Enlaces accesibilidad

Aplazado el juicio contra Lucía Bosé por la apropiación de un Picasso tras aceptarse el testimonio de su hijo Miguel

  • La Fiscalía de Madrid solicita dos años de cárcel para la actriz, una multa e indemnización para los afectados
  • Bosé está acusada de apropiarse de un dibujo que Picasso regaló a su asistenta y subastó por 198.607 euros

Por
FESTIVAL INTERNACIONAL DE CINE DE PANAMÿ HOMENAJEA A LUCÿA BOSÿ
Imagen de archivo de la actriz Lucía Bosé (EPA) EFE

La Audiencia Provincial de Madrid ha suspendido el juicio que iba a celebrarse contra la actriz Lucía Bosé por un delito de apropiación indebida de un dibujo de Pablo Picasso después de que sus denunciantes hayan solicitado la testifical de su hijo Miguel al estimar que su relato es clave para determinar a quién pertenecía la obra del pintor.

La Fiscalía de Madrid solicita dos años de cárcel para la actriz por la supuesta comisión de un delito de apropiación indebida, según apunta el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM).

"No era un cuadro. Era un dibujo y era mío". Así de rotundo lo ha afirmado la matriarca de la familia Bosé a la salida de la vista oral. Poco antes de entrar en uno de los ascensores, la italiana ha aseverado que estaba muy tranquila, ya que a ella no le pone nerviosa "nada".

Se ha sentado durante unos minutos en el banquillo de los acusados de la Sección 5. Pero finalmente el juicio se ha aplazado dado que las denunciantes del caso han solicitado la testifical de Miguel Bosé, una solicitud aceptada por el tribunal al estimar que su testimonio es "necesario" para aclarar el asunto.

Mientras la Sala tramitaba el aplazamiento, se han vivido momentos de tensión en el pasillo ante los insultos y reproches entra los familiares de los denunciantes y las personas que han acudido en compañía de la actriz.

Un dibujo con dedicatoria para la empleada doméstica

El Ministerio Público sostiene que Remedios T.M. fue empleada doméstica de Bosé durante 50 años y vivió en su domicilio de Madrid hasta su muerte el 5 de abril de 1999.

Remedios tenía todas sus pertenencias en el domicilio de la actriz, entre las que se encontraba un dibujo de Pablo Ruiz Picasso titulado La Chumbera, con una dedicatoria en la parte posterior "para Reme" y la fecha 16-2-63.

Según la Fiscalía, la acusada se apropió del dibujo y dispuso su venta en una subasta el 25 de junio de 2008 en la que alcanzó el precio de 198.607 euros, y que jamás entregó dicho dinero a los herederos de Remedios, sus sobrinas Remedios y María Pilar. La Fiscalía también pide para la acusada una multa de ocho meses con una cuota diaria de 20 euros, además de la correspondiente indemnización a los perjudicados.

Noticias

anterior siguiente