Enlaces accesibilidad

Las protestas pacíficas se abren paso en Barcelona tras una semana de graves disturbios

  • La jornada ha discurrido sin incidentes, con la salvedad de las bolsas de basura que se han arrojado de manera simbólica
  • La semana de altercados se ha cerrado con 600 heridos, 28 encarcelados y daños de más de 2 millones de euros

Por
Se cumple una semana de protestas pacíficas, movilizaciones y disturbios contra la sentencia del 'procés' en Cataluña

Lanzamientos de bolsas de basura y linternas de móviles encendidas, dos actos simbólicos que se han impuesto a la violencia y disturbios que han protagonizado una semana sin precendentes en Cataluña, tras la sentencia del 'procés', que se ha saldado con 600 heridos, entre ellos un policía nacional en estado grave y cuatro manifestantes que han perdido un ojo, 28 encarcelados y daños que superan los 2,5 millones de euros.

[Sigue la última hora en Cataluña en RTVE.es]

Los enfrentamientos entre los violentos y la policía de toda la semana han dejado paso a las protestas pacíficas y multitudinarias de este domingo, una buena dinámica que comenzó el sábado, cuando los manifestantes pacíficos iban quitando las barricadas que un grupúsculo de manifestantes intentaban montar.

Varios miles de manifestantes independentistas se han concentrado frente a la Jefatura Superior de Policía de Barcelona, en la Via Laietana, sin que de momento se hayan registrado incidentes.

Primera jornada de protestas pacíficas tras siete días de altercados violentos contra la sentencia del 'procés' en Cataluña

La mayoría de manifestantes había participado previamente en una concentración junto a la sede de la Delegación del Gobierno en Cataluña y han marchado de forma improvisada hasta los Jardinets de Gràcia y, desde allí, han decidido bajar por el Paseo de Gracia para dirigirse a la Via Laietana.

Sentada pacífica

A diferencia de la que ocurrió el sábado, esta tarde la Via Laietana no había sido acordonada por las fuerzas de seguridad tanto al comienzo como al final de calle, por lo que los manifestantes se han podido acercar hasta las inmediaciones de la Jefatura de Policía, donde han protagonizado una sentada pacífica, en el mismo escenario en el que el pasado viernes de violentos enfrentamientos entre grupos radicales y las fuerzas de seguridad y el sábado de otra protesta que se desarrolló sin incidentes.

Unas 2.700 personas, según la Guardia Urbana, han secundado esta tarde la convocatoria de la plataforma "Pícnic per la República" y han arrojado bolsas de basura, en su mayoría rellenas de papel, en el perímetro de seguridad de la sede en Barcelona de Delegación del Gobierno, para simular que este edificio es un "vertedero". Además, han encendo las linternas de los teléfonos móviles encendidas y entonando Els Segadors.

Al mismo tiempo, los CDR convocaban una concentración en la que han cortado la carretera C-60, a la altura de la localidad barcelonesa de Argentona y en la que ha resultado herido un joven de 19 años por atropello.

Dos personas han sido atropelladas durante los cortes de carretera de los CDR en Argentona

También en otras ciudades de España, como en el centro de Palma, unas 4.000 personas se han manifestado esta noche convocadas por organizaciones soberanistas para expresar su rechazo a la sentencia del "procés" y reclamar la libertad de los "presos políticos" y el fin de la "represión"

Torra vuelve a llamar a Sánchez

Mientras, el presidente de la Generalitat, Quim Torra, ha intentado hablar de nuevo por teléfono este domingo con el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, pero no lo ha conseguido. Desde Moncloa le han asegurado que no se podía poner porque estaba reunido, según han informado fuentes de la Generalitat a TVE.

Desde el Gobierno central insisten en que para que haya un diálogo debe haber una condena "firme, rotunda, sin matices, sin adjetivos, sin medias tintas ni equidistancia" de la violencia que se ha registrado en Cataluña desde el pasado lunes, cuando se conoció la sentencia del 'procés', tanto por parte de Torra como del resto del Govern.

Torra intenta hablar de nuevo con Sánchez y el Gobierno insiste en que tiene que condenar "sin matices" la violencia

Por su parte, el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska ha señalado cuando ha sido preguntado por este nuevo intento de Torra en la rueda de prensa celebrada tras la reunión del Comité de seguimiento de la situación en Cataluña que se ha celebado en Moncloa que "el presidente del Gobierno ha sido muy contundente al respecto".

En cuanto a las protestas, Grande-Marlaska ha insistido en que el Estado sigue actuando "deteniendo a quienes llevan a cabo hechos violentos" y en que lo que ocurre en Cataluña es estrictamente un "problema de orden público". En ese sentido, ha señalado la respuesta tiene que ser de orden público, es decir, con la "actuación legítima" de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado para "neutralizar la violencia".

Rivera pide el cese de Torra: "No queremos que Cataluña sea un territorio sin ley"

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha pedido el cese del presidente de la Generalitat y la vuelta a la convivencia en Cataluña. "No queremos que Cataluña sea un territorio sin ley. No se puede permitir en una democracia", ha defendido en un concentración bajo el lema "¡Basta ya! Justicia y convivencia" convocada por la formación naranja en la Plaza Sant Jaume de Barcelona para protestar por los disturbios ocurridos en la región desde el lunes.

600 heridos, 38 encarcelados y caos

La semana de altercados se ha cerrado con 600 heridos, 28 encarcelados y daños de más de 2 millones de euros. Las fuerzas de seguridad han practicado en total 194 detenciones -154 los Mossos d'Esquadra, 32 la Policía Nacional y 8 la Guardia Urbana de Barcelona- en los disturbios de esta semana en Cataluña, según datos facilitados por el ministerio. de Interior,

Este domingo, los juzgados de guardia de Barcelona han acordado enviar a prisión sin fianza a cuatro de los ocho detenidos en los últimos días que han pasado a disposición judicial por los disturbios en la capital catalana en las protestas de esta semana, acusados de los delitos de desórdenes y atentados, entre otros.

De ellos, un total de 104 detenidos han pasado hasta este domingo a disposición judicial, de los que 28 han ingresado en prisión provisional sin fianza -16 en Barcelona, 5 en Lleida, 5 en Girona y 2 en Tarragona-, por delitos como desórdenes públicos, lesiones, daños y atentado a agentes de la autoridad, entre otros, según el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña.

De todos los heridos desde el pasado lunes, trece continúan aún hospitalizados, entre ellos el policía en estado muy grave, en el hospital Sant Pau de Barcelona, y otras siete personas cuyo pronóstico es grave, tres de ellas por lesiones oculares que les han provocado la pérdida de un ojo.

Según datos del Gobierno, durante los disturbios de esta semana también se han causado daños a 267 vehículos policiales, de los que 221 son de la Policía Nacional, 43 de los Mossos d'Esquadra y 3 de la Guardia Urbana.

Los policías describen como "un infierno" la lucha contra los disturbios en Barcelona


 

Noticias

anterior siguiente