Anterior El drama, protagonista de la próxima semana Siguiente Por qué no te puedes perder el estreno de OT. Te damos 10 razones Arriba Ir arriba
Días de cine - Objetivo la Luna
Regreso a la luna: la carrera espacial

La carrera por conquistar el espacio

|

"Si la misión llamada Apollo 11 tiene éxito, el hombre cumplirá su sueño de caminar sobre otro cuerpo celeste". Así presentaba la NASA su misión lunar, y efectivamente, los EEUU consiguieron cumplir el sueño. Fue la noche del 20 de julio de 1969 -la madrugada del 21 en España-. Los astronautas Neil Armstrong y Edwin Aldrin fueron las primeras personas en pisar el satélite de la Tierra. Hasta 1972 diez astronautas más les sucedieron.

Pero los esfuerzos del hombre por conquistar el espacio exterior comenzaron mucho antes. Y los países que encabezaron la pugna por imponer su presencia fueron EEUU y Rusia, el fenómeno que se conoce como "la carrera espacial". Se trataba de una competición no declarada oficialmente por conseguir los mayores avances en el terreno espacial

Los inicios de la carrera

La Unión Soviética marcó el inicio de la era espacial con el lanzamiento del primer satélite artificial, el Sputnik-1, en octubre de 1957. Tan solo un mes después los rusos lograron el primer vuelo orbital de un ser vivo, ya que embarcaron a la perra Laika en el Sputnik-2. El 12 de abril de 1961 Yuri Gagarin fue el primer cosmonauta que voló alrededor de la Tierra, a bordo de la nave Vostok I.

EEUU, por su parte, inició un enorme esfuerzo para superar a la URSS, en 1958, con el programa Mercury. El objetivo era descubrir si el hombre podía vivir en el espacio exterior. Alan Shephard fue el primer astronauta norteamericano en pilotar una nave en un vuelo suborbital de 15 minutos, mientras que John Glenn orbitó la Tierra durante cinco horas en febrero de 1962.

Objetivo: la Luna

El 25 de mayo de 1961 el presidente de EEUU, John F. Kennedy, anunció en el Congreso la intención de enviar a un americano a la luna antes del final de la década. La NASA creó el programa Géminis para preparar la misión Apollo, que comenzó en 1967 con el Apollo 1, nave que se incendió en el despegue y donde fallecieron sus tres tripulantes.

Las misiones preliminares de la NASA continuaron, hasta que lograron su meta, en 1969, con el Apollo 11. La nave despegó desde el Centro Espacial Kennedy de Florida el 16 de julio de 1969. Cuatro días después alunizó en la superficie del satélite de la Tierra con Neil Armstrong y Edwin E. Aldrin.

Las primeras palabras de Armstrong al poner el pie sobre la Luna fueron: "Éste es un pequeño paso para un hombre, pero un gran salto para la humanidad". Los cosmonautas caminaron sobre la luna, tomaron muestras, clavaron la bandera de EEUU y volvieron junto al tercer tripulante, Michael Collins, sanos y salvos a la Tierra.

Rusia, a la zaga

Con la llegada del hombre a la Luna, EEUU fue el  vencedor de facto de la carrera espacial. La URSS se quedó atrás, hasta que en agosto de 1970 lanzó la estación automática interplanetaria Venus-7, que transmitió por primera vez a la Tierra información científica desde la superficie de otro planeta del Sistema Solar. Posteriormente realizaron nuevas incursiones sin tripular a la Luna y Marte.

Por parte de la potencia americana, diez astronautas más pisaron el suelo lunar, hasta diciembre de 1972, cuando finalizó el programa con el Apolo 17.

La Luna en la actualidad

Casi coincidiendo con el 40 aniversario de la llegada del hombre a nuestro satélite, la NASA ha enviado una sonda espacial, la Lunar Reconnaissance Orbiter (LRO), a una zona similar a la que exploró el Apolo 16.

El pasado 3 de julio la LRO envió las primeras imágenes de la Luna, tras su llegada al satélite el pasado 23 de junio. Las fotografías son de una zona situada entre la frontera de la parte soleada y la cara oculta de la superficie lunar.

Los objetivos son captar miles de imágenes que completarán el mapa de la superficie lunar, identificar emplazamientos seguros para el aterrizaje de los exploradores lunares, encontrar localizaciones con alto potencial, investigar sobre la radiación del ambiente y testar nuevas herramientas tecnológicas.