arriba Ir arriba

El número de personas en paro en España bajó en 541.700 (-11,33%) en 2016 respecto a un año antes hasta quedarse en 4.237.800, la cifra más baja desde el tercer trimestre de 2009, con lo que la tasa de desempleo se situó en el 18,63% de la población activa -lo que son 2,26 puntos menos que en 2015, cuando era del 20,9%- según la Encuesta de Población Activa (EPA) publicada este jueves por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha reaccionado este jueves a los datos del paro en una entrevista en Onda Cero, desde donde ha señalado que si "somos capaces de mantener una política económica como la de estos años" y si las "circunstancias internacionales" no perjudican demasiado, llegaremos a los "20 millones de personas ocupadas", contribuyendo a una mayor recaudación. Además, Rajoy también ha remarcado que "tendremos menos problemas para mantener el Estado del Bienestar". Este jueves se ha publicado el dato sobre el número de parados en 2016, que se redujo en 541.700 en 2016. Además, la tasa de desempleo cayó al 18,63%.

  • El total de desempleados se situó al final del ejercicio anterior en 4.237.800
  • Tanto la tasa como el dato absoluto son los más bajos de los últimos 7 años
  • En el año pasado se crearon 413.900 empleos, menos que en 2014 y 2015
  • El empleo creado: temporal, a tiempo completo y en el sector servicios
  • La población activa sigue bajando y cae a los 22,7 millones, niveles de 2007

Los socialistas denuncian que, a pesar de los datos, las condiciones del empleo "no mejoran". El líder de Podemos, Pablo Iglesias, ha asegurado a través de las redes sociales que, aunque baja el paro, "no sube el empleo y continúa la desigualdad". Por su parte, el partido de Albert Rivera, Ciudadanos, lamenta que el Gobierno "no quiera ver la precarización" de los trabajadores. Desde el PP, la reacción ha sido positiva y se muestran "satisfechos" con los datos de desempleo y aseguran que "lo que funciona, no conviene cambiarlo".

El número de parados registrados cayó en 390.534 personas en 2016, lo que dejó el total en 3.702.974, lo que supone, según Empleo, la mayor caída del paro en un año de la serie histórica. Para el Gobierno estos datos son la constatación de que "el crecimiento se traduce en empleo". Por otro lado, los sindicatos insisten en la "baja calidad" de esos puestos de trabajo.

El número de parados registrados ha aumentado en octubre en 44.685 personas en relación con el mes anterior (1,2%), con lo que la cifra total de desempleados inscritos en las oficinas del Servicio Público de Empleo (SEPE) sube hasta los 3.764.982. En el último año había 411.387 parados menos (-9,85%), "la mayor reducción interanual de toda la serie histórica" -que arranca en 1996- según el Ministerio de Empleo y Seguridad Social.