Enlaces accesibilidad
arriba Ir arriba

A Cintia Pascual, presidenta de CEAPS (Círculo Empresarial de Atención a las Personas), le "sabe mal decirlo" pero reconoce que el nuevo modelo residencial que propone el Gobierno necesita de una inyección económica mucho mayor. Es el principal obstáculo que, a ojos de las patronales de residencias y servicios a domicilio, plantea el proyecto y han convocado una jornada para analizar los diferentes aspectos del proyecto y sus carencias y para consensuar propuestas realistas. 

El 'cohousing' es un modelo alternativo a las residencias tradicionales que nació en Dinamarca y cada vez está cogiendo más fuerza en España. 'Las Claves del Siglo XXI' ha estado en uno de los pioneros de nuestro país. Unas casas que les cuestan entre 80.000 y 150.000 euros dependiendo del tamaño. A partir de ahí los socios pagan una cuota mensual de entre 800 y 900 euros. Cuentan con 18 trabajadores entre los cuales hay personal médico para atender a los más dependientes. En su mayoría llegan al centro buscando no sentirse solos y evitar ser una carga para sus familiares. El caso de Paco es excepcional: toda su familia está en convivir, incluida su madre, la más mayor del centro. Otra de las alternativas más comunes a las residencias es la de contratar asistencia domiciliaria. Sandra pasa 4 horas con ella, pero Paquita tiene parkison y está considerando tener a una persona interna en el futuro.

FOTO: EFE/ENRIC FONTCUBERTA

“En mayo de 2021 mi padre entró en la residencia de DomusVI Chantada. No entró muy contento, pero sí con ganas de vivir. Y, en 8 meses, por el mal trato que le dieron en dicha residencia, se nos fue”, así narra Mari Carmen el paso de su padre por una residencia de mayores. Denuncia que la residencia le ocultó durante meses el grave estado de José. Una situación similar a la que vivió Xavi, antes de la pandemia visitaba todos los días a su madre y vigilaba su cuidado, pero el coronavirus lo cambió todo y no pudo seguir viendo a su madre. En 2018 salieron a la luz las imágenes del presunto maltrato a Josefa, su hijo Francisco Polonio puso una cámara oculta, denunció ante la Fiscalía y el caso continúa en fase de investigación.

Foto: EFE/LAVANDEIRA JR

En España, casi cinco millones de personas vivían solas en 2020, según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE). Más del 43% tenía más de 65 años. Las personas con discapacidad, cuidadoras o inmigrantes son también especialmente susceptibles. En los tiempos del COVID-19, la situación no ha mejorado, sino que avanza imparable. Para dar visibilidad y hacer seguimiento de esta circunstancia, se ha creado recientemente el Observatorio de la Soledad No Deseada (SoledadES). Impulsado por la Fundación ONCE, su intención es unificar el trabajo de diversas organizaciones sociales para crear "una red de apoyo eficaz". Así lo explica su presidenta, la exministra de Asuntos Sociales Matilde Fernández. "En algunos otros países, este observatorio lo crean los poderes públicos", explica. Ante la lentitud de estas políticas, tratan de demostrar el coste sanitario y social de no atender la soledad: "Tenemos un montón de hombres y mujeres perfectamente sanos, capaces y com mucho tiempo libre que podrían hacer muchas cosas". Para Fernández, es imprescindible "romper los estereotipos de la gente mayor".

La Plataforma de Mayores y Pensionistas (PMP) es una de las organizaciones involucradas en el observatorio. Su presidente, Lázaro González, reivindica la necesidad de recuperar los espacios perdidos con la pandemia: "Las autoridades públicas deben considerar que los espacios comunitarios son servicios esenciales". Asimismo, considera la soledad como una cuestión no solamente política, sino de responsabilidad social: "Nos debería dar verguenza al resto de la sociedad que haya personas que estén solas".

Noticia   Comando Actualidad  

  • Tres millones de familias conviven en nuestro país con alguien que requiere ser cuidado, según datos del INE
  • El 89 % de las personas cuidadoras son mujeres de la familia, coinciden la Sociedad Española de Geriatría y el CSIC
  • Este jueves, "Quién cuida a quién", a las 19:00 en RTVE Play y a las 23:55 en La 1 de TVE

Las residencias y los centros de mayores de Andalucía que tienen plazas en concierto denuncian que atraviesan una situación "insostenible". Aseguran que la Junta de Andalucía les debe las facturas desde el pasado mes de noviembre. Desde la administración autonómica dicen que ha sido un problema puntual y que se va a resolver en los próximos días.

