Enlaces accesibilidad
LITERATURA Z

Mercedes Ron, autora de la trilogía 'Dímelo': "La figura femenina cada vez está adquiriendo más importancia en la literatura contemporánea"

  • De su éxito en Wattpad al lanzamiento de su última saga: descubrimos a la joven escritora detrás de éxitos como Culpa Mía
  • "El día que cumplí 15 años tomé la decisión de escribir mi primera historia"
  • Más noticias en PlayzTrends

Por
 Mercedes Ron: "La figura femenina cada vez está adquiriendo más importancia"
PLAYZ

Tiene solo 27 años, pero Mercedes Ron ya se ha convertido en todo un referente dentro de la literatura juvenil contemporánea. Comenzó su andadura lanzando las primeras historias a través de Wattpad y, en cuestión de meses, alcanzó un éxito que le ha traído al 2021 con ocho libros bajo el brazo: "Aunque fueron dos años, a mí se me pasaron volando porque fue rapidísimo. De repente, todo el mundo conocía la historia y me animó a seguir escribiendo", confiesa la autora respecto a Culpa Mía, su ópera prima. 

Los primeros meses del confinamiento los pasó en Bali, el destino al que viajó con su hermana días antes de que se decretara el estado de alarma. Un lugar que presenció cómo se gestaron los dos primeros libros de una trilogía que, el próximo 29 de abril, concluirá con la publicación de Dímelo con besos.

Comenzaste publicando en Wattpad cuando solo eras una adolescente. ¿Cómo decidiste adentrarte allí y autopublicar tus escritos?

Mercedes: La verdad es que tenía Culpa Mía metida en un cajón desde hacía varios años. Estuve intentando publicar la historia a través de varias editoriales y esperando a que me mandaran respuesta. No conseguí nada, así que me metí en internet para averiguar cómo publicar. En ese momento, lo que me interesaba era tener algún tipo de feedback para saber si el libro era bueno. Fue entonces cuando me hablaron de WattPad, me metí en la plataforma, averigüé un poco cómo funcionaba y empecé a subirlo como serial. La suerte es que tenía el libro terminado, así que empecé a lanzar un capítulo por día. Eso hizo que la gente que comenzó a leerme se enganchara muy rápido y no tuvieron que esperar apenas nada para continuar con la historia. Lo curioso es que solo iba a ser un libro, pero al final la gente me pidió más y más y terminaron siendo tres.

¿Cuánto tiempo pasó hasta que te diste cuenta de que tus historias se habían convertido en todo un éxito?

Mercedes: En Wattpad fue todo muy rápido. Recuerdo que en ese momento me hacía gráficas para saber cuánta gente me leía, cuántos me habían comentado... Era muy divertido, porque aunque te lean pocas personas, fui creciendo muy rápido. Incluso mi padre, en el pueblo, escuchaba que alguien se lo había leído por la plataforma. Poco a poco fue subiendo y se convirtió en locura. 

¿Tu sueño siempre había sido publicar un libro? ¿O iniciaste todo esto más como un hobby que como tu futura profesión?

Mercedes: Al principio como un hobby. Lo hacía porque me encantaba leer, aunque empecé a hacerlo relativamente tarde. Yo comencé con Crepúsculo y me enganché de tal manera -rollo fan loca-, que fue un no parar. Desde ese momento no paraba de leer, y en esa época mis padres no tenían tanto dinero para comprarme libros. Yo los devoraba, ¡me los acababa en dos días! Entonces dije: si no me los pueden comprar... ¿por qué no me pongo a escribir mis propias historias? El día que cumplí 15/16 años tomé esta decisión y comencé mi primera historia. Así hasta ahora.

"En el amor no hay nada escrito. ¿Por qué querer solo a una persona?"

¿Cómo definirías la trilogía Dímelo? ¿Qué crees que engancha a todos tus lectores?

Mercedes: Creo que es porque los personajes son muy cercanos y es una ambientación con la que todos nos sentimos identificados. A mí me resultó muy divertido volver al instituto/colegio. Son problemas que todos podemos sufrir: el bullying, la separación de nuestros padres, el primer noviazgo... Todos nos sentimos reflejados. A mí me dicen que tengo una manera de escribir muy cercana y que la gente se mete mucho en la historia, así que se cree que la vive en su propia piel. Al final lo que yo busco es eso: que los lectores sientan cuando lean.

Gran parte de la historia la escribiste en Bali. ¿Cómo fue desarrollar desde allí parte de la trilogía?

Mercedes: Sí (ríe). Yo tenía el vuelo comprado, pero la pandemia nos cogió a todos por sorpresa. Yo me fui dos días antes de que en España se cerrara todo y se declarara el estado de alarma. Me fui con mi hermana y tenía que entregar Dímelo Bajito a los tres días de irme a Bali, ¡pero me faltaba un montón! Así que me fui hacia Bali y me quedé cuatro meses "encerrada" en una isla cercana a la que no llegó el covid, prácticamente. Podíamos hacer vida normal. Mi madre pasó de decirme "no te vayas" a pedirme que no volviera, porque ahí estaba a salvo. Fueron meses donde pude aprovechar toda la inspiración que puedes sacar de una isla. Escribí el primero y el segundo entero. Del tercero escribí la mitad, pero lo terminé cuando regresé a Sevilla.

¿Cómo definirías a Kamila y Thiago, protagonistas de la historia?

