arriba Ir arriba

Bárbara Lennie y Susi Sánchez son madre e hija en "La enfermedad del domingo", la nueva película de Ramón Salazar, que llega a las salas de cine tres días después de su presentación en la sección Panorama del Festival de Berlín. La película cuenta el complicado reencuentro entre Anabel (madre) y Chiara (hija), 35 años después de que la primera abandonara a la segunda. Chiara reaparece por sorpresa en la vida de su madre con una extraña petición: pasar diez días juntas en una casa apartada en las montañas.

Verano 1993 consiguió tres premios Goya en la última edición, entre ellos el que reconocía a su directora, Carla Simón, como mejor dirección Nobel. Antes de este reconocimiento de la Academia del Cine Español, la cinta ya había recibido cuatro premios Feroz, tres Gaudí, la Biznaga de Oro a mejor película en el Festival de Málaga y diversos premios internacionales como el de mejor ópera prima de la Berlinale. "Tanto reconocimiento es un poco alucinante, es un orgullo total" -ha manifestado la cineasta en Las mañanas de RNE -"De cara a una segunda película sí siento una cierta presión pero lo que me queda es una confianza muy grande en cómo ha ido la película, en mi equipo y en mi forma de trabajar, y eso pesa más que la presión", ha asegurado la directora.

La librería de Isabel Coixet se ha alzado hoy con el Premio Goya a la mejor película en la 32 edición de los premios de la Academia de Cine.
El filme, que acaparaba doce nominaciones, se ha impuesto a la multipremiada Handia, de Jon Garaño y Aitor Arregi, El autor de Manuel Martín Cuenca, Verano 1993, de Carla Simón y la terrorífica Verónica de Paco Plaza. Rodada en inglés, la película se basa en una novela de Penélope Fitzgerald sobre una mujer que a finales de los años cincuenta decide hacer realidad su sueño de abandonar Londres y abrir una pequeña librería en la costa británica. Coixet recibe el premio de manos de la actriz Penélope Cruz y el director Carlos Saura.

Los presentadores de la gala de los Premios Goya 2018 han cogido los teléfonos de los nominados y han leído sus mensajes enviados a través de whatsapp. Así, por ejemplo, han accedido al teléfono de Gustavo Salmerón, que recibía un mensaje de su madre, Julita, en el que le pide que "compre pan"; o en una conversación entre Penélope Cruz y Javier Bardem, en la que este le explica que va a ver la serie Narcos, en un guiño a la película sobre la vida de Pablo Escobar que ambos protagonizan. 

Isabel Coixet (Barcelona, 1960) se ha llevado hoy el Goya a la mejor dirección con la película "La librería", rodada en inglés y protagonizada por Emily Mortimer y Bill Nighy. Coixet se ha impuesto en esta categoría a Paco Plaza por "Verónica", a Manuel Martín Cuenca por "El autor" y a la pareja formada por Aitor Arregi y Jon Garaño, directores de "Handia". Se trata del sexto Goya de su carrera que suma a los tres que ganó por "La vida secreta de las palabras" (2005) -mejor película, mejor dirección y mejor guion original-, el de guion adaptado por "Mi vida sin mi" (2005) y el de mejor documental por "Escuchando al juez Garzón"

"Mi voz es más aguda que la de los hombres. Cuando me preguntan en un casting si me voy a quedar embarazada es un poco como 'bff'. Estoy para dar el Goya a la Mejor Fotografía Femenina…Ah no hay, es que como antes cuando habéis dado el Goya a la Mejor Fotografía no había ninguna mujer y pensé que estaba separada por género. A la gente se le llena la boca con la injusticia y la desigualdad entre hombres y mujeres. De 135 nominados, solamente 30 son mujeres, de esas 30, casi la mitad están nominadas como actrices", son las duras palabras que ha dedicado Pepa Charro para reivindicar la presencia de la mujer en el cine. "¿Chicas, qué está pasando?", se ha preguntado. 

Nathalie Poza (Madrid, 1972) se ha proclamado ganadora del Goya a la mejor actriz protagonista por su papel en No sé decir adiós, la opera prima de Lino Escalera sobre las relaciones familiares y la dificultad de encarar la muerte. Se trata del primer Goya de su carrera y su cuarta nominación. Poza se ha impuesto finalmente a Penélope Cruz, nominada por Loving Pablo, a Maribel Verdú, por Abracadabra, y a la británica Emily Mortimer, por La librería. Hija de madre francesa y padre español, su trayectoria ha estado muy ligada al teatro y a la compañía Animalario. En televisión ha participado en multitud de series como El comisarioPolicíasLexHispania la leyenda o Carlos Rey Emperador.

Javier Gutiérrez ha dedicado el galardón a Manuel Martín Cuenca, el director de la película. "Gracias por tu amor, por tu confianza, por tu pasión y por ser el mejor director de actores". También a su madre, su representante, sus hermanas, su amor Adriana Paz y a su hijo Mateo, "que hoy es su cumpleaños". Además, se ha acordado del resto de la profesión: "Este oficio es muy hermoso pero también muy cruel. Quiero dedicarle este Goya a todos esas compañeras y compañeros que no suena el teléfono para ellos y no tienen ni la mínima oportunidad de demostrar su talento".