Enlaces accesibilidad

EE.UU. se plantea la imposición de nuevas sanciones contra Irán tras el informe del OIEA

  • Washington consultará con sus aliados acerca de cómo proceder
  • Irán habría trasladado material nuclear a un búnker
  • Francia pide más sanciones y China advierte contra una acción militar
  • Israel pide al mundo terminar con la producción nuclear iraní
  • Rusia compara las afirmaciones con las que se hicieron sobre Irak en 2003

Por

El Gobierno de Estados Unidos se plantea la imposición de nuevas sanciones contra Irán si el país no resuelve las dudas que plantea un nuevo informe internacional sobre sus actividades nucleares.

En declaraciones a la prensa, altos funcionarios que han hablado bajo condición de anonimato han indicado que Estados Unidos consultará con sus aliados acerca de cómo proceder después de que el Organismo Internacional para la Energía Atómica (OIEA) advirtiera en un informe que Teherán parece trabajar en el desarrollo de armas nucleares.

@@MEDIA@@

Entre las opciones se incluye la posibilidad de buscar sanciones internacionales que se sumen a las ya existentes. Aunque la posibilidad de sacar adelante nuevas medidas en el Consejo de Seguridad de la ONU son reducidas, debido a la oposición de China y Rusia, pero sí se podrían imponer sanciones bilaterales o de acuerdo con otros países aliados.

"Estudiaremos imponer presiones adicionales contra el Gobierno iraní si no puede responder a las dudas suscitadas por el informe", han indicado las fuentes citadas por Efe.

Según han explicado, eso podría incluir sanciones adicionales por parte de Estados Unidos, impuestas a título individual o de acuerdo con otros países.

El Consejo de Seguridad de la ONU ya ha impuesto en los últimos años cuatro rondas de sanciones contra Irán debido a su programa nuclear, la última de ellas el año pasado.

A título individual, Estados Unidos ya ha impuesto también sanciones contra numerosas entidades y compañías del régimen iraní.

Todavía este miércoles se están filtrando datos nuevos extraidos del informe del OIEA. Según el mismo, las autoridades iraníes habrían trasladado uranio a un búnker subterráneo en Fordow, uno de los hechos que alimenta las sospechas sobre su posible uso militar.

Francia y Reino Unido, por aumentar la presión

Francia ha pedido una reunión del Consejo de Seguridad de la ONU para imponer sanciones más duras a la República Islámica.  "No podemos aceptar esta situación, que es una amenaza", ha declarado el ministro de Exteriores francés, Alain Juppé. "Necesitamos sanciones duras para impedir que Irán obtenga recursos que le permitan continuar sus actividades", ha añadido.

Por su parte, su homólogo británico, William Hague, ha advertido que si Irán no se sienta a negociar "sin condiciones" Reino Unido evaluará con sus aliados "una serie de medidas adicionales" para aumentar la presión. También desde Alemania se ha pedido una "resolución clara" en la ONU al respecto. 

Por último, la jefa de la diplomacia de la Unión Europea (UE), Catherine Ashton, ha reconocido, a través de un portavoz, que el informe "agrava seriamente" esta preocupación de Europa sobre el programa nuclear iraní.

China y Rusia, contrarios a endurecer la postura

Por su parte, el Ministerio de Exteriores de China ha advertido que una acción militar contra Irán puede causar inestabilidad y conflictos en Oriente Próximo. "China se opone a la proliferación de armas nucleares y desaprueba que cualquier país de la zona las desarrolle", ha declarado el portavoz del Ministerio, Hong Lei.

China apuesta por el "diálogo y la cooperación" y ha pedido a Irán "flexibilidad y sinceridad, y que se comprometa en una cooperación seria" con el OIEA.

Rusia se ha mostrado hasta ahora como la potencia más reacia a cualquier medida punitiva. "Cualquier sanción adicional será vista por la comunidad internacional como un instrumento para el cambio de régimen en Irán. Esa perspectiva es inaceptable para nosotros, y Rusia no tomará en consideración tales propuestas", ha declarado el segundo de la diplomacia rusa, Gennady Gatilov.

Además, para Rusia, el informe del OIEA le recuerda a las afirmaciones de 2003 de que Irak poseía armas de destrucción masiva, ha denunciado este miércoles la Cancillería rusa.

"Obligatoriamente uno rememora la historia del 'hallazgo' de las armas de destrucción masiva del régimen (iraquí) de Sadam Husein, que, aparentemente, debería prevenir tales muestras de imprudencia", ha señalado el comunicado del Ministerio de Exteriores ruso.

Rusia opina que el informe del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), por el que Estados Unidos ha llamado a adoptar nuevas sanciones internacionales contra Teherán, "no contiene datos esencialmente nuevos".

Israel guarda ahora silencio

El primer ministro de Israel, Benjamín Netanyahu, ha llamado al mundo a tomar medidas para poner fin al proyecto nuclear iraní, aunque no ha enunciado cuales, un día después de conocerse el informe del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) sobre su programa nuclear.

"El informe de la OIEA corrobora la posición de la comunidad internacional, y de Israel, de que Irán está desarrollando armas nucleares", ha asegurado la oficina de Netanyahu en un comunicado.

"La importancia del informe es que la comunidad internacional debe cesar la búsqueda iraní de armas nucleares que ponen en peligro la paz del mundo y de Oriente Medio", añade la nota.

Hasta ahora, el Gobierno del Estado judío había mantenido el mutismo y Netanyahu había pedido a sus ministros que no hicieran declaraciones sobre el informe, tras una semana de intenso debate en la prensa y la calle israelí sobre la conveniencia de un ataque militar a las instalaciones nucleares iraníes.

Rasmussen aboga por la solución política

El secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, ha llamado a Irán a suspender su programa de enriquecimiento de uranio, aunque ha abogado por una solución política para la crisis nuclear iraní.

"Los líderes de Irán deben cumplir con las resoluciones (de la ONU) y suspender su programa de enriquecimiento" de uranio, ha afirmado Rasmussen en rueda de prensa en el marco de su visita a Georgia.

Rasmussen, que ha presidido en Tiflis la reunión del Consejo del Atlántico Norte, se ha mostrado a favor de una "solución política y diplomática sobre Irán".

Noticias

anterior siguiente