Anterior La Policía mexicana difunde el retrato robot de uno de los supuestos secuestradores de la española desaparecida Siguiente 'El ciudanano ilustre' y 'Un monstruo viene a verme' se reparten premios artísticos y técnicos en los Platino Arriba Ir arriba
el presunto contable de la trama Gürtel, José Luis Izquierdo
El presunto contable de la trama Gürtel, José Luis Izquierdo, ante el tribunal de 'Gürtel'. EFE Paco Campos

El presunto contable de 'Gürtel' asegura que no dio dinero a "ningún político" y que siguió las órdenes de Correa

  • José Luis Izquierdo solo ha respondido a las preguntas de su abogada

  • No ratifica las declaraciones que prestó ante la policía y ante el juez

  • Se enfrenta a 45 años y dos meses de cárcel en el macrojuicio de Gürtel

  • La fiscal pide que declare el empresario al que se atribuye el apodo de "Luis el Cabrón"

|

José Luis Izquierdo, el considerado contable de Gürtel, ha afirmado ante el tribunal que juzga los primeros años de la trama (1999-2005), que nunca dio dinero "a ningún político" y que siempre seguía órdenes del cabecilla de la trama, Francisco Correa, y de su número dos, el exsecretario general del PP gallego, Pablo Crespo.

Izquierdo, que se enfrenta a 45 años y dos meses de cárcel en el macrojuicio de Gürtel, se ha disculpado por no contestar a las partes debido a la "grave depresión" y la demencia senil que padece.

Sólo ha respondido a dos preguntas de su abogada, en el sentido de no ratificar las declaraciones que prestó ante la Policía y el juez y para explicar los motivos por los que no ha declarado, por lo que ha pedido disculpas.

"Mi decisión de no contestar a preguntas de las acusaciones y las defensas, con excepción de la mía propia, obedece a mi estado de salud y a mi estado mental. Padezco una grave depresión y un principio de demencia senil que me impide atender a las preguntas que se me puedan hacer, y un grave problema de concentración", ha dicho.

"Sí deseo dejar constancia -ha añadido- de que nunca le he pagado dinero a ningún político y que siempre he obedecido las órdenes que me dio el señor Correa o el señor Crespo".

Izquierdo no ratifica sus declaraciones

Izquierdo ha comenzado explicando que no ratifica sus declaraciones ante la Policía y el juez instructor, ya que principalmente las primeras las prestó "bajo presión" y se sintió "coaccionado".

Su abogada, Concepción Crespo (hija de Pablo Crespo), ha recordado que aportó un reconocimiento médico de su cliente probando sus dolencias, y ha añadido que no tiene problema en que el tribunal le haga uno nuevo.

A este respecto, el presidente del tribunal, Ángel Hurtado, ha dicho que el próximo lunes, cuando se retome el juicio, los jueces decidirán si es conveniente ese nuevo informe médico "a efectos de valorar su capacidad".

La declaración de Izquierdo se produce después que Correa, Crespo y Álvaro Pérez, alias El Bigotes le desvincularan de cualquier decisión en las empresas de Gürtel y afirmaran que no tenía conocimientos contables y era "el último escalón" en el Grupo Correa. "No tenía ni capacidad ni carácter" para tomar decisiones, dijo Crespo sobre él.

En la línea de lo que ha dicho este lunes el presunto contable de la trama, todos ellos afirmaron que todo lo que hacía era por orden de Correa y que no tenía ninguna capacidad de gestión o decisión.

La Fiscalía pide que declare el empresario al que se atribuye el apodo de "Luis el Cabrón"

Al final de la sesión, la fiscal ha pedido la comparecencia como testigo del expresidente de la empresa Isolux, Luis Delso, a quien, según declararon Correa, Crespo y Álvaro Pérez conocido como El Bigotes, se le atribuye el apodo de "Luis el Cabrón" que aparece en algunos documentos de la trama.

Así lo hicieron constar los cabecillas durante sus declaraciones desmintiendo que se tratase del extesorero del Partido Popular Luis Bárcenas, también acusado en el juicio.

De hecho, El Bigotes, a quien, según Correa, Delso prestó dinero en un momento dado, reconoció que fue él quien le puso dicho apelativo "cariñoso".

El abogado de El Bigotes se ha opuesto a la comparecencia de Delso por considerar que es una persona "completamente ajena al procedimiento" y que se trata de hechos "al margen" de lo enjuiciado, por lo que su declaración sería "irrelevante".

La duodécima jornada de Gürtel ha estado destinada únicamente a Izquierdo, que ha contestado a las dos preguntas de su letrada después de escuchar, durante dos horas, las preguntas de la fiscal Concepción Sabadell y de varios abogados defensores, que han querido consignarlas.

Esta circunstancia ha motivado la queja de varios abogados alegando que es una pérdida de tiempo, una protesta a la que se ha adherido la abogada de Izquierdo.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente