arriba Ir arriba

Donald Trump ya ha alcanzado el número de delegados necesarios para asegurarse la nominación como candidato del Partido Republicano en las elecciones presidenciales de Estados Unidos que se celebrarán en noviembre, por lo que, tal como se preveía, esquiva la posibilidad de una convención abierta en la que se pudiera armar un frente para apartarle de la carrera electoral.