La serie que fascinó a niños y mayores

  • La serie fue seguida en 1993 por más de siete millones de espectadores
  • Tras ver a más de 3.000 niñas, Borau no dudó al ver a Cristina Cruz, ella daría vida a Celia
  • El capítulo "Doña Benita" consiguió el Premio Danubio al programa más divertido, en el XII Festival Internacional de Televisión para Niños y Juventud
Ampliar fotoCelia y Cuchifritín

Imagen de la serie en la que aparece Celia con su hermano Cuchifritín.tve

Ampliar foto El cineasta José Luis Borau entra en la Academia de la Lengua

El cineasta José Luis Borau en 2008, poco antes de su entrada en la Academia de la Lengua.EFE/Paco Campos

Ampliar foto El preestreno de Celia

La escritora Carmen Martín Gaite, José Luis Borau, y Cristina Cruz durante el preestreno en el Cine Doré de Madrid el 4 de enero de 1993.tve

RTVE.es Nació como un proyecto para los niños, desde el deseo de darles lo mejor y de que cualquier cosa no vale. Cuando José Luis Borau descubrió los cuentos de la escritora Elena Fortún, lo tuvo claro, se trataba de la mejor literatura infantil española que había leído. Las aventuras de la niña Celia le cautivaron y ahí comenzó a fraguarse la serie.
Elena Fortún escribió los cuentos en los años 20 y 30. Las niñas de la generación de Borau los leían de pequeñas, y los niños también lo hacían si tenían hermanas. Pero Borau no conoció la obra hasta que fue mayor, de la mano de amigos suyos, como Ana María Matute, Juan García Hortelano o Carmen Martín Gaite. Y fue precisamente a esta última a la que le propuso convertir, junto a él, esas historias en el guión de una serie televisiva.
En 1987 Borau presenta su proyecto a Pilar Miró, directora en ese momento de RTVE, y ella le da el visto bueno.

El rodaje

De 14 guiones realizados se utilizaron 6. El rodaje comenzó en junio de 1991 y duró hasta diciembre del mismo año, aunque algunas escenas quedaron pendientes para 1992.
Comenzó en la dirección José Luis Cuerda, pero finalmente fue el propio Borau el que tomó las riendas y el que dirigió los seis capítulos de los que consta la serie. El escenario elegido, Madrid y sus alrededores, y es que Celia, era una niña perteneciente a la alta burguesía madrileña. La producción contó con más de 70 niños, y con animales diversos, como una cigüeña, un elefante, un mono, una cabra, gatos o un perro. El bebé que hacía del hermano de Celia, Cuchifritín, era en realidad tres diferentes, porque las leyes del cine estipulaban un tiempo limitado de participación a los menores de 3 años. Y en el elenco principal actores emergentes con algunos consolidados: Ana Duato, Pedro Díez del Corral, Tito Valverde, Aurora Redondo, Maria Isbert, Silvia Munt, Carmelo Gómez o María Luisa Ponte.

Cristina Cruz, "Celia"

Para el papel principal el equipo de la serie realizó un casting al que acudieron más de 3.000 niñas. En la última semana apareció Cristina Cruz Mínguez y nadie dudó. Era ella. Una niña de 7 años, de ojos azules y espigada que supo hacer como nadie a la pequeña Celia.

El reto: no defraudar a los lectores

Cuando se supo que se rodaba una serie que contaría las aventuras de Celia comenzó a crecer la espectación entre toda aquella gente que había leído a Elena Fortún. De hecho uno de los mayores temores de Borau era el no satisfacer a los padres y abuelas, sobre todo, de los niños. Incluso, un día, durante el rodaje, se acercó el ex presidente del gobierno, Leopoldo Calvo Sotelo y le preguntó si saldría Cuchifritín.

La serie no defraudó, el resultado fueron 6 capítulos de 50 minutos de duración cada uno, adaptación de los libros "Celia, lo que dice", "Celia, en el colegio", y "Celia, novelista". Se preestrenaron en el Cine Doré de Madrid el 4 de enero de 1993, y fueron emitidos por primera vez del 5 de enero al 9 de febrero de 1993, con periodicidad semanal, y con una audiencia superior a los siete millones de personas. Se repusieron en las Navidades de 1995 y en las de 2001.
La producción corrió a cargo de TVE, del mismo Borau, y participaron también las televisiones estatales de Italia, Francia y Alemania. La mala situación económica que atravesaba TVE en aquel momento impidió que se pudieran grabar más capítulos.

Celia, la serie, recibió en 1993 el premio TP de Oro como Mejor serie dramática nacional, y el capítulo "Doña Benita" obtuvo el Premio Danubio al programa más divertido, en el XII Festival Internacional de Televisión para Niños y Juventud.
Espacio reservado para promoción
cid:823