Melones y sandías, frutas de verano con pocas calorías

Ampliar fotoMelones y sandías

Melones y sandíasThinkstock

Vídeos relacionados

Cómo elegir un buen melón o sandía

Para elegir un melón o sandía en su punto justo de maduración tenemos que examinar la parte que toca el suelo. Si tienen un tono amarillo y la piel cede un poco, nos los podemos llevar a casa. También podemos dar unos toques en la piel. Si suena hueco, están maduras. Si no suena pueden estar pasadas.

PARA TODOS LA 2/RTVE.es 

Uno de los postres más comunes en verano y que casi todos tenemos en la nevera son dos populares frutas de temporada: melones y sandías. Cuando están frescas sientan muy bien, pero además aportan varias propiedades y apenas engordan por contener muy pocas calorías.

Es un saber popular que en los meses de más calor tenemos que hidratarnos continuamente. Precisamente, el melón y la sandía contienenun 90-95% de agua, según ha explicado la nutricionista de Para Todos La 2, Eulàlia Vidal. También aportan fibra y minerales, muy necesarios ya que con el sudor perdemos magnesio y potasio.

Otro dato interesante es que estas frutas de verano tienen entre 30 y 61 calorías por cada 100 gramos.

Melones: para postre o ensalada

Existen múltiples variedades de melón, pero entre las más conocidas están: de piel de sapo -el verde alargado-, galia -melón redondo, pequeño y de carne verdosa-, cantaloup -melón de carne naranja- y honey dew -melón amarillo-.

Los melones contienen un pigmento, el betacaroteno, que al consumirlo se convierte en vitamina A, lo que ayuda a aumentar las defensas, mejorar la vista y es un antioxidante.

El melón es algo más dulce que la sandía -tiene un 10% azúcar-, e independientemente del tipo, tienen la misma cantidad de azúcar. El melón piel de sapo, si está muy verde, puede usarse en ensaladas ya que tiene un sabor similar al pepino.

Melón cantaloup
Melón cantaloup. Foto: Thinkstock

Sandía: antioxidante

Por su parte, la refrescante sandía contiene un pigmento, el licopeno, que ayuda a prevenir el cáncer de próstata y es antioxidante. Ese pigmento también lo contiene el tomate.

Tipos de sandía hay muchos, pero las más apreciadas son la fashion, la de piel oscura o blanca y sin pepitas, y la oscura con pepitas de toda la vida.

Sandía

Sandía para postre o merienda sin semillas. Foto: Thinkstock

Espacio reservado para promoción
cid:54512