Mercedes: Creo que Kamila es muy luchadora y una persona que con la familia que tiene, no es que tenga excesivos problemas, pero sabe salir adelante. Es muy confusa dentro de sí misma, pero se cree lo que siente y tira hacia delante. Por ejemplo, lo que siente por los dos hermanos puede ser criticado, pero ella sigue su corazón y es algo de admirar. De Thiago te diría que es una persona muy fuerte y que él sí que tuvo que pasar muchas cosas que lo marcaron de pequeño. Para él es lo más importante.

¿Crees que es posible querer a dos personas a la vez? ¿O a veces confundimos el amor con la amistad?

Mercedes: Es complicado, pero yo creo que en el amor no hay nada escrito y... ¿por qué no? ¿Por qué querer solo a una persona? Creo que perfectamente te puedes enamorar de dos o de tres. A ver, es súper complicado (ríe), y puede ser un desastre, pero de verdad considero que puede ocurrir y que a todos en algún momento nos ha pasado ese momento de confusión de que nos gusten dos personas a la vez.

"Sufrí bullying en el colegio y a veces lo intentamos normalizar"

Una de las tramas sobre las que gira la novela es una infidelidad que presencia la protagonista. Aquí se abre el debate: ¿es mejor callarse o contarlo?

Mercedes: Es un tema que fue complicado tratar porque yo pensaba y decía... "yo creo que no me lo podría callar". Al fin y al cabo, ella era pequeña y los padres son lo más importante para cualquier niño. Aunque al final termina contándoselo, es como... ¿qué se puede hacer ante eso? Me intento poner en su papel, pero me cuesta saber qué haría en ese momento, porque al final no era más que una niña.

Durante la historia abordas temas como el bullying durante la infancia y la adolescencia. ¿Por qué quisiste incorporarlos?

Mercedes: Lo sufrí cuando estaba en el colegio durante un año y es algo súper feo que a veces intentamos normalizar. Pero es algo que se sufre mucho, así que quise dejarlo marcado y dejar claro lo que puede llegar a provocar el bullying a cualquier edad. Puede que al principio parezca que no es nada, que se puede quedar en una discusión entre amigos, pero al final... en el tercer libro veréis en lo que puede desembocar. Es una historia que me costó mucho escribir.

Los malos tratos también hacen acto de presencia en la historia. ¿Crees que es importante hablar sobre ellos para que quien los sufre, sea capaz de denunciar?

Mercedes: Obviamente. Creo que es súper importante sobre todo concienciar a la gente más pequeña de ello. Sé que mi público es juvenil al fin y al cabo, y que si lo vamos normalizando... mal. El libro tiene partes bastante duras, pero mis lectores son de 14 años hacia arriba, así que es primordial que la gente se familiarice con este tipo de violencia y sepa que si pasa, hay que acudir a alguien y denunciarlo. Si lo que ocurre en el tercer libro se hubiera denunciado... habría sido diferente.

¿Crees que la figura femenina está adquiriendo especial relevancia en la literatura de los últimos años?

Mercedes: Yo en mis novelas intento que las mujeres sean personajes muy fuertes y que eso quede muy claro. Los principales siempre son femeninos, y creo que están adquiriendo mucha importancia en la literatura. Si nos remontamos a los libros que yo leía cuando tenía 15-16 años y veía a las protagonistas, no tiene nada que ver a cómo son las que nos encontramos ahora. Creo que es algo que está calando en nuestra generación y que se va a notar mucho en los libros que están saliendo ahora y que saldrán en un futuro.

"Creo que el tercer libro despertará mucha ansiedad y amor por los protagonistas"

El tercer libro de la saga arranca con un inicio sorprendente. ¿Qué emociones crees que va a despertar entre tus lectores?

Mercedes: Creo que va a despertar mucha ansiedad (ríe) y mucho amor por todos los protagonistas. Sobre todo miedo también, porque no saben quién se salvará de lo que va a ocurrir. No puedo hablar sobre ello, pero no se salva nadie ni se esperan lo que va a ocurrir con uno de los protagonistas. Creo que sobre todo eso, es un libro duro pero donde el amor prevalece, que al final es lo importante.

Con estas novelas volvías a la literatura romántica. ¿Crees que sigue estando repleta de prejuicios?

Mercedes: Creo que la novela romántica es un género que va a triunfar siempre, tanto si lo lee un hombre como una mujer. Considero que siempre va a estar en alza porque al final lo que queremos es desconectar y enamorarnos. Géneros como el thriller o el terror quizás son más divertidos, pero la novela romántica siempre va a estar ahí. Pero creo que el cóctel que genero es lo que hace que la gente siga leyéndome.

¿Qué han supuesto todos tus libros a nivel personal? ¿Eres diferente a hace unos años?

Mercedes: He sufrido un cambio increíble. Ahora que trabajo con la editorial es todo un poco más estresante, porque tienes plazos. Además, es que saco sagas, no libros independientes. Así que en ese sentido sí que siento que debo tomarme un descanso y volver a conectar con lo que es la escritura y la lectura, que la he dejado un poco de lado. Pero siempre dicen que van de la mano.

En tu bio de Twitter tienes puesto "Nunca aceptes un no por respuesta". ¿Podría decirse que es tu lema de vida?

Mercedes: Sí, total. Y que las cosas pasan por alguna razón. Yo era la típica soñadora en el colegio, la que tenía mil pajaritos en la cabeza. La gente me decía: "céntrate mejor en lo importante, eso tómatelo como un hobby". Yo siempre fui muy tenaz y constante y sueño a lo grande: me pongo metas altas, pero no me importa. Creo que es algo muy importante y no me importa que haya quien me diga que estoy loca. Hay que intentarlo y escribir era mi pasión, así que si de verdad quieres algo -aunque sea lo típico que nos dicen-, lo puedes conseguir.

PLAYZ

anterior siguiente