la salud y con la igualdad pero hay otras ideas que no lo son. Por ejemplo, “quien bien te quiere te hará llorar”. No, quien bien te quiere no te hace llorar, te hace sentir bien. Otra idea muy peligrosa: por amor hay que estar dispuesto a darlo todo. ¿Incluso soportar la violencia? No.”

 DOCUMENTOS TV

La filósofa Amelia Valcárcel concluye: “Si la democracia no viene de serie, la igualdad tampoco. Son actitudes éticas que hay que aprender. Si nadie te las enseña, si en tu familia no las ves, si tu grupo de edad no las comparte, si los medios de comunicación no te disuaden. Si la política no te obliga a enfrentarte a la igualdad, tenderás a reproducir lo que ves como tópico en los lugares en que te mueves.”

'El machismo que no se ve' está producido íntegramente por Televisión Española. Se emite en DOCUMENTOS TV el 23 de noviembre a las 24.00h por La 2 de TVE.

Guión: Marisol Soto Romero
Realización: Carol González Matas
Producción: Luis Boix y Fali Álvarez
Edición y postproducción: Enric Ferrés
Imagen: Francesc Xavier Monistrol, Xavi Pedro, Juan Baño, Guillermo Veloso, Alberto Molina, Javier Ginés
Sonido: Manuel Andreu, Xavi Pedro, Joaquín L. López, Alberto Collantes
Ambientación musical: Jaume Albert
Sonorización: David Beltrán y Fernando Pequeño