arriba Ir arriba

El hombre volverá a la Luna. La NASA está preparando un nuevo cohete así como la cápsula Orión, y la Agencia Espacial Europea está adiestrando a astronautas en Lanzarote, el espacio terrestre que más se parece a Marte y a la Luna. Entre los especialistas que han pasado por la isla se encuentra el español Pedro Duque, además del alemán Matthias Mauro que probablemente será uno de los que viaje a la Luna. También estuvo, Loredana Bessone, la coordinadora de la formación de los astronautas, Hervé Stevenin, entrenador de astronautas, y Francesco Sauro, director del curso de geología.

Un grupo de 20 estudiantes de Cataluña ha contactado con la Estación Espacial Internacional desde la Universidad Politécnica de Cataluña. Los alumnos han hablado con el astronauta estadounidense Mark T. Vande Hei, que les ha respondido sobre cuetiones relacionadas con sus hábitos de sueño o música. La UPC lleva 1 año y medio preparando la conexión con varias asociaciones de radioaficionados.

La Agencia Espacial estadounidense (NASA) informó de que la sonda Cassini, tras haber agotado la práctica totalidad de su combustible, se adentró a las 7:57 hora local de Washington (13:57 en la península) en la atmósfera de Saturno, donde acabó desintegrándose, tal y como estaba previsto.

Se puso así fin a la Misión Cassini-Huygens, que a lo largo de los últimos veinte años ha recopilado datos tan importantes como la posible habitabilidad de dos de las lunas de Saturno, Encélado y Titán.

Es precisamente este hallazgo el que llevó a la NASA a tomar la decisión de dar paso a la fase 'Grand Finale', con el propósito de destruir la nave antes de que se perdiera su control desde la Tierra y así evitar una posible colisión con una de las lunas que pudiera comprometer futuras investigaciones.

"Nuestra nave ha entrado en la atmósfera de Saturno y hemos recibido su última transmisión", anunció la NASA a través de Twitter.

La sonda Voyager 1 de la NASA partía hacia un viaje a lo desconocido el 5 de septiembre de 1977 desde Cabo Cañaveral (Florida, Estados Unidos). Ni los pronósticos más optimistas esperaban que, a día de hoy, aún continúe adelante. Esta nave y su gemela, la Voyager 2, lanzadas para explorar los planetas gigantes Júpiter y Saturno, se han convertido en los ingenios humanos que han conseguido llegar más lejos.

En 2012, la Voyager 1 abandonó la heliosfera, una especie de "burbuja" que envuelve el Sistema Solar, y cruzó al espacio interestelar. Se espera que la Voyager 2 rebase esa frontera dentro de pocos años. Ambas se mantienen en buen estado y envían datos a la Tierra prácticamente cada día.