Enlaces accesibilidad

Abatido el Toro de la Vega entre el enfrentamiento de partidarios y detractores de los toros

  • La Guardia Civil ha desalojado a un grupo de activistas antitaurinos
  • En el festejo del Toro de la Vega se alancea un toro hasta la muerte
  • Más de 40.000 vecinos han acudido a la celebración

Por
El Toro de la Vega se celebra un año más pese a las protestas y la polémica

El festejo vallisoletano del Toro de la Vega de Tordesillas, en el que se alencea un toro hasta la muerte, se ha visto un año más salpicado por el enfrentamiento entre partidarios y detractores de los toros. La Guardia Civil ha desalojado por las fuerza a un grupo de antitaurinos que ha intentado impedir la suelta del toro, a primera hora de la mañana.

Los antitaurinos, algo menos de un centenar y venidos desde distintos puntos de España, entre ellos algunos del Partido Animalista contra el Maltrato Animal (Pacma), se han concentrado desde las 10.00 horas en el centro de la localidad vallisoletana, donde se produce la suelta.

Entre gritos de "Tordesillas, asesina" y "Tordesillas, vergüenza nacional", los antitaurinos han sido desalojados poco antes de las 11.00 horas, tras protagonizar varios momentos de tensión con cruces de insultos y empujones con vecinos de la localidad y defensores del festejo taurino.

El Toro de la Vega de Tordesillas, de nombre 'Volante', de 622 kilos y perteneciente a la ganadería de El Ventorrillo, ha sido abatido por un lancero a pie y abatido por caballistas, aunque el Patronato del Toro de la Vega ha declarado nula la  proclamación del vencedor

El torneo vallisoletano, declarado Bien de Interés Regional desde 1980, consiste en alancear a un toro hasta la muerte, después de su liberación. Se celebra cada año el segundo martes del septiembre. Durante las últimas ediciones ha sido el blanco de protestas por parte de grupos en defensa de los derechos de los animales, que denuncian el sufrimiento al que se ve sometido el toro. A ellos se oponen vecinos defensores de la tradición del festejo.

Según ha informado el ayuntamiento, unas 40.000 personas han presenciado la celebración de este año. El joven Sergio Sacristán, de 28 años, reconocido este lunes "lancero notable" del Toro de la Vega, ha asegurado que "a quien no le guste" este festejo, que consiste en matar con lanzas un toro en el campo, "sencillamente, que no venga" a Tordesillas (Valladolid).

Sergio Sacristán ha declarado a los periodistas que prefiere no entrar en polémicas con los antitaurinos y ha afirmado que, al igual que se rechazan festejos de este tipo, también cuentan con defensores "en toda España".

Piden su prohibición

Por su parte, el portavoz de la Asociación Nacional de Defensa de los Animales, Alberto Díez, ha dicho a EFEverde que este tipo de festejos "incluso son criticados desde el mundo taurino", y ha coincidido con PACMA en que las protestas de las ONG ha incrementado la asistencia.

Al principio "solo iba gente de Tordesillas, pero ahora vienen desde Salamanca, Zamora...", ha añadido Díez, en cuya opinión "el problema es no haberlo prohibido como tantas otras bestialidades como el lanzamiento de la cabra desde el campanario en Manganeses (Zamora)".

La Junta de Castilla y León ha anunciado que no prohibirá la celebración anual en Tordesillas (Valladolid) del torneo del Toro de la Vega mientras se trate de un espectáculo legal, ha advertido este martes la consejera de Cultura y Turismo del Gobierno autonómico, Alicia García.

"Si la normativa se cumple, la Junta de Castilla y León no emprenderá ninguna acción para prohibir la festividad del Toro de la Vega", ha manifestado esta mañana a los periodistas la consejera, competente en la regulación de los espectáculos taurinos dentro de la comunidad autónoma.


Noticias

anterior siguiente