Enlaces accesibilidad

Andry Rajoelina, un ex pinchadiscos de alta velocidad, "jefe" de Madagascar

  • Rajoelina ha encabezado las protestas contra el presidente dimitido Marc Ravalomanana
  • Saltó a la escena política en diciembre de 2007 como alcalde de la capital del país
  • El Gobierno le cerró su radio y televisión VIVA en diciembre de 2008
  • Se le conoce como TVG, las siglas de la alta velocidad francesa, por su rápido ascenso

Por
Demasiado joven para ser presidente según la Constitución de Madagascar, el líder de la oposición, Andry Rajoelina, se ha autoproclamado "jefe" de una "alta autoridad de transición" tras la dimisión del presidente Marc Ravalomanana después de dos meses de revueltas políticas.

Rajoelina ha conseguido el apoyo del ejército de Madagascar que tradicionalmente siempre se había mantenido neutral, al margen de las crisis políticas de la antigua colonia francesa. Ha encabezado manifestaciones multitudinarias en las que ha pedido la dimisión de Ravalomanana en reiteradas ocasiones y hasta su arresto. El líder de la oposición acusaba a Ravalomanana de malversación de caudales públicos y de violar la Constitución.

Andry Rajoelina, un ex pinchadiscos de cara aniñada, saltó a la escena política en diciembre de 2007, cuando se hizo con la Alcaldía de Antananarivo, la capital de Madagascar, con el 63% de los votos. El Gobierno le apartó de este cargo después de pedir la dimisión de Ravalomanana, reelegido en 2006. A pesar de su edad (es demasiado joven para ser presidente durante los próximos seis años según la constitución) ha conseguido convertirse en "la" oposición, según explica la BBC.

Al nuevo "jefe" de Madagascar se le conoce con el sobrenombre de TGV, las siglas del tren de alta velocidad en Francia, por su imparable y rápido ascenso político. Son las iniciales también del movimiento que lidera, Young Malagasies Determined.

Rajoelina nació en 1975 y con menos de 20 años se dedicaba a la organización de espectáculos musicales en Madagascar, donde se hizo popular como pinchadiscos. En el año 2000, se introdujo en el mundo empresarial y llegó a convertirse en el propietario de las emisoras de radio y televisión Viva, que le hicieron muy popular.

Como alcalde de Antananarivo, llevó a cabo una política populista, propugnó un "Madagascar joven" y siguió con sus negocios hasta que, en diciembre de 2008, las radio y la TV de Viva fueron cerradas por el Gobierno, tras emitir una entrevista con el ex presidente Didier Ratsiraka, antiguo adversario del jefe del Estado, Marc Ravalomanana.

La clausura de las dos emisoras por el Gobierno, que consideró que la entrevista con Ratsiraka atentaba contra la "paz y la seguridad" del país, hizo que Rajoelina iniciara una campaña contra el presidente Ravalomanana, al que acusó de no respetar la libertad de expresión garantizada en la Constitución.

Noticias

anterior siguiente