Alrededor de una treintena de personas se concentraron ayer frente a la Residencia de El Zapillo para protestar por la falta de personal en los centros de mayores.

La Junta prevé actuaciones a corto plazo para potenciar la comarca del mármol a nivel internacional.

La subdelegación del Gobierno en Almería, SEIASA y ASEMPAL se han reunido para dar a conocer las obras de modernización de regadíos del Plan de Recuperación en la provincia de Almería.

Hoy es el Día Mundial contra el Cáncer.

La Unión deportiva Almería se enfrenta hoy al Ibiza, a las 9 de la noche, en el Estadio de los Juegos Mediterráneos.
 

Hoy en Por tres razones dedicamos el programa a las personas mayores: a su día a día, preocupaciones y problemas en la sociedad actual. Pasamos una mañana con Leonor Villarejo, de 74 años, y Loli Sánchez, de 71, que dos poseen conocimientos diferentes sobre tecnología, lo que nos permite abrir la puerta para explicar lo heterogéneo que es el colectivo de las personas mayores y nos habla de las dificultades diarias que puede haber en consecuencia al avance tecnológico y la falta de recursos de aprendizaje a pesar de la reducción de la brecha digital. Asimismo, el tiempo que pasamos con ellas, pone en evidencia la carencia de la atención telemática de los servicios sociales.

Invitamos a Ana Santos y Bernardo Díaz, de la Asociación Mayores del S. XXI, para que nos cuenten cuáles son las preocupaciones reales de las personas mayores. Ana, de 80 años y trabajadora social de profesión, nos explica cómo se enfrentan continuamente a la falta de participación en la toma de decisiones que les afectan, así como las necesidades que tienen en la sociedad, que muchas veces no se ven cubiertas por falta de inversión, y de la necesidad de contar con una red de apoyo social tanto dentro como fuera de casa. Bernardo, de 71 años, insiste en que debemos huir de los clichés ya que, a pesar de estar en el mismo rango de edad, los mayores son diversos, requieren diferentes cosas y tienen diferentes aspiraciones. Tambiém nos hablan de los problemas respecto a la tecnología, que más allá de entidades bancarias, afecta a toda la digitalización de la burocracia general, y que es un apunte dentro de los muchos otros problemas que enfrentan como sujetos activos y de pleno derecho en esta sociedad, como aquellos referentes a la asistencia, participación, pensiones o capacidad de decisión entre otros.

Contactamos con dos municipios de Guadalajara cuyas entidades bancarias han reducido la atención presencial a un día por semana. Víctor San Vidal, alcalde de Fontanar, y Juan Alfonso, alcalde de Cogolludo, nos explican las consecuencias de la reducción de horarios del banco que opera en estas localidades. Por otro lado, hablamos con Víctor Manuel Martín López, director general de Eurocaja Rural, que defiende que desde su banco no se obliga al cliente a realizar sus transacciones en el cajero, ni se le da un número para que espere a que se realicen otras gestiones, tratando de hacer las cosas de manera diferente.
 

La Fiscalía General del Estado ha pedido información sobre los procedimientos por muertes en residencias durante la pandemia en la Comunidad de Madrid, Cataluña y Castilla la Mancha. El ministerio público reclama a las fiscalías de las tres regiones todos los datos sobre causas abiertas y cerradas en un plazo de tres meses. Según los datos del Imserso, en la Comunidad de Madrid han fallecido 6.500 residentes y poco más de 5.700 en Cataluña. Destaca especialmente la cifra de un centro en Tomelloso (Ciudad Real), donde fallecieron 75 personas. Precisamente hace unos días la ONG Amnistía Internacional reclamaba mayor colaboración de la Fiscalía en este asunto y denunciaba que el 89% de las causas abiertas habían sido archivadas.


Informa Gema Alfaro

Ángela y Enriqueta perdieron a sus madres en abril de 2020. Fallecieron en residencias de mayores durante la primera ola de la pandemia en Madrid y Cataluña, dos de las regiones más castigadas. Desde entonces varias preguntas han quedado sin respuesta: "Nosotros queremos saber por qué murieron. Ellos estaban en una institución donde supuestamente los tenían que cuidar".

Denuncian el abandono por parte de la Fiscalía e instituciones en la investigación de los fallecimientos. Según Amnistía Internacional, el 90 % de las investigaciones penales del Ministerio Fiscal a residencias de mayores han sido archivadas en nuestro país. La organización pide que se abra una comisión en el Congreso y que la Fiscalía retome esas investigaciones.

Foto: Ángela (c) y Enriqueta (d), cuyas madres fallecieron en una residencia durante la primera ola, junto al director de Amnistía Internacional. RTVE.ES