Enlaces accesibilidad

Cinco países europeos obligan a votar en todas las elecciones

  • En Bélgica, Chipre, Grecia, Italia y Luxemburgo el voto es obligatorio
  • Luxemburgo pone multas de hasta mil euros en caso de reincidencia
  • Los belgas pueden ser eliminados del censo si fallan en cuatro votaciones
  • Toda la información sobre las Elecciones Europeas en nuestro especial

Por
Los nacionales de Bélgica, Chipre, Grecia, Italia y Luxemburgo están obligados a votar en los comicios europeos, e incluso algunos países, como Luxemburgo, imponen sanciones de hasta 1.000 euros a quienes infringen esta norma de manera reincidente.
 
En 22 países miembros de la Unión Europea ejercer el derecho al voto es voluntario, a excepción de estos cinco estados donde es obligatorio, si bien en Luxemburgo los mayores de 75 años están exentos de cumplir esta norma.
 
La ley electoral luxemburguesa establece que el voto es obligatorio para todos los electores inscritos en las listas electorales y las personas que se encuentran en la imposibilidad de votar deben justificar los motivos de su abstención al procurador de Estado competente.
 
La abstención injustificada se sanciona en Luxemburgo con una multa de entre 100 y 250 euros, y en caso de reincidencia en los 5 años siguientes a la primera sanción, la multa se eleva a una cantidad que oscila entre un mínimo de 500 y un máximo de 1.000 euros.

 La legislación belga dispone, en el artículo 39 de la ley del 23 de marzo de 1989, relativa a las elecciones al Parlamento Europeo, que los ciudadanos que no voten podrán ser sancionados con multas de 25 a 50 euros, y en caso de reincidir la cuantía ascenderá de 50 a 125 euros.
 
Además, los nacionales belgas que falten a su obligación de votar más de 4 veces en 15 años pueden ser eliminados de los censos electorales por un periodo de 10 años, durante los cuales no podrán ocupar ningún cargo público.

Multas en Chipre
 
En Chipre, en cumplimiento de la ley electoral de 1985, se puede imponer una multa de 200 libras chipriotas a los ciudadanos que no cumplan con su obligación de votar y es el Comisario de Elección el encargado de decidir si se abre una investigación a los ciudadanos que no cumplan con este deber.
 
Según la embajada griega, hasta el año 2000 los nacionales de este país que no cumplieran con la obligación de votar podían ser sometidos a un arresto menor o bien ser sancionados con multas, si bien actualmente no se impone ninguna sanción a los griegos que no votan y esta obligación se entiende como una medida para fomentar la participación electoral.
 
Fuentes de la embajada italiana explican que hasta 1993 existía un registro donde aparecían los ciudadanos que no cumplían con este deber.

La Constitución italiana estipula en su artículo 48 que votar es un "deber cívico", si bien su legislación no impone sanción alguna a los italianos que deciden no participar en los comicios.
 
La legislación electoral que se aplica para los comicios europeos es la que rige en cada Estado miembro, por eso los nacionales de estos países tienen el deber de participar en todos los comicios, no sólo en los relacionados con la Unión Europea.
 
Tampoco la edad mínima para ejercer el derecho al voto es la misma para todos los europeos. Los ciudadanos de Austria pueden participar en los comicios a partir de 16 años, mientras los 26 países restantes elevan el límite a los 18 años.

Asimismo, la fecha de celebración de los comicios varía también en unos días dependiendo de cada Estado miembro.

Noticias

anterior siguiente