Anterior La llegada de migrantes a las costas españolas bate récord desde la crisis de los cayucos de 2006 Siguiente El Congreso aprueba el nuevo Cupo Vasco con el rechazo parlamentario más alto desde su creación Arriba Ir arriba
El PP dice ahora que "tomará medidas" para evitar que unas hipotéticas terceras elecciones no sean en Navidad

El PP dice ahora que "tomará medidas" para que unas hipotéticas terceras elecciones no caigan en Navidad

  • El Gobierno asegura que no obstaculizará las iniciativas para acortar la campaña

  • La fecha del 25 de diciembre viene marcada por la de la investidura

  • Ana Pastor la fijó para el 30 de agosto después de hablar con Rajoy

  • La oposición lo interpretó entonces como un intento de presionar al PSOE

|

El Partido Popular ha asegurado este viernes que "tomará medidas" para que unas hipotéticas terceras elecciones no caigan el día de Navidad, 25 de diciembre, si en los próximos dos meses no es investido ningún presidente. Un anuncio que ha sido respaldado por el Gobierno, que asegura que no obstaculizará ninguna medida que se presente en este sentido para acortar la campaña electoral y evitar la fecha señalada.

El PP y el Ejecutivo rectifican así después de que la presidenta del Congreso de los Diputados, Ana Pastor, fijara la fecha de investidura para el 30 de agosto tras hablar con el presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, de forma que si había repetición de elecciones estas tuvieran que ser el 25 de diciembre. Una decisión que la oposición interpretó como una medida de presión para conseguir que el PSOE se abstuviera.

El portavoz del PP en el Congreso, Rafael Hernando, ha confiado en que la investidura se desbloqueará, dado que unas terceras elecciones serían un "ridículo", pero en caso de no ser así, ha dejado claro que "tomarán medidas" para acortar la campaña electoral y no tener que votar el día de Navidad (25D).

En declaraciones a Catalunya Ràdio, el dirigente popular ha explicado que "confía" en que "algunos hayan reflexionado durante todo este tiempo, porque para eso están estas 48 horas, para dar paso a un gobierno y desbloquear la situación".

"No puede haber elecciones, no podemos hacer ese ridículo", ha enfatizado Hernando, que ha afirmado que el 25D "no iremos a votar sencillamente porque creo que esta situación se va a desbloquear. Y si no -ha añadido- tomaremos medidas porque, evidentemente, no nos parece que el día de Navidad sea una fecha razonable".

El día de Navidad como hipotética fecha electoral con las urnas viene marcada por la fecha del debate de investidura que es con la que se pone en marcha el reloj. Fue el propio candidato 'popular', Mariano Rajoy, el que decidió someterse a su investidura el 30 de agosto. Con la primera votación fallida el pasado 31 de agosto comenzó a correr el plazo hacia una nueva cita con las urnas.

Si en dos meses desde esa votación, el 31 de octubre no se ha conseguido investir a Rajoy o a cualquier otro candidato que pudiera proponer el rey, se disolverán las Cortes y se convocarán elecciones generales, las terceras en un año, que no podrán celebrarse hasta 54 días después, con lo que la jornada electoral será el 25 de diciembre.

El Gobierno dice que no obstaculizaría una reforma para evitar votar en Navidad

Tras el anuncio de Hernando, el Gobierno ha asegurado que no obstaculizaría una eventual reforma legal que evite que, si la falta de acuerdo político obliga a repetir por tercera vez las elecciones generales, estas se celebren el 25 de diciembre, día de Navidad.

Así lo ha asegurado, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, la vicepresidenta del Ejecutivo en funciones, Soraya Sáenz de Santamaría, quien ha insistido en el perjuicio que supondría para España la celebración de unas terceras elecciones.

"No obstaculizaremos ninguna cuestión de la que puedan devenirse beneficios para los españoles, pero consideramos que unas terceras elecciones son un perjuicio muy importante para los españoles y para el conjunto de la democracia", ha señalado.

Sáenz de Santamaría se ha expresado así sobre la propuesta del PSOE para reformar la Ley Orgánica del Régimen Electoral General (LOREG) y acortar en una semana la campaña electoral y el plazo de 54 días desde que se convocan las elecciones hasta su celebración, para evitar así que unas hipotéticas terceras elecciones cayeran el día de Navidad.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente