Anterior Ocho muertos en un incendio en un edificio de viviendas de París Siguiente El número de parados registrados subió en 21.679 personas en agosto y el total se situó en 4.067.955 Arriba
 Se cree que el mamut tenía unos dos años y medio cuando murió hace unos 10.000 años.
Se cree que el mamut tenía unos dos años y medio cuando murió hace unos 10.000 años.

Yuka, un pequeño mamut lanudo al que remataron los humanos

  • Encuentran sus restos en muy buen estado en Siberia

  • Fue perseguido por leones, se rompió una pata y luego fue descuartizado

  • Sus excepcionales restos conservan partes de la carne y su pelaje

|

El cadáver de un pequeño mamut, apodado Yuka, ha sido encontrado en buen estado de conservación atrapado en el hielo de Siberia. El cuerpo del animal presenta signos de haber sido descuartizado parcialmente por seres humanos hace al menos unos 10.000 años.

El cuerpo y su piel está en tan buen estado que parte de su carne está intacta y se aprecia el color original de la carne y el pelaje de color claro. Esta es la primera vez que se encuentran restos de mamut peludo en tan buen estado.

Yuka fue descubierto en Siberia dentro de una expecidión de la que forman parte la BBC y Discovery Channel. Si el estudio confirma los resultados preliminares, sería el primer cadáver de mamut que revela signos de interacción con la raza humana en la región.

El animal tenía unos dos años y medio cuando murió

Aunque la datación de carbono se encuentra todavía en proceso, los investigadores creen que Yuka murió por lo menos hace 10.000 años, aunque puede ser hace mucho más. El animal tenía unos dos años y medio de edad cuando murió, según la información extraída de sus dientes y colmillos.

Una trágica persecución

Daniel Fisher, director del Museo de la Universidad de Michigan de Paleontología, explica en declaraciones a Discovery News que "parece que Yuka fue perseguido por uno o más leones, u otros depredadores, a juzgar por los rasguños profundos y sin cicatrizar que se encuentran en la piel y las marcas de mordeduras en la cola".

Según estas conjeturas Yuka cayó a continuación rompiendose una de las piernas traseras. En ese momento entrarían en juego a los humanos que aprovecharon para descuartizar las partes del animal que iban a utilizar inmediatamente.

"Es posible que después lo volvieran a enterrar y así reservarlo para un uso posterior y lo que queda ahora son los restos que nunca fueron recuperados", explica Fisher. 

Este ejemplar será de gran ayuda para los investigadores

El científico explica que las partes del cuerpo que faltan incluye la mayor parte de masa principal del cuerpo del mamut, incluyendo los órganos, vértebras, costillas, la musculatura asociada, y algunos trozos de la carne de las partes superiores de las patas. Las partes inferiores de cada pata y el tronco permanecen intactos.

Kevin Campbell, de la Universidad de Manitoba, explica que la mayoría de los restos de mamut encontrados consistían exclusivamente en huesos "que proporcionan muy poca información nueva". Añade que este ejemplar "será de gran ayuda para los investigadores". 

Una de las posibles aplicaciones de estos restos para la ciencia sería la posibilidad de traer un mamut a la vida a través de la clonación, un proyecto en el que ya están trabajando científicos rusos.

Campbell apoya esta posibilidad argumentando que "puede dar lugar a nuevos e importantes descubrimientos en la bioingeniería". 

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente