arriba Ir arriba

Un voraz incendio ha destruido cientos de viviendas en una antigua localidad del Condado de Shangri-La, en el sur de China. Fuentes oficiales descartan que haya víctimas, pero los daños materiales son incalculables. Se estiman en unos 12 millones de euros.

Las fuerzas de seguridad chinas han matado a seis tibetanos en las comarcas de Drango (Luhuo, en chino) y a cinco en Sertha (Seda), zonas de mayoría tibetana en la provincia suroccidental china de Sichuan, en las protestas registradas los días 23 y 24 de enero. Las manifestaciones se desencadenaron después de que 17 monjes de tibetanos hayan intentado inmolarse desde febrero de 2009 en protesta por la represión que sufre la etnia por las autoridades chinas. Doce de ellos han muerto, de los cuales cuatro en las dos primeras semanas de este año. La mayoría de estas inmolaciones tuvieron lugar en torno al emblemático monasterio budista de Kirti, en la comarca de Ngawa (Aba, en chino), en la misma provincia.

Pocos lugares del mundo suscitan tanto interés como la elevadísima meseta tibetana. Oficialmente es una región autónoma de China, pero en Tíbet -y fuera de él, los exiliados- son muchos quienes temen perder su propia identidad al vivir bajo una única bandera.

El Gobierno de Pekín está modernizando una zona secularmente atrasada y elevando considerablemente el nivel de vida de la población. Pero hay fuertes resistencias.

Ofrecemos una crónica de varios días pasados en tierras tibetanas, atendiendo a una invitación para ver Tíbet "con nuestros propios ojos". Lo que allí vimos y oímos, lo que aquí posteriormente recabamos, ocupan los cincuenta minutos del programa de esta semana (22/10/10).

  • El Dalai Lama denuncia el "infierno" y el genocidio que sufre su comunidad
  • China pide una "Gran Muralla de estabilidad" en la zona y refuerza la seguridad
  • Miles de tibetanos han peregrinado a India a la sede en el exilio de su Gobierno
  • El líder tibetano repite un mensaje de denuncia y reconciliación que no da frutos
  • El Tíbet es un vasto territorio poco poblado pero con importantes recursos naturales