Enlaces accesibilidad

El general Navarro, condenado por el Yak-42, no irá a prisión al sufrir una enfermedad incurable

  • Fue condenado a 3 años por falsear las identificaciones de los militares muertos
  • Este miércoles se cumplen 7 años del accidente del Yak-42

Por

La Audiencia Nacional ha suspendido la ejecución de la sentencia que condenó al general de Sanidad Vicente Navarro a 3 años de cárcel por falsear las identificaciones de 30 de los 62 militares muertos en el accidente del Yak-42 en Turquía en 2003.

La Audiencia ha tenido en cuenta que Navarro, de 69 años de edad, padece una "enfermedad incurable", por lo que finalmente el general Navarro no irá a prisión.

El tribunal, presidido por el magistrado Javier Gómez Bermúdez, argumenta que el general "presenta una enfermedad grave e incurable, se encuentra en fase terminal y necesita cuidados paliativos". Algo que ha sido verificado por un médico forense, cuya opinión solicitaron el teniente fiscal de la Audiencia Nacional, Fernando Burgos, y las acusaciones particulares.

La sala basa su decisión en el artículo 80.4 del Código Penal, que establece que "los jueces y tribunales sentenciadores podrán otorgar la suspensión de cualquier pena impuesta sin sujeción a requisito alguno en el caso de que el penado esté aquejado de una enfermedad muy grave con padecimientos incurables".

Navarro ha pagado las indeminaciones

El auto señala además que el general Navarro, que pasó a la situación de reserva en 2004 y  que ahora está retirado, ha abonado la indemnización de 300.000 euros (10.000 euros por cada uno de los 30 militares fallecidos) a la que fue condenado, así como la multa de 1.800 euros que le fue impuesta junto con la pena de cárcel.

Los otros condenados piden no ir a prisión

Junto al general Navarro, también fueron condenados a 18 meses de cárcel y una multa de 900 euros el comandante José Ramírez y el capitán Miguel Sáez, considerados cómplices del primero. Ambos también han solicitado al tribunal que suspenda la ejecución de sus sentencias, ya que sus condenas son inferiores a dos años y no tienen antecedentes penales.

Aunque por el momento, la sección primera de la sala de lo penal de la Audiencia Nacional no ha adoptado una decisión sobre si el comandante Ramírez y el capitán Sáez deberán entrar o no en prisión.

Las familias llaman "delincuente" a Navarro

Precisamente, este miércoles, se cumplen siete años de la tragedia y se han celebrado diversos actos de homenaje a las víctimas, el principal de ellos en Zaragoza, donde se han guardado unos minutos de silencio y se ha recordado con con velas y flores  a los 62 militare fallecidos.

Aquí el presidente de la Asociación de Familias Víctimas del Accidente  Yak-42, Miguen Angel Sencianes, ha afirmado que el general Navarro es "un  delincuente".

Aunque no se conocía la suspensión de la condena de Navarro, Sencianes ha expresado su sorpresa al conocer que la Real Hermandad de Veteranos de las Fuerzas  Armadas y la Guardia Civil "ha mostrado un claro apoyo a delincuentes", al realizar una colecta y abrir una cuenta bancaria  para atender la indemnización exigida al general Navarro y sus  subordinados.

A su juicio a quienes "hay que apoyar" es  a los militares que están "dispuestos a dar su vida, que van a  Afganistán y que se juegan el tipo a pesar de saber que esos aviones olían a muerte".

Asimismo, el presidente de esta asociación ha señalado que a pesar de la enfermedad del general Vicente Navarro "no  queremos ningún mal para él, porque somos defensores de la vida".

Noticias

anterior siguiente