Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba
Lucha contra la miseria en Haití y las desigualdades agravadas por la pandemia

Campaña Objetivo RTVE: Pongamos fin a la pobreza

  • El músico Carlos Jean reclama la reconstrucción de Haití, tras el último terremoto
  • La reportera Beatriz Viaño pide el fin de todas las pobrezas desde una barriada marginal en Colombia
  • El 17 de octubre es el Día Internacional para la Erradicación de la Pobreza
  • Clan sigue con la campaña de alfabetización mediática y digital de niños y niñas

El terremoto de Haití que tuvo lugar el pasado agosto ha dejado más de 2.200 muertos y casi un millón de personas que dependen de ayuda humanitaria y piden urgentemente dinero para retomar cuando antes actividades como la agricultura o la pesca a pequeña escala.

Se calcula que al menos 25.000 ciudadanos siguen viviendo, un mes después, en lugares imporvisados. Además, el país se enfrenta a otros obstáculos como el difícil acceso al agua y a la atención primaria al encontrarse los hospitales debastados por la catástrofe. 

FOTO: Rescatistas trabajan en labores de búsqueda y rescate de víctimas y/o sobrevivientes del terremoto que sacudió al país EFE/ Orlando Barría

Se cumple una semana del terremoto de magnitud 7,2 que sacudió Haití, que ha dejado 2.100 muertos y 12.000 heridos, y los haitianos piden que llegue cuanto antes la ayuda humanitaria. Unicef y Médicos sin Fronteras van a enviar 110 toneladas de ayuda en los próximos días.

Foto: Un camión distribuye comida en Los Cayos, Haití (Reginald LOUISSAINT JR/AFP)

España ha enviado a Haití 10 toneladas de material médico y equipos para mejorar el acceso a agua potable en la zona golpeada por el terremoto. Más de medio millón de personas necesitan ayuda humanitaria urgente, según Naciones Unidas. Pese a que la ayuda internacional continúa llegando a la isla, muchos ciudadanos se quejan de no haber recibido todavía nada. Casi una semana después de la catástrofe el balance de fallecidos sigue siendo provisional, hay cientos de desaparecidos y miles de heridos.

El terremoto de magnitud 7,2 registrado el pasado sábado en el suroeste de Haití ha causado al menos 2.189 muertos y 12.268 heridos, según el último balance oficial divulgado este martes. Los hospitales están desbordados y el 80% de los ingresados son víctimas del terremoto.

Este balance de muertes supone 248 víctimas mortales más que el día anterior, según los datos de Protección Civil, el organismo que coordina las operaciones de rescate. Asimismo, la cifra de personas dadas como desaparecidas asciende a 332, según el boletín diario del mismo organismo. 

 Ya hay 1.300 fallecidos tras el terremoto de Haití que se suman a los miles de desaparecidos. Los hospitales están colapsados e intentan, como pueden, hacer frente a los numerosos heridos que ha dejado la catástrofe. En el suroeste del país, uno de los lugares más afectados, continúan las labores de rescate y sigue llegando la ayuda internacional. La grave situación se verá agravada por una tormenta tropical que llegará a la zona en los próximos días.

El terremoto, que ya forma parte de los diez más letales de los últimos 25 años en Latinoamérica, se registró a unos 12 kilómetros de la localidad de Saint-Louis du Sud y también se sintió en la República Dominicana y Cuba.

Según las autoridades, hay 1.297 muertos, más de 5.700 heridos y la destrucción de 13.694 casas. El primer ministro haitiano, Ariel Henry, máxima autoridad del país tras el asesinato del presidente, ha prometido que la respuesta oficial al terremoto será "más adecuada" que la que siguió al devastador del terremoto de 2010.

Fue la tarde de un 12 de enero de 2010. Un minuto bastó para que la capital de Haití se convirtiera en un amasijo de escombros y nubes de polvo. Más de 200.000 personas perdieron la vida en aquel terremoto que sobrepasó cualquier expectativa. Once años después muchos se preguntan donde fueron a parar los millones de dólares que el país recibió para la recuperación. 

Las mismas ONG que gestionan los fondos no saben a ciencia cierta cuanto llegó al Gobierno Haitiano. Por estas razones hoy tras un nuevo desastre, existe el temor a que futuras ayudas nunca lleguen.

Foto: LOUISSAINT JR / AFP. 

El terremoto de magnitud 7,2 en la escala de Richter que asoló este sábado el sur y otras zonas de Haití ha causado al menos 724 muertos y más de 2.800 heridos, así como cuantiosos daños materiales, agravando la ya de por sí difícil situación del país caribeño, el más pobre de América.

Foto: Personal realiza trabajos de remoción de escombros, búsqueda y rescate tras el terremoto en Los Cayos (EFE/Ralph Tedy Erol)

Un terremoto de magnitud 7,2 ha sacudido Haití, dejando más de 200 muertos y "cientos de heridos y desaparecidos", según el último balance de Protección Civil. El primer ministro, Ariel Henry, ha declarado el estado de emergencia durante un mes y ha calificado la situación de "dramática". Mientras, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha ordenado una "respuesta inmediata". Haití, el país más pobre de América, aún no se ha recuperado de las consecuencias del terremoto de magnitud 7 que hace 11 años causó unos 300.000 muertos. A ello se suma la grave crisis sociopolítica que afecta al país caribeño, cuyo último episodio tuvo lugar hace apenas un mes, con el asesinato a tiros de su presidente, Jovenel Moise.

Foto: Los Cayos, Haití (EFE/Ralph Tedy Erol)

Se sumplen diez años del devastador terromoto de Haití. Siguen los trabajos de ONG, como Médicos sin Fronteras y también Cooperación Española que ya estaba allí antes de que ocurriera. Un redactor de RNE ha estado en el acto de recuerdo de víctimas y del pasado, pero también ha hablado con esos trabajadores y con las gentes. Tras una década aún los ciudadanos siguen padeciendo las consecuencias de aquella tragedia y la ayuda humanitaria no ha llegado entera, la corrupción sigue presente en el país. 12/01/20

  • Una década después del terremoto que dejó 300.000 muertos, Haití sigue siendo el país más pobre de América
  • Miles de personas continúan sin hogar y padeciendo las secuelas de aquella devastación
  • La reportera de TVE Almudena Ariza recuerda cómo fueron los primeros días en la zona cero